LOS VERSOS DEL CORONEL Félix Torres Murillo. Coronel de Infantería DEM. (r)

Con la idea de en lo posible mantenerlos  ocupados, nuestro siempre alerta, atareado y nunca bien pagado coordinador me pasa un wsp en el que me solicita algún artículo para remitir a ustedes, apreciados lectores, en estos días de confinamiento; “a vuelta de correo” le he mandado uno que, dentro de mi “línea editorial”, escribí ayer y que tenía preparado para el lunes; el martes para ustedes.

 Pero también, y salvando las distancias, para contribuir a estos Cuentos de Canterbury  y  a este Decamerón en los  que de pronto nos vemos inmersos como humildes amanuenses -en arte mayor, y en tono menor-he pensado remitir un poema que forma parte de  COSAS MÍAS  que voy escribiendo según me lo va pidiendo el cuerpo…, y el alma.

 El poema, como ve, es antiguo, pero creo que es apropiado sacarlo ahora en momentos de tribulación. Y de esperanza, porque Él está ahí, y así, pobres y finitos mortales nos lo hace ver, y cada uno advierte su presencia a su manera; porque los destinos del Señor, sabéis, son inescrutables y conoce de fórmulas que nunca, aquí abajo, llegaremos a alcanzar.

Que esta prueba saque lo mejor de cada uno.

 

De la prensa del 14 marzo 2008

 

UN SACERDOTE DEMUESTRA CON UNA FÓRMULA MATEMÁTICA QUE DIOS EXISTE.

 Un cura polaco ha logrado uno de los más prestigiosos premios académicos del mundo por demostrar científicamente la existencia de Dios. Michael Heller, de 72 años, ha obtenido más de un millón de euros del Premio Templeton de Nueva York por plantear a través de una fórmula matemática la existencia de Dios.

 FÓRMULAS

(Soneto)

 Yo lo vi en el cobalto de los mares,

en las nubes de un día de tormenta,

en la luz de una vela tremulenta;

en los rayos del sol crepusculares.

 

Y en mi tierra, dehesas y encinares,

en el sudor del que su trigo aventa;

en Aquel que sufrió la gran afrenta,

y en el Mozart de mis auriculares.

 

Me amparó en una triste madrugada,

en un salto lo hallé en paracaídas,

de Lope y Garcilaso en sus sonetos.

 

Tiempo ha, lo encontré en una mirada;

y al vivir, con los míos hoy sus vidas,

 yo lo veo en las risas de mis nietos.

14 mar. 08

7 pensamientos en “LOS VERSOS DEL CORONEL Félix Torres Murillo. Coronel de Infantería DEM. (r)

  1. Mejor y más oportuno imposible. Necesitábamos recordar, que Dios existe, y además en momentos de aflicción es un consuelo.
    En él confío, y aunque no se debe pedir, yo se lo pido: POR ESPAÑA.
    EL me comprenderá.
    Gracias Félix. 🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 1 persona

  2. Muchas gracias Mi coronel. Sus sonetos me suenan a gloria, más en estos momentos que tenemos tanto tiempo para pensar, ver las maravillas que hay a nuestro alrededor y que no son obra nuestra, solamente con ver como se forma un ser, humano o un ser vivo, es ya para replantearse la vida de otro modo distinto, y creer más en el Todopoderoso. Saludos.

    Le gusta a 1 persona

  3. !Que entrañables, que bellos, que tiernos sonetos Coronel Torres, de los mejores de los que le he leído!

    No nos sirven las fórmulas matemáticas, para demostrar lo que llevamos en el corazón y la conciencia, Dios está en todas partes a las que queramos mirar de buena fe, en la fortuna y en la desgracia, porque ésto no es el Paraíso y hay de todo. Pero El está ahí cuando lo sentimos, cada uno a su manera, cuando nos permite hablar con nuestra conciencia como si con El habláramos, y eso nos de paz y resignación.

    Gracias también por su esfuerzo para traernos consuelo en momentos difíciles para todos

    Mi afecto y consideración, Coronel Torres, y si me lo permite, también mi aplauso.

    Margarita Alvarez-Ossorio

    Me gusta

  4. Mi coronel, querido Felix:
    Me ha encantado tu soneto.
    Un rayo intenso de luz, en estos momentos oscuros, plagados de dudas y tribulación.
    Con mi mejor recuerdo de los viejos tiempos y un fuerte abrazo.
    Luis Palacios Zuasti

    Le gusta a 1 persona

  5. Mi General, querido Luis; hoy me has dado el alegrón del día al saber que estás “al otro lado”.
    Como bien dices no estamos viviendo los mejores momentos; y desde luego que los hemos vivido mejores cuando -cuánto y cuánto malo ha pasado desde entonces- con toda la ilusión y entrega cada uno cumplía la misión que tenía encomendada: momentos de trabajo, de disciplina, de compromiso, de compañerismo, de amistad y de vivencias en común. Siempre recordaré esa etapa como una de las más satisfactorias de mi vida. Durante este tiempo y, casi, cada, año nos hemos dejado caer por allí y en lo posible hemos mantenido el contacto con tantos amigos que allí dejamos.
    Para Lola, un beso de MJ. y otro mío.
    EL 49, o por lo menos lo que de él queda por Toledo, siempre a tu órdenes.
    Un fuerte abrazo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .