DESMILITARIZAR LA GUARDIA CIVIL General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Tengo delante el Manual del Guardia Civil que comprende <<La Cartilla del Guardia Civil>> y el <<Reglamento civil y militar>>. Imprescindible y diría que inmejorable.

Las teóricas barbaridades que últimamente escuchamos se quedan en nada con las que se ejecutan y aprueban por Real Decreto. Aquí no manda la soberanía nacional sino el Real Decreto. Aquí mandan huevos. Si algo o alguien se cruza en su camino tienen, que yo recuerde, a nombres gloriosos en el Tribunal Constitucional, en el Consejo de Estado, en la Audiencia Nacional, en el Supremo, en la Guardia Civil, en la cúpula de las Fuerzas Armadas, y de ministro pasas a Fiscal General del Estado. ¿Alguien da más? ¿Les doy nombres? Las empresas las dejamos para otro día, restaurantes, reservados, salas VIP,s. Si hace falta destino a fulano a la Acorazada, que ya no sé cómo se llama, si Brunete, si San Marcial o el Campesino. Poco a poco, paso a paso.

Le ha tocado a la Guardia Civil. Veremos lo que pasa. Se habla de desmilitarizarla. Esto no ha hecho más que empezar.

Jugar con el honor es peligroso. A más de uno de estos jugones que pretenden acabar con la Guardia Civil les molesta, les es incómoda, ¡qué pesados!, se empeñan en que cumplamos la ley, el orden, y encima son hombres cuya divisa es el honor. Para colmo saludan y son un Instituto Armado. Demasiado para el cuerpo socialista, que ellos son la ley y no lo que la ley dice.

El escándalo llega de la mano de un exjuez. Tenía que llegar, tarde o temprano.¿Cómo se dice? ¿Miente, o no dice la verdad? Antes se pilla a un  mentiroso que a un cojo; para entendernos.

Se ha encendido la luz roja. Hasta aquí podíamos llegar. Ocupadas entonces las Fuerzas Armadas en su máxima jerarquía les faltaba la jerarquía del tricornio, y parece que con ella no pueden. Amigo, con la ley no se juega. Ya han jugado demasiado con ella y lo hicieron en Cataluña, como si los guardianes del orden y la Ley fuesen vulgares intrusos en la propia España.

Tengo entre mis manos el Manual de la Guardia Civil de 1910. Nada más abrirlo leo la Cartilla del Guardia Civil que, como todos sabemos, empieza con el artículo:

<<El honor ha de ser la principal divisa del guardia civil; debe, por consiguiente, conservarlo sin mancha. Una vez perdido no se recobra jamás>>.

Son 34 artículos del capítulo primero (Prevenciones generales). Ninguno tiene desperdicio. Es la ley moral de la Guardia Civil. Contra ella irán los que buscan su desaparición.

Mis palabras quedan huecas al lado de cualquiera de sus artículos. Les copiaría todos. Es una Ley moral para la vida en el orden y la convivencia.

Art. 6º <<El guardia civil debe ser prudente sin debilidad, firme sin violencia y político sin bajeza. No debe ser temido sino de los malhechores, ni temible sino a los enemigos del orden>>.

Art. 8.º <<Será siempre un pronóstico feliz para el afligido, infundiendo la confianza de que a su presentación, el que se crea cercado de asesinos, se vea libre de ellos; el que tenga su casa presa de las llamas, considere el incendio apagado; el que vea a su hijo arrastrado por la corriente de las aguas, lo crea salvado; y por último, siempre debe velar por la propiedad y seguridad de todos>>.

Así todos los artículos. Emociona leerlos.

Ni temido, ni temible… sino de los malhechores y los enemigos del orden.

Hablan de desmilitarizar la Guardia Civil. No. No se engañen. Lo que pretenden es que desaparezca. Ni Guardia Civil, ni Instituto Armado. Desmilitarizar a la Guardia Civil es desnaturalizarla, es decir, que desaparezca.

La Guardia Civil es para ellos un obstáculo; por mantener limpio ese camino que recorre el guardia civil, <<cuando se halla destinado al servicio de carretera o cualquier otro camino, los recorrerá frecuentemente y con mucha detención, reconociendo a derecha e izquierda los parajes que ofrezcan facilidad de ocultar alguna gente sospechosa>> (art. 35).

La Guardia Civil no es <<un Cuerpo muy complicado>>, ni <<un gasto superfluo>>, como dice el presidente del Gobierno, sino la garantía de un Estado de Derecho.

Hay mucha gente sospechosa. ¡Todo tan sospechoso! ¡Tantos sospechosos!

