Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

Creo que las especiales fechas de esta Semana Santa, días de recogimiento, de encuentro con las tradiciones, de reuniones familiares, de vacaciones…, que para todo habrá tiempo y lugar; creo que bien merecen dejemos a un lado, si nos dejan, esta dinámica de rifirrafes políticos y si me lo permiten los amables seguidores hablemos un poquito de Historia, y por qué no, de leyendas.

 Así que arrimando el ascua a mi sardina y haciendo un poco de patria chica les hablaré en tres entregas de mi pueblo, Santa Eufemia, y de su patrona que aquí llamamos ”La Santa”, también la  patrona de la Reggio Calabria en la punta de la bota italiana frente a Sicilia. Al final de estas entregas comprenderán por qué a mi pueblo se le conoce coloquialmente como “La Calabria” y por qué nuestro gentilicio oficial es el de “calabreses”.

LA ERMITA (I)

 Un domingo de abril, Domingo de Resurrección: el verde de los campos, ya alta la sementera, granadas las espigas, los mil colores de las flores silvestres en la dehesa, el típico mirar al cielo por si cae el chaparrón cuando ya los días son cálidos en mi pueblo que cierra por el N. el Valle de los Pedroches en la Sierra cordobesa;y dominando el caserío, la atalaya que los lectores conocen,  que por su emplazamiento privilegiado me permite no perder ripio sobre todo lo que acontece para bien y para mal por ésta, nuestra querida España. Un típico día de primavera que La Santa nos regala para que los calabreses cumplamos el secular rito de pasar el día en su casa junto al río; su casa, blanca, humilde, umbría, fresca, recoleta …

 La historia que hoy pretendo contaros comienza mediado que era el siglo XII, durante el reinado de Alfonso VII.

Estaba a la sazón el Rey de León, de Castilla y algunos lugares más en lucha por el reino de Aragón y aprovechando que del resultado de esta contienda se hiciera con La Rioja, durante un tiempo con Zaragoza y que el Rey de Navarra y que el Conde de Barcelona y algunos Señores del Sur de Francia le rindieran vasallaje no encontró mejor momento para hacerse nombrar Imperator Hispaniae, Emperador de España; y aprovechando el tirón decidió dar un gran impulso a la Reconquista. Tal entonces se hacían las cosas basó su estrategia en enfrentar a unos (almorávides) con otros (almohades); los primeros, unos musulmanes que hoy día llamaríamos fundamentalistas que vinieron desde África a poner las cosas en orden porque las costumbres se estaban relajando, y los segundos, algo así como talibanes, que vinieron a su vez al “blandear” la invasión de los anteriores. Aunque esta vertiente “política” de su reconquista no le fuera muy bien como veremos, el Rey Emperador sí que obtuvo un éxito sonado en su vertiente más guerrera: planeó y llevó a cabo una profunda incursión en la que ganó Córdoba (1144) y que llevó la Reconquista hasta Almería (1147). El empuje almohade se la arrebató, y tras el intento de recuperarla en 1157 la perdió definitivamente, porquecomo alguien escribió

…llegaron los sarracenos

y nos molieron a palos,

que Dios ayuda a los malos

cuando son más que los buenos

 Alfonso VII murió este mismo año en su regreso a sus reinos; pero antes, en 1155, había reconquistado Andújar, Pedroche y SANTA EUFEMIA.

Si por entonces los hechos importantes sobre los reyes, caballeros, cides y demás “señores de la guerra” se glosaban en romances, ¿quién nos dice que alguno de ellos no recogiera las campañas del séptimo de los Alfonsos?

Un poco en su jerga, unas cosas verdad, otras no tanto (así era también cuando se escribían) estos romances podrían decir más o menos lo que éste que hemos dado en llamar, porque de la reconquista de este pueblo se trata:

ROMANCERO DE LA RECONQUISTA

 

Romance Primero

El siete de los Alfonsos,

Rey de León y Castilla

el que fuera Emperador

de sus reinos y sus villas,

en su espíritu guerrero

que le empuja y que le anima

quiere seguir en su lucha,

proseguir la Reconquista

como hicieron sus ancestros,

como harán los que le sigan.

Le ayuda en ello Navarra,

le ayudan Francia y Galicia,

le ayudan los catalanes,

los de Génova y de Pisa,

y con ellos, calabreses

desde Calabria vendrían,

por cumplir con su Cruzada

y expulsar a la morisma.

 

Batallando y conquistando,

Córdoba la grande avistan,

y tras luego de ganarla

se llegan hasta Almería,

blanca de cal y de soles,

azules del mar verían,

y en lo alto la Alcazaba

que tan bien la protegía:

más no le sirvió de nada

que el cristiano triunfaría

y una perla más pusiera

en su corona aquel día.

Ya cobra las alcabalas,

ya los impuestos pondría,

ya tributo y vasallaje

del moro rey obtendría:

dejándolo como amigo

hacia el Norte volvería.

 

Que ni pasaron diez años

y recibe la noticia,

¡malhaya Rey Don Alfonso,

malhaya quien la traería!

que de nuevo la amenaza

la plaza y puerto veían

de feroces invasores

que tomarla pretendían;

y el rey moro al rey cristiano

ayuda le pediría.

Y ya cabalga el buen Rey,

ya los suyos le seguían,

ya en la campaña ganaban

plazas de la serranía,

con Andújar y Pedroche,

con Santa Eufemia se harían,

al paso que hasta el mar llegan

y por la plaza porfían.

 

Y aunque luchan con denuedo,

la suerte en aquellos días

bien les volviera la espalda,

que allí se perdió Almería:

y muriera el rey cristiano

en cuanto pisó Castilla.

¡Malhaya Alfonso, perdiste

con la tu perla, tu vida!

(Continuará)

Don Eufemio, abril 2019

5 pensamientos en “Desde su atalaya cordobesa: LAS COSAS DE DON EUFEMIO

  1. Asombroso, mi Coronel. A pesar de los medios de comunicación actuales, nada más admirable y emotivo que la voz de un juglar cantando las hazañas del guerrero de villa en villa.

    Eso sí era periodismo y no el que lamenta, aprovechando un incendio, que el fuego no sea aquí, en casa, y las llamas estén tan lejos.

    ¡¡¡Viva España y quienes la forjaron tras expulsar al invasor!!!.

    Me gusta

  2. Buenas noches, Coronel D, Eufemio:

    magnífico, grandioso, y bello. Gracias..

    !Viva España !!

    Josefa López del Moral Beltrán.

    Me gusta

  3. Querido y admirando Don Eufemio: tanto en brillante prosa como en sonora rima siempre rozas la gloria de los elegidos. Por desgracia no podemos decir lo mismo de quienes detentaron ayer noche la facultad de discutir escuchándose a si mismos o más bien al argumentario recocinado de sus amos.
    El moderador fue un desperdicio del reparto impuesto por la “musa de la democracia. El único acierto fue ponerle de espaldas. La organización tendenciosa es solo un aperitivo de lo que nos espera si triunfa la coalición de la felonía , la ambición ciega de la mediocridad, el cinismo bilateral y los terroristas “derrotados” y con las armas agazapadas tras la mata. Este hatajo de descerebrados carece de objetivos mínimamente viables. Van ciegos hacia la ruina moral y económica. La triste recompensa que les queda es el ver arrastrados a todos los demás que no comparten sus lucubraciones criminales y torpes. Poseen, como único vinculo y finalidad común, la destrucción de España. Luego ya veremos como los supervivientes nos matamos unos a otros.
    Por cierto ¿ Qué coño hacía una ministra del Gobierno de España disfrazada con los colores de Sabino Arana como si fuera una activista batasuna?

    Un respetuoso saludo al paciente General Dávila , mantenedor de este importante cuaderno de bitácora.

    Le gusta a 1 persona

  4. Haz como yo, querido Zunzu: no veas los debates electorales. De los mismos no vas a aprender, ni comprender, nada y ta ahorrarás más de un sofocón.
    Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .