OPERACIÓN BALMIS: EL ANTÍDOTO MILITAR CONTRA EL COVID-19

ESCALADA
Estamos librando un combate sin cuartel, pero también sin igual contra una pandemia que ha generado el COVID-19. Cara a cara, ante este enemigo invisible y letal, se encuentra una multitud de valientes voluntarios, en particular, personal sanitario y miembros de nuestras Fuerzas Armadas (FF.AA.) y Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE). Tras los primeros enfrentamientos, nos hemos acostumbrado a escuchar el parte diario de bajas como si se tratase de un conflicto bélico. Siendo la única aportación, para la mayoría de la población a la hora de frenar esta mortal escalada, el seguir las recomendaciones de las autoridades sanitarias, cumplir el manido eslogan #QuedateEnCasa y aplaudir todos los días desde los balcones a nuestros héroes. Para hacer frente a este enemigo mortal, se encuentran también nuestros soldados, siempre listos y dispuestos para la defensa de España y de todos los españoles. La Operación Balmis, liderada por el General del Aire Miguel Ángel Villarroya, Jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD) y dirigida desde el Mando de Operaciones, es buena muestra de ello.

Siguiendo las órdenes del Gobierno, desde el día 15 de marzo se encuentran desplegados más de 2.500 miembros del Ejército, Armada, Ejército del Aire, Unidad Militar de Emergencia (UME) y Guardia Real en más de 180 localidades de toda la geografía española para hacer frente a la pandemia producida por el COVID-19. La participación de las Fuerzas Armadas en esta crisis sanitaria ha sido bautizada con el nombre de Operación Balmis, en homenaje al médico militar alicantino Francisco Javier Balmis que junto con su colega Josep Salvany e Isabel Zendal capitaneó la Real Expedición Filantrópica de la Vacuna en 1803, auspiciada por el monarca Carlos IV, para llevar la vacuna de la viruela a las tierras de ultramar de América y las islas Filipinas. Una auténtica proeza sanitaria en aquellos tiempos que acabó con la alta mortandad infantil que estaba diezmando aquellas tierras. Si bien las acciones que se están realizando principalmente en la Operación Balmis, están focalizadas en la desinfección de infraestructuras críticas como son los aeropuertos, puertos y estaciones de transporte; también se han llevado a cabo actuaciones en centros hospitalarios, mercados centrales, instalaciones del estado y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE), entre otras. La UME desinfectando una residencia de mayores
Entre las acciones más notables, podríamos mencionar las realizadas en apoyo al montaje y puesta en funcionamiento del macro hospital de IFEMA de Madrid, en un tiempo récord, la desinfección de más de 140 residencias de ancianos, el traslado de enfermos y personas mayores de hospitales a hoteles medicalizados, así como el traslado y custodia de los fallecidos al Palacio de Hielo de Madrid, convertido en morgue provisional debido a la saturación de los servicios funerarios de la Comunidad de Madrid.
Las acciones llevadas a cabo por los miembros de las FF.AA. en esta Operación Balmis, ha puesto de manifiesto, una vez más, la alta preparación y capacidad de reacción que tienen nuestros hombres y mujeres para afrontar una situación peligrosa y que, gracias a su pronta y eficaz actuación, han podido salvar la vida muchas personas que estaban expuestas al COVID-19. En el periodo de tiempo comprendido entre el 24 de marzo y el 30 de abril las aeronaves del Ejército del Aire han transportado más de 70 toneladas de material sanitario de todo tipo. En este sentido, considero que las palabras pronunciadas recientemente por la Ministra de Defensa, Margarita Robles, en la Comisión de Defensa, expresan, de forma meridiana, la misión desarrollada por nuestros compañeros de armas: “Los militares han participado y participan en la Operación Balmis con un único objetivo: salvar vidas, sin valoraciones políticas y sin mirar las zonas geográficas”. DESESCALADA La mayor recompensa para un soldado es, sin lugar a duda, la satisfacción del deber cumplido. Y en este sentido, estoy seguro de que los compañeros que están participando en la Operación Balmis, en particular los miembros de la UME deben sentirse muy orgullosos por su buen hacer y meritorios servicios a España y a todos los españoles. Si bien, por cuestiones sanitarias y de prevención, se han limitado, algunas maniobras programadas; no hay que olvidar que todas y cada una de las unidades, centros y organismos (UCO) de nuestras FF.AA. han mantenido el estado de operatividad y adiestramiento exigido. Sin bajar en ningún momento la guardia. Sin embargo, cuando estos tiempos difíciles de nuestras vidas sean recordados como tan sólo una terrible pesadilla, sería conveniente que quedase testimonio escrito de aquellos valientes compañeros de armas que, en cumplimiento de su deber, se expusieron o fueron contagiados por un virus tan letal, llegando algunos, lamentablemente, a perder sus vidas. Cuando regrese la paz a nuestras vidas, y la misión del militar profesional vuelva a su estado habitual, sus miembros se encontrarán con las mismas vicisitudes que la carrera de las armas les pone a prueba los 365 días del año para lograr el mejor servicio a España. MEDALLA OPERACIÓN BALMIS Y es aquí a donde quería llegar, a la motivación personal. Los militares, al igual que otros colectivos, no son insensibles a los aplausos y felicitaciones por su buen hacer. El hecho que su trabajo sea reconocido y valorado por los ciudadanos y por sus jefes, los anima a continuar en ese camino, con iniciativa y afán de superación, conscientes de que su labor es necesaria. Si así no fuese, sus miembros podrían caer en el desánimo y la desmotivación, al percibir que, si bien han cumplido su misión satisfactoriamente, su esfuerzo y trabajo no han dado los frutos deseados. A este respecto, y al igual que ocurre en las misiones de paz lideradas por la ONU, OTAN o la EU, a los militares que han participado en ellas y han destacado por sus méritos, se les otorga una medalla con el nombre de la misión correspondiente (ISAF, Bosnia – Herzegovina, Iraq, etc.) siendo conscientes que, como en los tiempos gloriosos de los Tercios, no adorna el vestido el pecho que el pecho adorna al vestido. Adjunto enlaces con información, a modo de ejemplo, sobre las diferentes recompensas concedidas por la OTAN y la EU a los miembros militares de las FF.AA. aliadas y amigas participantes en las misiones de paz:
https://www.coleccionesmilitares.com/medallas/actualizaciones/OTAN. pdf • https://www.coleccionesmilitares.com/medallas/actualizaciones/UEO_P ESD.pdf
La Operación Balmis podría encuadrarse en este tipo de misiones de paz, si bien, en un ámbito nacional. Con la misión de luchar contra una pandemia producida por el COVID-19 en una operación sanitaria, para apoyar y auxiliar a todos los españoles, en particular, a los más vulnerables. La concesión de recompensas militares o medallas a un miembro de las FF.AA. por acciones meritorias en el desempeño de su misión, tiene tres consecuencias notorias y positivas para su carrera militar. En primer lugar, el reconocimiento público y el orgullo personal para el soldado que recibe tan alta distinción. En segundo lugar, por el estímulo y ejemplo a seguir que constituye para sus compañeros de armas. Y, por último, pero no menos importante, por la constancia que dejará en su hoja de servicio, que será valorada y seguro que redundará en su beneficio a la hora de superar las evaluaciones para el ascenso, provisión de destinos, cursos de especialización, etc. El procedimiento para activar las recompensas militares o medallas para los miembros de las FF.AA. así como para aquellos otros de instituciones afines que se considerasen meritorios pasaría por la aprobación, mediante Real Decreto, de una disposición por la cual sería creada la Medalla Operación Balmis. La concesión de esta se ajustaría a las diferentes disposiciones contempladas en el reglamento oportuno en donde, además de definir las diferentes modalidades de medallas, se especificarían los hechos y circunstancias que deberían concurrir en el personal afectado. Para ello, se podría seguir un patrón similar a las normativas que regulan la concesión de recompensas a los militares de los diversos países que participan en las misiones de paz lideradas por la ONU, OTAN o EU. Imposición de condecoraciones OTAN misión ISAF
Considero que este tipo de iniciativas, son las que marcan la diferencia a la hora de valorar el buen hacer desempeñado por nuestros soldados en una situación en donde todos los que han estado involucrados tienen el valor reconocido ante el enemigo, a pecho descubierto, en la mayoría de las ocasiones. No quisiera terminar mis palabras sin expresar mi emocionado recuerdo y homenaje a todos los compatriotas que, tristemente, han perdido la vida víctimas del COVID-19. De forma muy especial a nuestros compañeros de armas y miembros de las FCSE, así como al personal sanitario, con los que siempre estaremos en deuda con ellos y sus familias. Nos han enseñado, con una entrega y humildad ejemplar, lo mejor de nuestro pueblo. D.E.P. Por último, quisiera agradecer, una vez más, a mi respetado General Rafael Dávila la oportunidad que generosamente me ha brindado para exponer en este prestigioso foro de pensamiento y debate, esta propuesta que estoy seguro estará en el ánimo de todos. Muchas gracias por vuestra amable atención.
Un fuerte abrazo marcial para todos compañeros.

Julio Serrano Carranza Coronel de Aviación (R) Real Ejército del Aire

Blog: generaldavila.com

10 mayo 2020

14 pensamientos en “OPERACIÓN BALMIS: EL ANTÍDOTO MILITAR CONTRA EL COVID-19

  1. Completamente de acuerdo con esta magnífica iniciativa a la que quiero dar mi público apoyo.
    Efectivamente, en nuestra “religión de hombres honrados”. aunque la más preciada recompensa sea “la íntima satisfacción del deber cumplido”, lo que más valora el soldado es el reconocimiento a su valor y entrega.
    Que es recompensa espiritual, no material.
    Una condecoración llena de legítimo orgullo a quien la recibe, y honra, tanto a quien la concede como premio moral a quien se ha hecho acreedor de ella, como a todo la Institución militar.
    Al hacer honor al artículo VIII del Decálogo del Cadete que nos legó el Caudillo:
    “Sentir un noble compañerismo, sacrificándose por el camarada, y alegrándose de sus éxitos, premios y progresos”
    Adelante pues con esa condecoración para quienes han destacado en la asunción de riesgos y eficacia en la lucha contra el Covid-19
    La concesión “es justa y necesaria” parafraseando el prefacio de la Santa Misa.

    Le gusta a 5 personas

  2. ¿Y qué toca hacer cuando las decisiones y acciones de un gobierno de inspiración comunista, cuyo vicepresidente (de facto sin “vice”) no puede decir la palabra “España”, son con-causa de esta hecatombe humana? Han demorado el acopio sanitario 10 semanas, el confinamiento 6, han suministrado material escaso y defectuoso comprado con pingües sobrecostos, no han suministrado test ni plazas UCIs, han permitido que los geriátricos se hayan convertido en morgues, han hurtado a los muertos un funeral de Estado, y tantas y tantas tropelías…, y hasta puede ser que la Guardia Civil tras este comentario crítico con el gobierno investigue a su autor, pues instrucciones ha recibido al respecto…
    Ante este panorama, ¿todo lo que el Ejército tenía que hacer era fumigar, etc?

    Le gusta a 4 personas

  3. Con permiso de Vuecencia, mi General. Mi Coronel, Esta propuesta debería llegar al gobierno y por decreto-ley conceder las recompensas pertinentes a militares y civiles que están luchando salvando vidas, y a aquellos que han caído en la lucha también la merecen a titulo póstumo. Gracias. ¡Arriba España y viva La Legión!. Julio de Felipe

    Le gusta a 2 personas

  4. la Operación Balmis hubiera sido más efectiva y provechosa contra la pandemia. Si en España hubiera un gobierno limpio de políticos criminales, rencorosos y tan antiespañoles. Sin tantos degenerados-menguados de corazón
    aplaudiendo el mal hacer del gobierno dictador que presume de su mezquindad despreciando a los que saben y quieren cumplir.
    Atentamente: Ramón Lencero Nieto

    Le gusta a 3 personas

  5. Me parece buena iniciativa y mejor artículo. Solo una cuestión ¿La medalla en Campaña creada en 2018 podría valer para esta Operación? Si no estoy equivoca, desde su creación creo que no se ha concedido a nadie, no?

    Me gusta

  6. Es la historia la que sigue, no la propaganda y el sectarismo. El Ejército español ha luchado y a vencido las más de las veces y ha sido derrotado en otras, menos a menudo y cuando la historia nos soplaba de proa.
    Lo que siempre hizo el ejército es ofrecer la vida por todos nosotros, tirios o troyanos, güelfos o gibelinos.
    Fuera de España y dentro, inundaciones o terremotos, incendios o gotas frías.
    Lo de ahora, la pandemia que nos mata tanto, no es más que otro caso.
    Convencido estoy que si las residencias de ancianos hubieran dependido de Defensa en vez de la VP de Asuntos Sociales hubieran pasado las cosas de muy diferente manera.
    Sabríamos las cifras y no hubieran fallecido los mejores de España, los que la reconstruyeron desde el odio y la muerte que desde 1931 se apoderó de nuestra patria. Al menos habrían fallecido muchos menos.
    Honor a los Caídos!
    Viva La Legión!!
    Viva España!!!

    Le gusta a 1 persona

  7. Nada hay que pensar, si se la merecen dénsela. Los que han cumplido con su deber, y nada piden, son personas con alma muy española, cumplen y no esperan nada, están en otro terreno más elevado y limpio.
    Los que no piden , ni reclaman nada y realizan su trabajos, son los más y de ellos, no podemos olvidarnos. Se merecen la recompensa y si es una medalla, no duden y concedérsela. Serán “Felices “, y todos habremos cumplido con nuestra obligación. 🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 1 persona

  8. Naturalmente que añado mi firma y mi apoyo a la concesión de esa medalla, sobradamente merecida.

    Viva España unida y apoyando a sus Ejércitos

    Margarita Alvarez-Ossorio

    Le gusta a 1 persona

  9. Todo mi apoyo a esta loable iniciativa. Pero… no creo que este Gobierno esté por la labor. Ojalá me equivocase.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .