VENEZUELA Y LA GUERRA DE LOS MISILES General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Crisis de los misiles

La primera guerra de los misiles empezó y terminó en Cuba. ¿Lo recuerdan? Crisis de los misiles: Cuba 1962. La situación fue de elevado riesgo y se acentuó cuando los rusos derribaron un avión espía americano U-2. Al final se llegó a un acuerdo. Cuba no se toca. Equilibrio alcanzado. Y no se tocó. Hasta hoy Cuba no se toca.

En diciembre de 1987 Corbachov y Reagan firmaron un acuerdo de desarme nuclear. Eliminaban todos los misiles de alcance corto, entre los 500 y 1000 kilómetros, y medio, entre 1000 y 5.500 kilómetros, de manera que Europa quedaba protegida de la URSS y a su vez los soviéticos se protegían del despliegue de la OTAN. Era el conocido como Control de Fuerzas Nucleares de Alcance Limitado (INF). Mantener el equilibrio, la paridad.

Se lo acaban de llevar por delante. ¿Trump? ¿O Putin? Los dos. Pendiente queda otro tratado, el de Misiles Estratégicos, de largo alcance (START) que acaba en 2021. A saber.

Esto de los misiles es muy complejo. Los hay de muchos tipos y colores. Son como el que lanza una piedra, pero la lleva hasta el final, a su objetivo, autopropulsada, guiada, o son balísticos o de crucero, pequeños o grandes, de corto, medio, o largo alcance, con carga explosiva, nuclear, química o biológica. Vaya usted a saber. Para echarse a temblar. Y lo que no sabemos.

Cuando se juega con los misiles hay una previa. La previa, los primeros misiles que se lanzan, son los que, ante nuestra impotencia, conviene vigilar y analizar, estar muy atentos. Ya se han empezado a lanzar: la palabra. Las declaraciones de intenciones son misiles cuya fuerza motriz son los medios de comunicación. Ellos los sostienen y guían hasta el objetivo; y de las acciones o reacciones surgen la paz o la guerra.

Ante la ruptura del INF ha empezado una nueva guerra de misiles. Putin ha lanzado los primeros: anuncia el desarrollo inmediato de un nuevo misil hipersónico de alcance medio. Revisará todo su despliegue nuclear y con la arrogancia del que está dispuesto a llegar hasta el final habla de “Armas invencibles”, sabiendo que el arma invencible se ha llamado desde Sunzi voluntad de vencer. Preocupante situación que nadie valora y ocupa los últimos renglones para una sociedad muy ocupada en su buenismo y anestesiada por la vulgaridad.

Recuerdo Cuba, los misiles. Recuerdo que el Consejo de Seguridad de la ONU, es decir los que mandan en todos los demás, son Estados Unidos de América, Rusia, China, Francia y Reino Unido. Brasil, India, Alemania, Japón… ni están, ni se les espera por mucho que se empeñen.

Es la era Trump-Putin.

Y recuerdo que detrás de la primera crisis de los misiles estaba Cuba, que no es que fuese Cuba, sino su situación geográfica, es decir la situación infiltrada o avanzada de Rusia. Posición de privilegio; incluso sin misiles.

<<Generalmente, el que ocupa el terreno el primero y espera al enemigo tiene la posición más fuerte…>>

<<…dice el maestro Wang: “Si un gato está en la entrada de una ratonera, diez mil ratas no se atreverán a salir; cuando un tigre guarda un vado, diez mil ciervos no podrán cruzarlo”.>>.

No sé por qué me da que lo de Venezuela no va a ser tan fácil como nos parece. No saldrá gratis. Será a cambio de algo. Y no saben ustedes lo que me gustaría equivocarme.

Para terminar: ¿Zapatero y Sánchez son misiles hipersónicos o de capirote?

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

5 febrero 2018