LOS VERSOS DEL CORONEL Félix Torres Murillo. Coronel de Infantería DEM. (r)

UN GRIEGO EN TOLEDO

Tras el desafortunado lance escurialense, aunque dos cuadros allí dejó, y tal vez como se dijo una pequeña estancia en Madrid, El Greco decide volver a Toledo donde en una especie de “agiornamiento” trata de ponerse al día basando su trabajo en la misma actividad que lo encumbró  a “maestro de iconos” en su isla natal: la pintura religiosa y devocional, tan del gusto de la época. Y aquí comienza esta nueva, y definitiva, fase de su creación que lo llevó a “lograr con la muerte eternidades” en boca de su gran amigo Fr. Hortensio Paravicino en el soneto que le escribió como epitafio, sobre el que volveremos.

 Ya antes, o a caballo, de  su pretendida aventura de pintor del Rey, imbuido de este nuevo espíritu y manera de hacer “a lo católico” pero sin olvidar sus raíces ortodoxas, habría realizado el motivo de la Verónica conocido en ambas religiones y ya comentado en

LA PASIÓN A SU MANIERA

 Verónica con la Santa Faz.1577-80. Museo de Santa Cruz. Toledo

 Es posible que uno de los primeros cuadros en esta etapa fuera el que hoy comentamos: El Greco se interesa en repetidas ocasiones por el tema de la Inmaculada, una de las imágenes más genuinas del barroco español pues tras el Concilio de Trento que inicia la Contrarreforma se incide en manifestar la importancia de la Virgen en la vida de Jesús y su papel como intercesora de la Humanidad y  se refuerza además la idea de la virginidad sin mancha desde su concepción, cuestionada por los protestantes.

 En ésta obra, típicamente “grequiana”, nos la presenta con San Juan que hace de introductor en la escena. Es de destacar la belleza en el rostro de la Virgen y la casi inapreciable (otra vez) “serpentinata” barroca de su cuerpo acentuada por el desplazamiento de sus manos y el sutil giro que imprime a su cabeza. Bajo sus pies encontramos diferentes símbolos marianos como el templo, las rosas, las azucenas o la luna.

  Inmaculada con San Juan.1580-86. Museo de Santa Cruz (Toledo)

 SIGNOS (13)

(Soneto)

 En liviano sitial acomodada

y un escabel de infantes querubines,

la música en tu honor de serafines,

y es el arco celeste tu morada.

 

Que por bendita, tú, la afortunada,

entrando en Sus designios y Sus fines

de uno al otro, del orbe en los confines,

serás tú la sin mancha, Inmaculada.

 

Y es ligero tu escorzo y muy logrado,

ligero el que te imprime el movimiento,

como el grácil girar de tu cabeza.

 

Mientras Juan -y ninguno hubo dejado,

de tus signos el genio en su recuento-

se prenda, deslumbrado, en tu belleza.

 

(Continuará, D. m.)

PD.-

 Tiempo habrá, D. m,  de comentar esta impresionante obra de nuestro “más moderno” pintor que representa la reacción violenta del pueblo madrileño contra los miembros de la guardia mameluca, mercenarios egipcios al servicio de Napoleón desde su campaña de Egipto, y contra los soldados franceses del mariscal Murat.

 “¡Qué nos lo llevan! “ gritó el pueblo madrileño viendo como los soldados franceses tenían la intención de hacerse con último infante que aquí quedaba, Francisco de Paula, y llevarlo con el resto la familia real que ya estaba en Francia. La multitud asaltó el Palacio, fue reprimida por el Ejército francés y “se lio el Dos de Mayo”.

 “¿Qué nos las llevan”, la convivencia y la democracia, podríamos ahora gritar los españoles y hacer frente a este tropel de ineptos, que al mando de un mentiroso y de un enemigo de España, un “orgulloso” comunista travestido en frailuno patriota de cartón piedra tienen la clara intención de convertirnos en súbditos bolivarianos tras llevarse por medio todo lo conseguido. Son otros tiempos y otras maneras, pero nuestros antepasados marcaron el camino; la rebelión…, en las urnas si llegan: aun estamos a tiempo.

 Hoy dos de mayo, 212 años más tarde, he creído oportuno traerles  esta inmortal obra.

 Dos de mayo de 1808 en Madrid. (La carga de los mamelucos). 1814. Museo del Prado.

 UNO  MÁS

(Soneto)

 Es la carga de rabia y de violencia

de en pueblo, que a luchar sale a la calle

no dispuesto a admitir se le avasalle,

buscando libertad e independencia.

 

Que a sabiendas, aun, de su impotencia,

todo el poder no hará que se desmaye,

del más potente ejército, y se engalle

ante tanto su abuso y prepotencia.

 

Y el maestro, ¡las vueltas de la vida!,

testigo del horror y la crueldad

plasmar quiere el derroche de heroísmo,

 

en brutal esta escena, desmedida

de muerte, miedos, sangre y voluntad,

en ejemplo, uno más, de patriotismo.

11 pensamientos en “LOS VERSOS DEL CORONEL Félix Torres Murillo. Coronel de Infantería DEM. (r)

  1. Hoy tres temas, pintura, sonetos y aprovechando que el Tajo, pasa por Toledo, un poco de política,. al ser el 2 de Mayo.
    Magnífica lección, y que no nos falte.🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 4 personas

  2. Perfecto Mi Coronel., 1º, lección de pintura, con la Inmaculada, 2º ,Dos de Mayo, todo aderezado con sus sonetos y política, se agita como un buen coctel y sale lo mejor de Vd. en todos los aspectos. Gracias y saludos.

    Le gusta a 4 personas

  3. Con permiso de Vuecencia, mi General. Mi Coronel, muchas gracias, admiro la pintura y desde que Usía nos da tantas pormenorizadas explicaciones empiezo a entender un poco además de la belleza la técnica. Reitero, gracias. ¡Arriba España y viva La Legión!. Julio de Felipe

    Me gusta

  4. Buenas noches Coronel Torres; menos mal que le tenemos a usted para consolarnos de tantas cosas como han cambiado en nuestra vida diaria.

    Hoy nos incluye, además de sus sonetos, siempre perfectos y relajantes, dos imágenes religiosas impecables y maravillosas en su ejecución. Totalmente comprensibles incluso para una visión como la mía, que suele interpelarle por el simple gusto de leer sus posteriores explicaciones, que siempre son bienvenidas porque así aprendemos incluso más de lo que ya nos muestra de sus conocimientos en los correspondientes artículos.

    Y hoy tenemos además una pintura de Goya que junto con la del 3 de Mayo nos recuerda una etapa de nuestra historia que, como bien dice, es necesario recordar para que no olvidemos que sin miedo y sin medios los españoles no nos resignamos a que nos aplaste el pié del invasor.

    No fue una etapa fácil, pero vencimos. Eso es lo que no podemos olvidar, ni ahora ni nunca. No importa si el invasor viene de fuera, o está dentro destilando odio y deseos de venganza. Estoy segura de que siempre vencerá EL PUEBLO ESPAÑOL verdadero, el de los sentimientos nobles, el que sufre el sacrificio y el esfuerzo pero no admite que nos hablen alto.

    Estoy segura de que ese pueblo no ha desaparecido, que sólo está dormido y por el momento encerrado.

    Afectuosos saludos

    Margarita Alvarez-Ossorio

    Le gusta a 1 persona

  5. Buenos días, mi Coronel y todos. Greco, Goya, y Mamelucos, esa especie de Moros Napoleónicos; pero eso era antes. Ahora no hay Greco ni Goya, ni están los Mamelucos, sólo quedan unos cuantos Mamones. Nuestro Destino tan accidental como el murciélago de laboratorio en un mercado chino

    Le gusta a 1 persona

  6. Muchas gracias mi General; no sabía que Javier fuera tu “hijo”.Coincidí con él en la Brigada Paracaidista. Un buen hombre, un buen compañero que selló con su muerte su espíritu de entrega y Servicio.

    Me gusta

  7. Como éste es el último artículo al que tuve acceso a través de mi suscripción al blog, intento escribirle, mi Coronel, porque estoy realmente asustada. Tengo bloqueada la entrada a los comentarios del blog y por supuesto, a los artículos, a partir del día 3, así que no me ha llegado ni el anunciado por el General Dávila de D. Alfonso Ussía ni ninguno más.

    He entrado en Facebook y he podido leerlos, pero no acceder a los comentarios ni por supuesto añadir el mío.

    Si éste correo le llega, me gustaría, D. Félix, que me informara de si ésto es general o es un caso particular mío. Tengo noticias de personas conocidas que tampoco han podido escribir nada en otros blog supuestamente de tendencias de derechas. Si ésto significa censura total, al menos me gustaría saberlo, y espero que quién corresponda tome las medidas necesarias sobre nuestra “supuesta” libertad de expresión.

    Si no veo mi comentario moderado ni publicado sabré al menos a qué atenerme.

    Un cordial saludo

    Margarita Alvarez-Ossorio

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .