¿INTERESA DE VERDAD EL DEBATE DE LA DEFENSA? GAL. COLOMA

Pues una de dos. O los temas de seguridad y defensa van a pedir de boca, o estos importantes asuntos poco peso e importancia tienen en las políticas de nuestro gobierno.  Vds me dirán si yerro, pero es la impresión que me ha causado escuchar  la esperada  primera declaración programática de mi presidente del gobierno, cuando casi al final de un parlamento de hora y media, le ha dedicado poco más de dos minutos al tema, incluyendo la importantísima declaración de igualdad de trato y oportunidades del colectivo LGTBI en el seno de las Fuerzas Armadas; así me lo ha parecido.

Siento tener que disentir de vd, Sr Presidente. No, no somos un socio fiable. Y esto no solo lo dice un viejo soldado con sobrada experiencia en ámbitos multinacionales y en cuarteles generales aliados. No, no osaría hacerlo si no lo hubiera dicho antes y en público el Jefe de Estado Mayor de la Defensa, ayer mismo en términos muy similares: “Damos mala imagen”. Y a renglón seguido ha lamentado que España no haya logrado el mando de la misión del Líbano, cuando por turno y por la idoneidad del candidato nos correspondía. ¿Somos pues un socio fiable?

El debate posterior a la intervención del presidente, poco edificante. Le han vuelto a “atacar” con la más rancia dialéctica, contraponiéndole políticas sociales, como las de dependencia, al necesario gasto en defensa, olvidando que sin seguridad, sin una defensa adecuada que la garantice, no hay ni libertad, ni bienestar, ni siquiera paz. De nuevo he de acudir al JEMAD, quien hace ahora justo tres meses, ante la Comisión de Defensa de esa misma casa, lo expuso con claridad meridiana “Es temerario hablar de cañones o mantequilla, un debate injusto, imprudente, demagógico y populista”.

No damos buena imagen. Es temerario hablar de cañones o mantequilla. No se lo está diciendo los portavoces de la oposición a su gobierno, ni de los socios que han propiciado su investidura, ni  tan siquiera un correligionario de su minoritario partido en el parlamento. Se lo ha dicho quién tiene la responsabilidad de garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional”  (Art. 8 de la CE) y no solo eso, sino el desempeño de las tareas de los más de 2.400 hombres y mujeres actualmente desplegados en las misiones de las que legítimamente presume,y de todos los militares en las bases, acuartelamientos y campos de entrenamiento en condiciones de seguridad; con los magros recursos que se ponen a su disposición.

Y ya que Vd. no lo ha mencionado, como español de a pie, se lo pregunto yo:¿Las elecciones generales, para cuándo?

Adolfo Coloma

Blog: generaldavila.com

17 julio 2018