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

3 mayo 2020

 

Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

Vemos que en estos últimos ha sacado a la palestra un nuevo infundio y empeñado está en embarrar el campo, en enfrentar instituciones y en dividir a los españoles en buenos, ellos, y malos, los demás; un guión que sigue(n), dale que dale, dándole –sorry¡- cancha todos los medios, evidentemente: el golpe de Estado. ¿Cuál?, pregunto inocentemente.

*** Sin venir a cuento, desde su escaño le preguntó el pasado miércoles  al secretario general del PP, Teodoro García Egea, en el Congreso de los Diputados: ¿Está usted llamando a la sublevación de la Guardia Civil?”

*** “A ustedes les gustaría dar un golpe de Estado, pero no se atreven” le dijo igualmente el jueves a Iván Espinosa de los Monteros durante su intervención en la Comisión para la Reconstrucción, esta vez en su tono jesuítico. El portavoz de Vox abandona la estancia de la Comisión y  el ministro, en un alarde de educación y buenas maneras le espeta. “Cierre la puerta al salir, su señoría”. Es lo que hay.

 *** “El  general que no está con nosotros está contra nosotros”,  otra perla totalitaria y  bolivariana que se saca este elemento que bien podría decir, el estado soy yo;  y también, puestos a ser, la Ley, la democracia y el sursum corda.

 *** Por su parte, ya saben, familia que calumnia unida…En TVE, una ministra del Gobierno del Reino de España -con pulsera con bandera de la II República, naturalmente- se bate el cobre en defensa de su pareja, y del pan de sus hijos pareciera, por su vehemencia y animosidad. Transcribo de la prensa:

 <<“Irene Montero, ministra de Igualdad, ha salido a secundar la estrategia de su pareja acusando a Vox de querer «dar un golpe de Estado». «La derecha lleva semanas llamando a la insubordinación del ejército», ha afirmado la ministra en alusión a PP y Vox porque, a su juicio, los dirigentes de estas formaciones han asegurado “que este es un Gobierno criminal e ilegítimo” >>

Vayamos al DRAE:

– Ilegítimo. No legítimo

– Legítimo. Ciertogenuino y verdadero en cualquier línea.

Juzgue cada uno. Y no quiero entrar en lo de criminal; pero, leo en la prensa,  los contagios se multiplicaron por 20 en los días siguientes al 8 de marzo. En fin…

De la prensa de mayo de 2020

IGLESIAS ACUSA A VOX DE  “QUERER DAR UN GOLPE DE ESTADO  PERO  “NO ATREVERSE”

EL GUIÓN

(Soneto con estrambote)

 El guión del perfecto leninista,

del bulo, la ruindad y la mentira,

como ya otros lo hicieron -los admira-

sigue al pie de la letra y a ojos vista.

 

Pues que así lo parece, un camorrista;

de taberna un matón que sólo aspira

ser de la banda el “boss”, y que suspira

por su edén implantar, el comunista.

 

En jarra los sus brazos, insolente,

y sus dedos al cinto tal que prestos

a ya desenfundar, gesto iracundo;

 

o en su modo frailuno, displicente

expeliendo ficticios manifiestos,

en programa previsto y nauseabundo.

 

En una y otra ocasión,

no llevó su merecido;

que el asunto es de cajón:

tiene al más grande felón

por do sabemos, cogido.

Don Eufemio, may. 20

(Continuará, D. m.; y si nos dejan)

PABLO IGLESIAS TURRIÓN General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Dos reyezuelos camino del laberinto

Nunca hubiese dedicado una palabra a este personaje, pero al comprobar que tiene bloqueada mi cuenta de twiter he creído que es una buena  faena y que merezco una vuelta al ruedo. Como mínimo.

No me gustan los mansos porque reculan en tablas y no hay manera de sacarles un pase.

Poco ha faltado para llegar a las manos. Casi; si el Congreso hubiese estado lleno. En el minicongreso de Patxi ya se ha visto lo que hay y lo que no hay. Crispación; o más. La izquierda iglesias arremete acusando de golpe de Estado a todo lo que se menea y la derecha nadie sabe quién es ni a donde se va cuando se va. Nada mejor que atacar con las mismas armas. Estamos en la política del golpe de Estado. ¡¿Pero dónde está el Estado?!

Al que beneficia toda esta escenificación es al presidente. Desaparecido. A lo suyo. Como el cristal atravesado por la luz divina y con el esplendor del que ha salvado a la nación: 30.000 muertos (?) (cifras oficiales) le avalan.

Él se prepara el futuro: Montilla y el Gasolinero, Pepiño Blanco, de consejeros a Enagás. Corro a darme de baja. Todos son futuro que trabajan para mañana, el suyo.

No conozco un político pobre. Sí que existe Cáritas Castrense. ¿No se le cae la cara de vergüenza a la ministra y a alguno más? Algo así como Enagás.

Arde España y el incendio se propaga entre pobreza y desesperación al no existir solución a la vista. Unos cuantos viven bien y seguirán haciéndolo; otros, menos cuantos, resistirán; otros, muchos menos cuantos, no aguantarán el tirón.  Arriba y abajo. No habrá piso intermedio.

Deberíamos unir fuerzas y entre todos, unidos, buscar, si es que quedan, esas cosas de solidaridad, convivencia, ayuda al prójimo, caridad, incluso justicia. Justicia. Entre la caridad y la justicia siempre ha habido roces y poco entendimiento, como entre el saber y no saber nada, como un misterio que solo termina cuando todo termina. ¿Caridad o justicia?

En política es frecuente la confusión. Alguno incluso quiere ser eterno. <<En Roma, conversé con filósofos que sintieron que dilatar la vida de los hombres era dilatar su agonía y multiplicar el número de sus muertes>>, pero sin saber que <<por sus pasadas o futuras virtudes, todo hombre es acreedor a toda bondad, pero también a toda traición, por sus infamias del pasado o del porvenir>>.

Alguno, muy seguro de sí mismo, ha incendiado las naves que le llevaron a la tierra que cree suya. Mejor haber dejado arribada una en lugar escondido y seguro. La huida a tiempo.

Recuerdo cuando me contaron un cuentecito de Jorge Luis Borges: Los dos reyes y los dos laberintos:

Había dos reyes, uno de las islas de Babilonia y otro rey de los árabes.

Con el andar del tiempo vino a su corte el rey de los árabes y el de Babilonia hizo entrar al árabe en su laberinto para burlarse de su simplicidad. Vagó afrentado y confundido hasta la declinación de la tarde cuando imploró socorro divino y dio con la puerta.

Vuelto a Arabia estragó los reinos de Babilonia e hizo cautivo al rey. Lo amarró encima de un camello veloz y lo llevó al desierto. Cabalgaron tres días, y le dijo: ¡Oh, rey del tiempo y substancia y cifra del siglo!, en Babilonia me quisiste perder en un laberinto de bronce con muchas escaleras, puertas y muros; ahora el Poderoso ha tenido a bien que te muestre el mío, donde no hay escaleras que subir, ni puertas que forzar, ni fatigosas galerías que recorrer, ni muros que te veden el paso.

Luego le desató las ligaduras y lo abandonó en mitad del desierto, donde murió de hambre y de sed. La gloria sea con Aquel que no muere (Borges. Los dos reyes y los dos laberintos).

¿Cómo había titulado este artículo? ¿Pablo Iglesias Turrión? No lo recordaba.

Creo haberme equivocado. Más ético y estético sería: dos reyezuelos en su laberinto.

¿Quién llevará al desierto a quién?

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

LA RELACION ENTRE EL JUEZ Y LA POLICÍA JUDICIAL… Nicolas Poveda Peñas (Fue Magistrado de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional)

Antes de dar entrada a don Nicolás Poveda Peñas debo decir que nos une esa amistad forjada en el colegio, de las que son eternas. Volvimos a encontrarnos alrededor de la Legión, en su devoción legionaria a Santa Teresa, en la <<Asociación “Amigos de Santa Teresa”>> durante su peregrinación anual a El Marchal de Antonio López, en el municipio de Enix en Almería. Yo mandaba la Brigada de la Legión y allí me fui con mis legionarios de Intendencia.

Se pueden imaginar la alegría de dos chavales que después de tantos años, ya duros y maduros, se reencontraban y unían sus abrazos gracias a la Santa. Desde entonces de una u otra manera no hemos roto ese contacto, porque nuestros sentimientos, además de la amistad, corren juntos por nuestras venas españolas y bastante legionarias, cada uno en lo suyo.

Nicolás es un sabio, porque sabios son los que saben de justicia,  y deciden impartir ese que es el arte más difícil de aplicar: la Justicia. Como obra de arte que debe ser, de conocimiento e inspiración.

¡Qué les voy a decir si es mi amigo!

Gracias Nicolás. Estás en tu casa.

General Dávila (R.)

LA RELACIÓN ENTRE EL JUEZ Y LA POLICÍA JUDICIAL…

No puedo, ni debo, ni por supuesto quiero, dejar pasar la oportunidad que me brinda un antiguo compañero, mi amigo el General de División Excmo. Sr. Don Rafael Dávila Álvarez de escribir unas notas sobre una cuestión que en los últimos días se ha puesto calentita, cual es la relación entre el Juez y la Policía Judicial, y ello seguro que lo ha hecho en base a mis 19 años como Abogado y mis 35 años como Juez y Magistrado, que es a lo que me he dedicado, yo pienso de, por aquello, que debe haber gente para todo.

Con carácter de introducción, quiero hacer una pequeña explicación de cuál es el papel del Juez en el sistema político, conocido como Estado de Derecho, pues es importante establecer la razón de estado prioritaria, para poder comprender mejor la posterior explicación.

Desde que Montesquieu, relató la existencia de tres poderes como tres pilares sobre los que se edificaba el moderno estado, han sido muchas las variantes, cambios e incluso tropelías cometidas sobre esta división. Y ello porque el autor parte de los tres citados poderes como iguales en trascendencia, y dotados de facultades de control sobre los otros con la finalidad de mantener un equilibrio entre ellos que es el que daría buena razón de ser al sistema.

Estos poderes, en abstracto, como todos saben son, por su orden de gestación, el Legislativo; el Ejecutivo y el Judicial. Están interrelacionados entre sí en aras del citado equilibrio, pero con facultades distinta y exclusivas.

El legislativo es el poder que determina las normas de obligado cumplimiento por la sociedad y sus ciudadanos, llamadas leyes, facultad exclusiva, que sirve para ordenar el funcionamiento del estado.

Es el primero de los tres, por ser el que dimana directamente de la soberanía popular, que en el llamado sistema democrático, y que dimana de la elección por parte de los ciudadanos de los integrantes del citado legislativo, y es este poder el que elige al Gobierno de la nación que es la cabeza ejecutiva del estado,nosotros no votamos al Gobierno si no a parlamentarios, y es este quien tiene a su vez como facultad llevar a cabo las normas emitidas.

El Poder judicial, tercer pilar del sistema, tiene como fundamento, en cuanto al control de los otros poderes, la legalidad de las disposiciones hechas y de los actos derivados de las mismas que hayan sido ejecutados, pero también tiene como función la determinación de lo justo y lo injusto en el actuar de los ciudadanos en sus relaciones, decía mi paisano el buen Hidalgo Don Alonso Quijano, tienen disposición sobre la vida y la hacienda de la gente.

Sobre el actuar de los tres pilares, se encuentra la Ley Suprema, que el pueblo se dio a sí mismo, única norma votada por el pueblo y que es la Constitución Española.

En el Artº 117 de la misma se establece:

  1. La justicia emana del pueblo y se administra en nombre del Rey por Jueces y Magistrados integrantes del poder judicial, independientes, inamovibles, responsables y sometidos únicamente al imperio de la ley.
  2. Los Jueces y Magistrados no podrán ser separados, suspendidos, trasladados ni jubilados, sino por alguna de las causas y con las garantías previstas en la ley.
  3. El ejercicio de la potestad jurisdiccional en todo tipo de procesos, juzgando y haciendo ejecutar lo juzgado, corresponde exclusivamente a los Juzgados y Tribunales determinados por las leyes, según las normas de competencia y procedimiento que las mismas establezcan.
  4. Los Juzgados y Tribunales no ejercerán más funciones que las señaladas en el apartado anterior y las que expresamente les sean atribuidas por ley en garantía de cualquier derecho.
  5. El principio de unidad jurisdiccional es la base de la organización y funcionamiento de los Tribunales. La ley regulará el ejercicio de la jurisdicción militar en el ámbito estrictamente castrense y en los supuestos de estado de sitio, de acuerdo con los principios de la Constitución.
  6. Se prohíben los Tribunales de excepción.

Como podemos apreciar tan detallado precepto, establece dos principios fundamentales, a) La Justicia se administra por los integrantes del poder judicial exclusivamente, siendo los únicos titulares de la potestad jurisdiccional, y b) su labor es la de juzgar y ejecutar lo juzgado.

Juzgar y hacer cumplir lo juzgado conforme al juramento hecho conforme al art 318 de la Ley Orgánica del Poder Judicial que debe realizarse obligatoriamente y dice:

“Juro (o prometo) guardar y hacer guardar fielmente y en todo tiempo la Constitución y el resto del ordenamiento jurídico, lealtad a la Corona, administrar recta e imparcial justicia y cumplir mis deberes judiciales frente a todos.»

Pues bien, en tal función, que no escapa al conocimiento de nadie, se dan hechos y circunstancias de muy diversa índole, cuya exacta determinación lleva la aplicación del derecho, conforme al mandato al que ya se refiriera San Pablo, de ser la Justicia, el arte de lo Bueno y de lo Justo.

Aun cuando soy el autor de estas líneas, no quiero expresar una opinión, la mía, sobre el tema que nos ocupa, sino que lo que pretendo es a través de ellas hacer llegar al lector, cuales son los principios en los que se fundamenta esta cuestión, habida cuenta, que al ser un tema muy controvertido que afecta directamente a la separación e independencia de los poderes que conforman al sistema político y a los derechos fundamentales de los ciudadanos, desde los llamados padres de la Constitución, hasta nuestros días, se ha cuidado mucho esta materia, estableciendo una normativa clara y concisa que impida la elucubración y la diáspora de principios, por lo que tomare como base la normativa existente, que cada uno valorara según su plan social, pero que seguro, se apartara poco del contrario.

En los momentos actuales en los que la complejidad de la vida común de las relaciones de las personas es tan compleja, es impensable exigir al Juez conocimientos técnicos especiales, estando habilitado, para la utilización de personas peritas en la materia que corresponda bajo juramento de imparcialidad, que le harán llegar sus informes y en su caso servirán como prueba de cargo o descargo para el enjuiciado.

Pero además de esto es preciso que el Juez, este apoyado por unas instituciones, Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado; Ejercito, Policías locales y Autonómicas, para que le hagan llegar las consideraciones precisas para determinar los hechos y su autoría, pero también le doten de la fuerza coactiva precisa para hacer cumplir lo juzgado.

A tal finalidad y para el exacto cumplimiento de su función, se doto en la Ley a los Juzgados y Tribunales de un instrumento de colaboración muy estimable, la denominada Policía Judicial, la cual puede consistir en una Unidad orgánica, pero también como recoge el artº 1 del Real Decreto 769/87 de 19 de Junio regulador de la Policía Judicial que dice:

Las funciones generales de policía judicial corresponden a todos los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad cualquiera que sea su naturaleza y dependencia, en la medida en que deben prestar la colaboración requerida por la Autoridad Judicial o el Ministerio Fiscal en actuaciones encaminadas a la averiguación de delitos o descubrimiento y aseguramiento de delincuentes, con estricta sujeción al ámbito de sus respectivas competencias, y sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 283 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

Asimismo, puede haber constituidas Unidades orgánicas de Policía Judicial en los CFSE.

Pero como establecen los arts. 10 a 15 de dicho Real Decreto tal actuación se rige por las siguientes reglas:

ART. 10. En la ejecución de sus cometidos referentes a la averiguación del delito y descubrimiento y aseguramiento del delincuente, así como de los previstos en los apartados b) a e) del artículo 445 (*) de la Ley Orgánica del Poder Judicial, las Unidades Orgánicas de la Policía Judicial y los funcionarios a ellas adscritos dependen funcionalmente de los Jueces, Tribunales o miembros del Ministerio Fiscal que estén conociendo del asunto objeto de su investigación.

(*) Actualmente es el art. 549 de la Ley Orgánica del Poder Judicial el que contiene las funciones que corresponden específicamente a las unidades de Policía Judicial.

ART. 11.- Los funcionarios policiales comisionados por la Autoridad Judicial o Fiscal con arreglo al artículo 21 para la práctica de alguna concreta investigación se atendrán en el desarrollo de ésta a las órdenes y directrices que hubieren recibido, sin que las instrucciones de carácter técnico que obtuvieren de sus superiores policiales inmediatos puedan contradecir las primeras.

ART. 12.-Los referidos funcionarios policiales informarán de la evolución de sus investigaciones y rendirán cumplida cuenta del resultado final de su actuación a la Autoridad Judicial o del Ministerio Fiscal que la hubiere ordenado, en los términos y forma que la misma haya dispuesto.

.ART. 13.-En las diligencias o actuaciones que lleven a cabo por encargo y bajo la supervisión de los Jueces, Tribunales o Fiscales, competentes los funcionarios integrantes de las Unidades Orgánicas de la Policía Judicial tendrán el carácter de comisionados de aquéllos y, en tal concepto, podrán requerir el auxilio necesario de las autoridades y, en su caso, de los particulares.

ART. 14.-Las diligencias y actuaciones llevadas a cabo por las Unidades Orgánicas de la Policía Judicial tendrán el valor reconocido en las Leyes y gozarán de la especial consideración derivada de la adscripción y del carácter de comisionados de Jueces, Tribunales y Fiscales.

ART. 15.- Los funcionarios integrantes de las Unidades Orgánicas de la Policía Judicial deberán guardar rigurosa reserva sobre la evolución y resultado de las concretas investigaciones que les hubieren sido encomendadas, así como de todas las informaciones que, a través de ellas, obtengan.

La infracción de dicho deber será corregida disciplinariamente, sin perjuicio de otras responsabilidades a que la misma pudiere dar lugar.

La obligación de reserva no impedirá, salvo prohibición expresa del Juez o Fiscal competentes, el intercambio interno de información dentro de la Unidad Orgánica para la mejor coordinación y eficacia de los servicios.

Especial relevancia establece el artº 16 de dicho Real Decreto en atención a los hechos acaecidos recientemente con el Coronel Ilmo. Sr. Pérez de los Cobos, que dice:

Los funcionarios de las Unidades Orgánicas de la Policía Judicial no podrán ser removidos o apartados de la investigación concreta que se les hubiere encomendado, hasta que finalice la misma o la fase procesal que la originó, si no es por decisión o con la autorización del Juez o Fiscal competente. Cuando los funcionarios a quienes esté encomendada una concreta investigación hayan de cesar en su destino por causas legalmente establecidas, su cese se participará a la Autoridad Judicial o Fiscal para su conocimiento.

Esta normativa que se recoge en el citado Real Decreto viene avalada por el contenido de los arts. 282 y ss. de la Ley de Enjuiciamiento Criminal en idénticos términos, ratificándose su dependencia funcional con el Juez o fiscal instructor del proceso penal, su reserva frente a terceros que no sean parte en el proceso, y muy importante frente a Superiores jerárquicos orgánicamente, cuando estos no estén constituidos en Policía Judicial.

Por un lado, tenemos la imposibilidad de intervención de miembros del poder ejecutivo en la investigación realizada, siendo atentatorio contra la independencia, en este caso la Unidad de Policía Judicial de la Guardia Civil, y asimismo es inadmisible la remoción de un cargo de dicha Policía Judicial, como es la de su Jefe Superior.

Por tanto, es evidente la razón de los ceses y dimisiones habidos en los Altos cargos de la Guardia Civil en estos días, por intromisión ilegal en las funciones del inicialmente cesado, aun cuando ahora, y ante la cadena de dimisiones que se ha producido, se nos venga en manifestar que no se había pedido información, y lo que ha pasado es que se ha perdido la confianza. Hay otros, del pueblo llano que estimamos una relación de causalidad muy evidente con la actuación del Ilmo. Sr. Coronel en Barcelona con el 1-0.

Está claro que cuando se trata de miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, y especialmente con miembros de la Guardia Civil que en su himno dice:

          Instituto, gloria a ti,
por tu honor quiero vivir,
Viva España, viva el Rey,
viva el orden y la Ley,
viva honrada la Guardia Civil.

Es mi modesta opinión que, a los políticos de hoy, les ha superado, les ha podido más su soberbia bolivariana, -como la del Presidente Chaves en TV. diciendo en una plaza de Caracas “exprópiese” sobre una casa de la zona, porque le venía en gana, ante un público adicto-, que la Razón legal a todas luces de una Institución de la que estamos orgullosos todos los españoles

Madrid, 30 de Mayo de 2.020.- Dia de San Fernando y de las Fuerzas Armadas

Fdo: Nicolas Poveda Peñas. Fue Magistrado de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional

Blog: generaldavila.com 

La inacción constitucionalista. Melitón Cardona (*)

Dos de los tres partidos políticos que deberían hacer frente con determinación a la amenaza socialcomunista, separatista y terrorista que va afianzándose en España entre una mezcla de desidia y pensamiento desiderativo están comportándose de manera inexplicable. El Partido Popular parece ausente, esperando verlas venir y Ciudadanos juega con entusiasmo un incomprensible papel de tonto útil que acabará amenazando su propia supervivencia. Se diría que ni percibenla magnitud de la tragedia que se avecina ni se sienten capaces de afrontarla con determinación. Sólo VOX trata de plantar cara, no siempre con acierto, a la banda de irresponsables que con su desgobierno está hipotecando el presente y el futuro de una ciudadanía desmovilizada y apática cuya intensidad de sus inanes aplausos supera con mucho a la de su protesta en forma de caceroladas poco contundentes para que sean susceptibles de que quienes detentan el poder se sientan mínimamente amenazados por ellas. Es esa condición pastueña y lanar la que el Partido Popular,Ciudadanos y VOX deberían transformar en legítima y democrática indignación en lugar de tratar de aspirar a un centrismo que no es uno un sí pero no que no es chicha ni limoná. Por su parte, VOX debería aparcar de una vez sus aspiraciones partidistas para tratar de conformar un frente constitucional unido que garantizara una clara mayoría electoral de los constitucionalistas.

No cabe duda de que la mayoría de los componentes de la sociedad española está compuesta por víctimas de décadas del adoctrinamiento sectario que la sume en un estado de ignorancia letárgica agravada por la cínica perspectiva vital de sobrevivir a base de ayudas y subvenciones a las que creen tener un derecho inalienable;pero también es cierto que cuando esta utopía benefactora quiebra y esa mayoría se ve confrontada a la miseria, todavía le queda el reflejo atávico de volver a votar a quienes han demostrado saber cómo sacarles del paro y la miseria.Esa esa masa embrutecida e influenciable a la que los tres partidos constitucionalistas deberían tratar de atraer más que con cantos de sirena irrealizables con propuestas sensatas y explicaciones fiables: de no ser así, la venezuelización de España dejará de ser una amenaza real para convertirse en una realidad consumada e irreversible.

(*) Ministro plenipotenciario jubilado.

Los tres partidos son culpables de comportarse con una cortedad de miras que ronda peligrosamente la irresponsabilidad.

Blog: generaldavila.com

31 mayo 2020

Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

Les supongo enterados de la noticia que extraída de la prensa  se amplía más abajo; de nuevo “en el candelabro” dos viejas glorias socialistas a quienes acompaña un señor que no conozco pero al que doy mi más sincera enhorabuena, porque también le ha tocado la lotería; de él poco puedo escribir porque nada sé, pero sí sé algo de sus, también,  afortunados camaradas de momio.  Les presento a

Don José, Pepiño Blanco para los amigos; un esforzado servidor de la sociedad lo que no le dio tiempo a adquirir formación alguna ni a ocupar puesto ni trabajo alguno que no fuera en política. Apenas bachiller “se apuntó” al PSOE en su más tierna juventud, y ahí sigue. Fue senador, diputado, Secretario General de Organización, Vice no se qué, Ministro de Fomento y portavoz del Gobierno.

Liado en mil chanchullos (Ibiza, áticos en la isla de Arosa, entrevistas en gasolineras, presuntos sobornos, caso “ Campeón”… )

También de lengua fácil, y de ignorancia supina dio mil motivos a este humilde vate para retratarlo en verso; y precisamente de SONETOS PARA UN TALANTE extraigo dos; el primero cuando dijo “La historia de España nos ha enseñado que cuando la derecha se pone a gritar ¡España!, muchos españoles se estremecen”, en 2007.

 EMESIS

(Soneto)

 “Little mouse” con gafitas, malababa,

de Galicia nos vino, cabe el Miño,

un tipo de nivel más bien bajiño,

que de sí, como mucho, poco daba.

          

Desertor del arado y la cachava,

ilustrado se torna don Pepiño,

y de Historia lecciones, ¡cuidadiño!,

dar pretende este bobo con octava.

 

En la tele, de gloria su minuto,

a diario le dan porque aderece

la consigna que, dócil, le remitan.

 

Y soltada que es cual un esputo,

desconozco si alguien se estremece,

pero sé de millones que vomitan.

 

El segundo cuando en 2013 el Supremo declara provisional el archivo, faltaría más, de la causa contra él por el “caso Campeón”

COMPLACIENTES

(Soneto)

 Los dioses, como siempre, complacientes

al prócer en su súplica atendieron,

y al cajón, nada extraño, que metieron

las pruebas, pues no eran concluyentes.

 

Y enemigos los hay maledicentes,

que ahora otro remedio no tuvieron

que envainarla; los suyos aplaudieron

a rabiar, los sus actos transparentes.

 

La sonrisa volvió, de oreja a oreja

a su cara, lo dije, de estornudo,

ya libre, ¡natural!, de todo mal.

 

Pero sigue enrollada la madeja,

no vaya por ahí tan campanudo;

que el archivo, lo fue provisional.

 

– Don José Motilla. También, extraídos de EL PROCESO, les ofrezco dos sonetos  a otro de mis grandes favoritos del clan zapateril; un chaval que con 14años salió de Iznájar (Córdoba) e igualmente, sin más merecimientos se “metió” en el PSOE, y llegó a presidente de la generalidad catalana, senador y a ministro. Y ni por allá, ni por aquí le perdonaron su entrega “a la causa”; unos por “extranjero”, y otros por renegar de su propia tierra.

 El primero se lo dediqué en 2007 cuando en la Web de la Generalidad leí: “Don José Montilla i Aguilera, President de la Generalitat de Catalunya”

 

JOSÉ MONTILLA i AGUILERA

(Soneto)

 Con esa “i”, tan falsa, que han escrito,

que campea delante de Aguilera,

de tu ayer, en tu ansia garbancera,

reniegas, ¡gloria tú! del tripartito.

 

Y es que de mollera, tú cortito,

triunfar quieres en plaza forastera,

y crees que obrando así, de esta manera

desprenderte podrás del sambenito.

 

Pero no, ¡ay!, paisano, no te tragan:

y sufres a diario el desapego,

por muy dócil que seas y bizcochable.

 

Y, Pepe, ya lo ves cómo te pagan,

jamás olvidarán que eres charnego,

y nunca te dirán “molt honorable”.

Como todas aquellas personas que reniegan de sus orígenes, goza de mi más sincera simpatía; en éste otro lo despaché con el “pase del desprecio”, cuando en unas declaraciones calificó (otro que también ha leído a Platón, será por lo de “La República) como “los de la caverna” a los que escuchábamos La COPE.

PEP MONTILLA

(Soneto)

 Doblamos la provincia por el Río

“de arenas nobles, ya que no doradas”,

-la Sierra y la Campiña solapadas-

y su pueblo coincide con el mío.

 

Nos salió el cordobés, “esaborío”,

olvidando sus tierras soleadas:

el gazpacho cambió en escalibadas

ultra nacionalista “convensío”.

 

Engreído, crecido y vanidoso

calumnia,  maledice y arremete,

a todo el que no cree en sus diseños.

 

y allá al Sur, senequista e ingenioso,

escamados setenta veces siete,

del tal “Pep”, pasan los iznajareños.

 

Bien, pues ahora los dos, y un tercero recibirán como consejeros de Enagás 13.000 € mensuales por asistencia a 10 sesiones anuales,  más dietas y demás.

Pero espero que el más acérrimo detractor de las “puertas giratorias”, arremeta con tal decisión con la misma vehemencia, con las mismas poses de matón de taberna y las mismas invectivas inventadas que las que ha llevado  a cabo durante los últimos días; y sobre todo espero que alguien le pare los pies.

De la prensa de mayo de 2020

Enagás abre sus puertas giratorias y ficha a Montilla, Pepe Blanco y a

Cristóbal José Gallego, afín a Podemos.

 GIRATORIAS

(Soneto)

 No conozco al tercero del terceto,

sí al primero y segundo, dos lumbreras;

 y a ambos dos, a sus modos y maneras

les tengo dedicado algún soneto.

 

Y si acaso lo tiene, por respeto

a sus mismas palabras altaneras

-que será como al olmo pedir peras-

que proteste se espera, de un sujeto.

 

Que presente propuestas y mociones,

que remueva la tierra con el cielo,

y que brame en su escaño, que es lo suyo.

 

Mas por tierra se irán mis ilusiones,

ni un dedo moverá, ningún revuelo,

ni un pollo montará, tan sólo intuyo.

 

Don Eufemio, may. 2020

 

(Continuará, D. m.; y si nos dejan)

 

DÍA DE LAS FUERZAS ARMADAS SIN SOLDADOS. General Dávila (R.)

Hoy es el Día de las Fuerzas Armadas, es decir de los Ejércitos de España. No lo olvidamos, aunque las circunstancias hayan hecho suspender todos los actos previstos. Ellos están ahí, y estarán siempre. Han demostrado sus capacidades y lo volverán a hacer a pesar de su errónea utilización y deriva equivocada hacia donde las llevan.

Solo una palabra entre tanta vacía declaración que hoy aprovecha la política: Presupuestos y soldados. O Presupuesto para los soldados. Lo demás son cuentos y hueras palabras. No nos pasen las manos por encima y dedíquense a cuidar de sus Ejércitos y asignarles las misiones que les corresponden.

¡Felicidades Soldados! Gracias por vuestra labor callada y eficaz. Nuestra felicitación va para los soldados, no para los que políticamente les dirigen entre los que se encuentran los que no aman a España y desean una Patria rota y desunida en contra de lo que la Constitución en su artículo artículo 8 asigna como misión a las Fuerzas Armadas.

Unidad de España. Por España. Todo por España.

¡Viva España! ¡Viva el Rey! ¡Viva las Fuerzas Armadas!

Hoy nos sentimos más que nunca unidos a la unidad de España y su futuro en paz y convivencia desde la solidaridad y el convencimiento de que cada uno cumplirá con su deber.

¡Felicidades soldados!

Blog: generaldavila.com

30 mayo 2020