¿Humor subsahariano? Melitón Cardona (*)

Como estudié diez largos años en el colegio de Montesión de los jesuitas en Palma de Mallorca, uno de los más antiguos del mundo, me complace hoy poder contradecir a San Ignacio y afirmar que en tiempos de tribulación se debe hacer mudanza, de manera que hoy voy a dejar de lado mi habitual seriedad de diplomático jubilado para tratar de ofrecer un panorama jocoso del desconcierto lingüístico que nos asuela o asola, que de las dos maneras puede decirse.

Debo aclarar que, por desgracia, no son de mi cosecha ni fruto de mi ingenuo ingenio, sino de la ubérrima proliferación de malentendidos gramaticales y sintácticos que proliferan en los medios de comunicación en general y particularmente, entre la banda de ignaros que nos desgobiernan.

Así, por ejemplo, resulta pausible y no es infrecuente que algunos confundan la deontología con la odontología, por extraño que parezca; y si uno se pregunta cómo es posible tamaño despropósito, ha de concluir que tal vez se deba a que algunos piensan que debe tratase de una pregunta pletórica o de frases laminarias sin mayor trascendencia, mientras otros pensarán que es tema menor y sólo se trata del chocolate del loro. Como ha señalado algún ministro o ministra analfabeto o analfabeta de los que nos asuelan o asolan, el núcleo gordiano de la cuestión no reside en saber hablar bien sino en actuar en consecuencia, una contradictio in terminis que puede deberse al estrés que provocan los sinsudores del cargo que detenta y es que más de uno todavía pretende vender la piel del mono antes de cazarlo. Sea como sea, que salga el sol por donde quiera y que prosiga el despropósito al que se suma ya la Real Academia de la Lengua avalando el laísmo en un frase que se la ha consultado no hace mucho. ¿Hay quién dé más? Y, si es el caso, miel sobre ruedas, que una frase laminaria de más o de menos tampoco es tan grave.

No quiero ser pájaro de mal agujero, pero al ritmo que llevamos pronto será cosa común dar pato por liebre, hacer caso sumiso de mis sabias municiones y acabar hablando como la señora marquesa de Galapagar, que dice que hay familias monomarentales y se queda tan ancha. La verdad es tampoco es para rajarse las vestiduras en alguien que cita a destiempo a Rosa de Luxemburgo, no distingue churras de meninas y está felizmente casada con un intelectual del todo a cien que afirma leer libros que Kant jamás publicó.

En concretizando y para no agobiar al personal más de la factura, mal vamos, aunque al final todo queda en agua de borrascas y aquí paz y allí escoria. Amén.

(*) Ministro plenipotenciario jubilado

29 abril 2020

Blog: generaldavila.com

13 pensamientos en “¿Humor subsahariano? Melitón Cardona (*)

  1. Recordando , erratas, el otro día conversando con un hombre ya muy mayor, de profesión Caballero Legionario, me hablaba de la cultura y otros menesteres, y justamente, hablamos de las equivocaciones, pero hubo un momento en el que, no pudimos evitar la carcajada, cuando recordamos a una señora, muy ella, de esas del quiero, pero no puedo, que estando ambos despellejando al del Falcon , se metió en la conversación y soltó un… ” Ese lo que es… es un flatulento…”
    Nos miramos y la carcajada fue al unísono…
    Habría querido decir Fraudulento?
    Ambas denominaciones podrían ser correctas ante esto…
    Calladitos…

    Le gusta a 3 personas

  2. Buenos Dias, Sr. Embajador y todos; menos mal que los “montesioneros” (soy de la promoción 1963) estamos a prueba de sofismas y “argumentarios “retorcidos, aunque alguno llame a todo eso “elaborado silogismo”. Que por Pascua Florida, está bien, pero con Rueda de Molino, no. Soy asiduo de este blog, ya conocía sus artículos, ahora para mi mucho más interesantes si cabe, por lo del Cole. “Nuestras Islas son trozos de España, lanzados al Mar…”.

    Le gusta a 4 personas

  3. Su faceta jocosa, le sienta muy bien. Para nuestro regocijo, debería usarla de vez en cuando. Pues estando como estamos, “ confitados” ,
    nos ayudaría a sonreír, y necesitamos un poco de alegría. Gracias señor embajador. 🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 3 personas

  4. Lo bueno, si breve, dos veces bueno. Decía Gracián, el gran conceptista.
    La lectura de un texto, que a pesar de su brevedad contiene tanto humor, es un regalo para el espíritu y una buena forma de iniciar la jornada.
    Puede decirse que en unas cuantas líneas ha hecho una “ecografía semántica” de estos políticos del nuevo Frente Popular que nos desgobiernan.
    Muchas gracias señor embajador.

    Le gusta a 4 personas

  5. Con permiso de Vuecencia, mi General. Muy bien, D. Melitón. En el pueblo de mi mujer dicen “miel sobre hojuelas”, un dulce típico de allí. Por otra parte, la señora del “flatulento” querría decir “pedorro” pero es menos fino, aunque igual de despectivo. ¡Arriba España y viva La Legión!. Julio de Felipe

    Le gusta a 2 personas

  6. Señor D. Melitón Cardona : Su frase, “ Son naves que surcan un mar
    Imperial “. Es prodigiosa, la usare a partir de ahora, aunque tenga que pedir su autorización. Espero que me la conceda. Gracias..🇪🇸🇪🇸

    Me gusta

  7. Muchas gracias Sr. Embajador. No sabe Vd. lo que me he reído con su escrito, debo de reconocer que es inigualable, y que en estos momentos que estamos recluidos en casa y con tantas manipulaciones y mentiras, ha sido como una ráfaga de aire puro para nuestros pulmones. Saludos y escriba más sobre estos temas, que nos alivia mucho.

    Le gusta a 3 personas

  8. No lo había, pensado, quizás, la señora, denominada así por educación, quizás quiso realmente utilizar flatulento, pero, viéndola muchas mañanas, bajar a buscar el pan en camisón , bata y zapatillas, eso sí, oliendo a Chanel , creo que sí hubiera querido decir pedorro, lo hubiera dicho sin miramientos…
    Un saludo muy español…

    Le gusta a 2 personas

  9. Muchas gracias D. Melitón Cardona por tan hilarante artículo que nos ayuda a soportar tan duro “confitamiento”

    No debemos ser pájaros de mal paragüero, ni creer a pie puntillas todas las babladurías que circulan por las redes, ni mucho menos arriesgarnos las vestiduras por la gestión de unos políticos que, como siempre, está al pie del camión. Hemos de tener en cuenta que simplemente hay situaciones que se presentan, sin quererlo ni comerlo y más complicadas que enhebrar una aguja en un pajar.

    Un saludo a todos.
    Pedro Dalmau

    Me gusta

  10. El himno del colegio de Montesión empieza así: “Nuestras islas son trozos de España. son trozos de España lanzados al mar. Son vanguardia de España hacia Oriente, son naves que surcan un mar imperial”.

    Me gusta

  11. D. Melitón, que bueno es de vez en cuando recibir una bocanada de aire fresco en los tiempos que corren.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .