Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

Cualquiera de nosotros en nuestros años de banca, tarima y pupitre hemos, seguro, conocido a alguien que en esto del copieteo chuletario llegaba a alcanzar la perfección más absoluta. Conozco uno que llevaba escrito el Derecho Penal en los capuchones de aluminio de los bolígrafos Bic con el punzón de un compás. Y aún, dentro de sus artes y de tal su currelo, algunas veces eran “pescados”; éste que les refiero, no.

 Está claro que ni los gerifaltes ni sus asesores, pelotas y correveidiles más o menos favorecidos en su frondosidad capilar que todavía disfrutamos le llegan a la altura de las zapatillas a aquellos virtuosos del mínimo esfuerzo: a estos, se le pilla siempre. Para muestra, otro botón.

 

De la prensa, marzo de 2019

EL PSOE felicita el Día de Andalucía atribuyendo falsamente un poema a LorcaEl tuit del PSOE resumía esta poesía que es mucha más larga. De hecho, si la leemos entera rápidamente podremos darnos cuenta de que es imposible que fuera escrita por García Lorca. La parte dedicada a Córdoba diceCórdoba mora cristiana, puente de San Rafael“.

 Dicho puente fue inaugurado por Francisco Franco en 1953 y así figuraba en la placa conmemorativa hasta el año 2004 cuando fue retirada.

SU CIRCO

 (Soneto)

 ¿Nadie ya queda en grupo tan selecto,

esa cohorte hinchada de asesores,

gran pléyade de sabios y mentores

que les salve del parco su intelecto?

 

¿Y nadie que por mor de lo correcto

y ahorrarnos los asombros y estupores,

los trate de sacar de sus errores

tomando las medidas al respecto?

 

Que vayan, bien al Sur, vayan al Norte,

bien se trate de tirios o troyanos,

del encabezamiento a la posdata

 

en su circo montado, ¡vaya corte!,

parece que les crezcan los enanos,

pues do ponen el pie, meten la pata.

Don Eufemio 4 mar.19

(Continuará, D.m.)

11 pensamientos en “Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

  1. ¿Qué otra cosa podría esperarse, mi Coronel?.

    Pobre Federico, si levantara la cabeza, los correría a… “gorrazos”.

    Me gusta

  2. Pues, mi Coronel, con el permiso y la dispensa de V.I.

    Tengo a espaldas de mi casa y sólo a un par de minutos, lo que se tarda en cruzar la avenida que pasa por ahí, si hay un poco de suerte y el semáforo permanece el tiempo suficiente abierto sin cerrarse y dejarle a uno colgado a mitad de camino, un precioso parque, el único que existe en esta ciudad y como quien dice, en el centro de la misma, que se llama de García Lorca. En él y cerca de la entrada se conserva perfectamente la casa, hoy convertida en museo y oficina de la fundación, en la que veraneaba la familia de Federico y en la que estaba a mediados de Julio del 36 cuando sus amigos, la familia de falangistas los Rosales, le llevaron a su casa en el centro, como precaución por lo revuelto e inseguro que estaba el ambiente en esos días. La casa se llamaba Villa Concha, y es muy bonita y de un sobrio estilo campestre andaluz. Como un pequeño cortijo.

    Allí salgo con frecuencia y me siento a leer en alguno de los bancos antiguos de obra que existen, bajo el mismo nogal y junto a los mismos cipreses que existían en aquella época y que seguramente Federico disfrutó también con un libro en las manos.

    Llegan todos los días muchas personas y algunos grupos en visita cultural, y antes de entrar o después de haberla realizado, se quedan en esa placeta charlando. Es muy fácil, por sus conversaciones, conocer el paño y la cultura de cada interlocutor.

    Y se oye cada cosa…, que dan ganas de irse de allí y no volver.

    Me gusta

  3. Siempre tendrás mi “dispensa” amigo Rafael para contar cosas tan enjundiosas como las que cuentas; sigue “permaneciendo a la escucha” por si cazas algún gazapo, y nos lo cuentas.

    Me gusta

  4. Buenas tardes Don Eufemio.

    ¿Qué podemos esperar de estos tiempos donde la mediocridad es la excelencia de nuestros políticos y de tantos “personajes” públicos?

    Menos mal que nos quedan sus brillantes y acertados sonetos que, con su aguda crítica de la situación actual, nos confortan y consiguen arrancarnos una sonrisa ante tanta muestra de adocenamiento y medianía.

    Un saludo.

    Pedro Dalmau

    Me gusta

  5. Ya tarde pero leído, Coronel D. Eufemio.. Genial como siempre, y diciendo verdades evidentes, con elegancia y en verso.
    Un afectuoso saludo..
    !IViva la España culta..la de antes…!
    Josefa López del Moral Beltrán..

    Me gusta

  6. Algunos siempre han intentado aprovecharse de las ideas y de los trabajos de los demás, ninguneando los méritos ajenos para alardear políticamente de los propios.
    Así sucede con las grandes “Ciudades Sanitarias”, los grandes hospitales construidos por españoles en tiempos anteriores a los de las generaciones actuales (las “desmemoriadas históricas”), como sucede con los hospitales construidos con “Fe” en Valencia, o en “La Paz” de Madrid en tiempos de Franco, y como también ocurre con el hospital “Francisco Franco” de Barcelona, denominado actualmente “Hospital del Valle Hebrón”, o en los puentes y presas hidráulicas de toda España.
    Parecido ocurre en edificios de granito construidos con el material extraído de las canteras de El Valle de los Caídos, como son Los Nuevos Ministerios de Madrid, donde se sustituyó la estatua del General Franco por una de un promotor, ideológico socialista.
    Yo que viajé a San Petersburgo en tiempos de Brezhnev, pude ver como muy cerca del Palacio de Invierno (del Museo de El Hermitage) se mantenía una gran estatua de la Zarina Catalina la Grande, que los comunistas no habían eliminado en aras de su “Memoria Histórica”. Sorprendentemente aquí no sucede lo mismo.
    También es mas fácil apropiarse de los escritos de otros, para anexar sus tesis, y sus masters académicos; o incluso inventarse versículos inexistentes atribuidos a poetas como Machado o Lorca.

    Un cordial saludo.

    Me gusta

  7. Francamente, no sabe uno si reirse o llorar…Gracias D. Eufemio, a usted le debemos la sonrisa, esa que no escandaliza pero que es mucho más fresca y sincera que una risotada, pero siempre que leemos sus rimas nos queda el amargor de las verdades que, desgraciadamente, desgrana con ironía y gracejo.

    Siempre en la excelencia, ya sabe que soy una rendida admiradora suya

    Margarita

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .