Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

¿POR QUÉ LO LLAMAN CLOACAS CUANDO QUIEREN DECIR PODEMOS? se pregunta un titular de la prensa digital. ¿Pura retórica?

 ¡A ver!: ¡Lo de siempre!

 Resulta que el personaje, cuando parlamentario europeo se lleva, al uso, a Estrasburgo “como asesora  de confianza” a una señorita  de nombre fácil, ¿sólo?, y de apellido dificilísimo. Al parecer, con el tiempo, se devolvieron el rosario de su madre, no sé si volara la vajilla pero sí que  quedaron, al uso, mal, pero mal… Según Villarejo, acabo de leer, ella estaba muy despechada porque le había prometido matrimonio (¿?) Naturalmente, él, como aquella fiscal de infausto recuerdo pretende escaparse con un “No a todo.”Leo también que “Iglesias se ha convertido en un muevo rey Midas de la política: todo lo que toca, o besa se convierte en cargo político de renombre”. Muy agudo, muy agudo…, y real como la vida misma.

 Algo,  de todos modos, habría en la tarjeta del teléfono, que si tuyo, que si mío, que si tuya, que si mía, que si me quedo con ella, que si te la devuelvo; y devuelta que fue  la tarjeta -también- pero en muy malas condiciones. En unas declaraciones en RNE el que todavía no se ha enterado que es vicepresidente del Gobierno del Reino de España en su acostumbrado lenguaje tabernario justifica que se quedó con una  tarjeta que no era de su propiedad para proteger a la dama, porque, cito de oído: “¿… qué hubiera pasado si la tarjeta con situaciones comprometedoras de una joven de 24 años hubieran caído en manos de un tipejo como Inda?  Desde luego que no la hubiera machacado como hizo él. Y se me ocurren otras dos preguntas retóricas, naturalmente.

1.- ¿Qué han dicho o hecho las (y los) feministas ante tal exceso de machismo?

2.- Situaciones comprometedoras: ¿Referidas a una sola persona?

 Total, que hay juicio, y la Fiscalía en principio y por “principios” toma partido escorándose a babor, al uso.

 Lío monumental; el tipo empapelado que trata como el calamar de soltar tinta y embarrar el campo, el Gobierno que las venir  y, un poco harto ya del personaje, se pone de  perfil: (“Allá él con sus  líos, yo no voy a ser su intérprete, Cicerón Montero dixit). En fin, más abajo les dejo con el periodista Nacho Cardero que se lo sabe mejor.

 De la prensa de junio de 2020

CASO DINA: LAS CLOACAS NO LLEVAN TRICORNIO, LLEVAN COLETA

 La teoría de la conspiración que se había sacado Pablo Iglesias del magín era una cortina de humo para mantener distraída a la opinión pública y ocultar las disfunciones del Ejecutivo

Un chat interno del equipo jurídico de Unidas Podemosdesvelado este miércoles por El Confidencial, desmonta ahora la teoría de la conspiración y destapa cómo Marta Flor, letrada de Dina Bousselham e Iglesias, gozó de un trato privilegiado por parte de la Fiscalía y manejó datos clave de la causa antes de que esta se pusiera en marcha, al tiempo que los representantes del Ministerio Público permitían que el vicepresidente se convirtiera en el único dirigente de la formación que figuraba en el procedimiento como perjudicado.

Los tejemanejes no habrían salido a la luz si no fuera por la persistencia del juez de la Audiencia Nacional Manuel García-Castellón —al que ya le han montado una campaña de difamación en redes, ‘modus operandi’ habitual—, y por una investigación que evidencia las contradicciones y artimañas de Iglesias y deja al político al borde de una doble imputación en el Tribunal Supremo por los delitos de revelación de secretos y daños informáticos. Iglesias no era víctima sino verdugo”.

(Nacho Cardero)

CLOACAS

(Soneto con estrambote en cuarteto)

 Vista su situación de vacas flacas

los fiscales tocaron a rebato

por obviarle pasar otro mal rato

tal cuando el pelotazo de Caracas.

 

De las cuentas, aquel, que más que opacas

negras aparecieron; y el relato

relimpio y blanqueado, de inmediato

salvó al que en las pútridas cloacas

 

que llaman del Estado, tan a gusto

se encuentra, su elemento. Y es ahora

quejándose de ser perjudicado

 

que llora ante los jueces; y un disgusto

le ronda, pues pudiera en mala hora

salir doblemente empapelado.

 

Una caña con pincho de tortilla,

hoy estoy que lo tiro, les apuesto

-por medio las puñetas, por supuesto-

a  que gratis se irá, por la patilla.

Don Eufemio, jun. 20

(Continuará, D. m.; y si nos dejan)

8 pensamientos en “Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

  1. Buenas tardes mi Coronel:
    Acierta usted, una vez más, y bien que lo siento por lo que representa su acierto:
    Este impresentable vicepresidente, que nos ha traído la política, se irá de rositas en este asunto y por el motivo citado “-por medio las puñetas, por supuesto-“.
    País… que diría Forges.
    Saludos cordiales.

    Le gusta a 4 personas

  2. Pues yo apuesto una ración completa de jamón de Jabugo, D. Eufemio, a que de ésta le va a ser un poco más difícil salir, si finalmente el Juez que intenta empapelarlo va a Gales (donde parece que la tal Dina mandó la tarjeta para intentar recuperar su contenido) y le confirman la fecha de la destrucción y el modo de destruirla.

    Para nuestra suerte o desgracia, todo lo que escribimos o grabamos hoy en día en nuestro teléfono o en nuestro ordenador es prácticamente imposible hacerlo desaparecer. Claro está que mediante “las puñetas” se pueden ignorar, pero eso ya sería tan descarado a las alturas que estamos, que podría ser el escándalo más mayúsculo de todos los que nos ofrecen casi a diario las puñetas y quienes las manejan.

    Si el individuo ha confesado que no quiso entregar esa tarjeta, diga lo que diga, está claro que no fue precisamente para protegerla a ella, sino a sí mismo, y sus vergüenzas han quedado bien visibles, lleguen a las conclusiones que lleguen en los juzgados. La misma propaganda que utiliza ésta vez va en su contra. Quién a hierro mata, a hierro muere, Pase lo que pase todo el mundo sabe con certeza de qué va el asunto, así que es inútil intentar salirse por la tangente, ésta vez le ha salido el tiro por la culata.

    Pague o no mediante la Justicia, la opinión pública para él es fundamental, aunque sea de la parte que hasta ahora le ha apoyado, incluida su pareja, que naturalmente no va a declarar en su contra, pero no hay nada peor en éste mundo que una mujer despechada, y éste va dejando un reguero tan abundante tras de sí, que es difícil que pueda salir indemne por más protecciones que busque con satisfacciones monetarias o burdos chantajes políticos.

    Si todo éste asunto logra quitárnoslo de enmedio, soy capaz de abrir una botella de champagne para brindar por el causante, sea la tal Dina, el juez o la opinión pública. Todos me valen.

    Cordial saludo

    Margarita Alvarez-Ossorio

    Le gusta a 4 personas

  3. A las órdenes de V. I., mi Coronel.

    Este indivíduo al que tan bien retrata, con cámara y con pluma, es la reencarnación de Rasputín. Sólo cabe esperar que su final sea también el mismo, pues si tarda mucho, algunos moriremos de de una secticemia sólo por verlo en fotografía.

    ¡¡¡Viva España!!!

    Le gusta a 4 personas

  4. Pues tengo repartido el asunto entre José Manuel y Margarita. La experiencia me hace estar con el primero; y el corazón me pide que sea la dama la que se lleve el gato al agua. Amén.
    Gracias a ambos.

    Le gusta a 5 personas

  5. Creo que la tarjeta su contenido era mayor que un simple, despecho como la promesa de matrimonio.
    Este malandrín tenia algo mas grave que una simple proposición de matrimonio, este malandrín como profesor hizo poco en la universidad para enseñar a sus alumnos eso si dio largas sesiones de marxismo o estalinismo, para sentar las bases de un nacimiento de un partido PODEMOS, son frases empleadas en las dictaduras Sudamericanas y que el empleo en los países menos desarrollados de Sudamérica pretende, todos esos ensayos estaban preconcebidos para aplicar las en el sur de Europa.
    Aun que yo creo, que en esa tarjeta avía encerado datos mas importantes que sus largas estancias en esos países esa tarjeta seguro que contenía sus conquistas del dorado el oro para las arcas del partido.
    Y el dinero con seguido de Iran

    Le gusta a 1 persona

  6. Por experiencia, D. Félix, se que eso de llevarse un gato al agua es muy complicado, y hablo del hecho real, porque de pequeña intenté bañar a uno de los gatos que pululaban por la casa, y a pesar de que era un gato absolutamente manso y encantador, me dejó buenos rastros de que estaba en total disconformidad con la idea de bañarse.

    Así que me conformaría simplemente con acertar, por una vez y sin que sirva de precedente, porque generalmente siempre estoy de acuerdo con las ideas que expone José Manuel, que me da la impresión de que sabe algo de la vida.

    Pero como posiblemente ni él ni yo sepamos demasiado de eso que ahora llaman la erótica del poder (y del dinero) pues tendremos que esperar a ver si las mujeres de ese macho alfa no sucumben, y si las puñetas se resisten a las presiones, sin erótica, del dinero y del poder.

    Quedan pendientes pués, el champagne y el jamón, hasta nuevo aviso.

    Pero si es usted el que pierde, D Félix, le aseguro que soy capaz de ir a Toledo sólo por tomarme el pincho de tortilla, que me iba a saber a gloria.

    Le gusta a 2 personas

  7. Muchas gracias Mi coronel por tan suculento comentario. Por mi parte todo lo referente a este “tipejo” que tiene la piel tan fina, le diré, que esto ya es cosa de “puñetas”, lo triste es que ya no son las mismas en las que siempre confiábamos, ahora están politizadas, y hay dos raseros de medir, por la experiencia que veo en estas cuestiones, creo que nadie se va a atrever a poner el cascabel al gato, y que conste que sería el día de mi vida, que aunque soy abstemia, bebería hasta hartarme, pero presiento que saldrá de rositas, para mí que es peor que Rasputín, debe tener un pacto con el diablo. Saludos a todos.

    Me gusta

  8. Lamentablemente, está forma de proceder ni es democrática ni, mucho menos, cristiana. Se sugiere, se insinúa, pero no sé aportan pruebas fehacientes. De pena, la derechona.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .