EL PUEBLO Y SUS REPRESENTANTES Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

Un tema para la meditación. O para el enfrentamiento, porque uno ya no sabe quien le representa y a quienes representan los que uno creía que le representaban.

Resulta que en Canarias el cabo 1º Trujillo y el soldado Sánchez, ambos de la Brigada Canarias XVI han hecho que me sienta más reflejado en ellos que en todos esos que dicen que nos representan protegidos por dos grandes leones, los de los cañones de Tetuán, Malospelos y Benavides. También el soldado del Ejército del Aire, Gómez López, con destino en la Base Aérea de Getafe se suma a Trujillo y a Sánchez en la ejemplaridad y se convierten en representantes de lo que este pueblo, el español, ha sido siempre y nunca dejará de ser. Solidaridad, compañerismo, entrega y servicio sin pedir ni preguntar. Esa solidaridad que plantea sus dudas al ver lo que vemos y escuchar lo que escuchamos. Cada uno a lo suyo y con la defensa dispuesta.

El cabo 1º Trujillo salió sin vacilar en defensa de una señora a la que intentaban robar y retuvo al malhechor hasta la llegada de la policía.

El soldado Sánchez se lanzó al mar bravo de Roque Chico para salvar la vida a un hombre que se ahogaba.

El soldado Gómez López puso en marcha sus conocimientos de reanimación y salvó a una conductora que había sufrido un accidente de tráfico y peligraba su vida. Todo ha sucedido en unos días.

Acciones sencillas, normales, rutinarias, hechas desde el uniforme militar con el sentido de ese carácter que tiene un soldado: alegre, y decidido a servir sin preguntar, sin desear otra cosa que lo mejor para esos a los que sirve.

No hacen falta alharacas, oficialismo, barroquismo, coches con conductor o gruesas moquetas. Estos hombres en su sencillez nos representan a todos. No legislan, no juzgan, no pontifican ni lanzan programas y propuestas. Solo empeñan una vez, para siempre, su palabra y la cumplen: Servir a España hasta morir. Empeño que se llama servicio. A todos.

Son unos ciudadanos más, que hacen lo que la mayoría haría, de uniforme o no, como cada día comprobamos en la solidaridad de la calle. Lejos del mensaje populista y demagógico solo pretendo poner de relieve una gran realidad. La lejanía que hoy existe entre los representados y los que dicen ser nuestros representantes. A diario vemos en los medios caras viejas con un único discurso, siempre el mismo, hasta las más jóvenes se hacen tan conocidas por aburridas y antiguas.

Es la lejanía del poderoso, en poder de la verdad y la representación. Todos le dan la razón, pero no sabe que nadie le escucha.

Hoy me he sentido representado por estos soldados y me he llevado una gran alegría porque hace mucho tiempo que no me veo representado por quienes dicen que son mis representantes.

Es hora de que los representantes aprendan y practiquen la  sencillez y el servicio. Para ello solo tienen que cambiar las formas, el fondo y la actitud. Con lo sencillo que es… ¡Servir!

Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

Blog generaldavila.com

3 marzo 2017

 

 

 

 

 

 

 

11 pensamientos en “EL PUEBLO Y SUS REPRESENTANTES Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

  1. A las órdenes de V.E., mi General.

    Entrañable artículo que retrata en esos tres soldados, al español humilde y sencillo de a pie que actúa por instinto de forma altruista, y arriesga todo en un brindis de honor a vida o muerte por cualquier semejante que se vea en peligro y necesite una mano que le salve.

    Los políticos, en general, por su comportamiento demuestran a todas horas que sólo se representan a sí mismos y a sus partidos, y que no conocen ni les preocupa otra prioridad que sus propios intereses. Lo que no sé es si lo hacen por maldad y egoísmo cruel, o si por incapacidad e ignorancia. O tal vez por una mezcla de todo eso. Solamente recurren y se apoyan en los gobernados, para justificar su existencia y sus privilegios y cuando necesitan un poco de oxígeno.

    Y claro, alguien tiene que suplir esa ineptitud con acciones heróicas cuando llega el momento. Y nadie mejor que un soldado, que sí conoce mejor que nadie lo que significa servir de forma incondicional y la prioridad de los demás por encima de uno mismo.

    ¡¡¡VIVA ESPAÑA!!!

    Me gusta

  2. Muy estimado General Dávila:

    En primer lugar felicidades a los tres españoles que ha nombrado, que con sus acciones han honrado a la Institución que representan, familiares, amigos y a ellos mismos, mostrando liderazgo.

    Muchas gracias por su artículo que definitivamente invita a la reflexión y a la acción diaria.

    Cita Vd. dos términos clave, representar y servir, ahí es nada. Nadie dijo que representar bien y tener vocación de servicio fuera fácil. Es por ello que es muy importante con los pequeños, sembrar en casa y cuidar la siembra en los colegios.

    Afortunadamente hay acciones como estas todos los días, de héroes anónimos, con y sin uniforme, que sirven y representan, haciendo de éste mundo un lugar mejor para vivir.

    Un fuerte abrazo

    Benigno Castro

    Me gusta

  3. Buenas tardes, general D, Rafael Dávia :

    !! que verdad es lo que no escribe hoy..!! personalmente, a mi tampoco, a día de hoy, ningún partido..politico de los existes hoy, en el parlamento, me representa, y he dicho muchas veces, que he sido y conozco a todos, en el PP. Pero es verdad lo que comenta, hoy, todos, .pero !! todos !! el PP también han cambiado mucho, y hay que servir de verdad al ciudadano. Y el partido que lo haga irá por buen camino.

    Estos dias, circula por las redes, firmar , para adelgazar la politica, quitar las comunidades autonomas, y multitud de politicos, y entidades que sobran, centralizando todo en un gobierno, central, de personas honestas y bien preparadas, que den un vuelco a todo y se regenere España y el pueblo español..

    El ejemplo de los soldados, es lo que desea el pueblo en general.. y ademas con ello, se arreglaría la economía, las pensiones de hoy y las del futuro.. y se acabarían todas las tonterías que se dicen y suceden en los parlamentos.. algunos partidos separatistas, no deberían ni estar en él..como sucede hoy.
    A mi entender, hay que cambiar todo…de arriba a bajo.. y poco a poco, volver a ser la autentica España, de verdad, que es, sin mentiras ni falsedades. Y buen servicio real a los españoles
    .
    Hoy me he metido en jardines, de nuevo.. y quizás pisado flores,( pido disculpas ) NO SOY MILITAR, solo persona de a pie, que ama a España y la defenderé y serviré siempre hasta el final, Si Dios lo quiere.

    Un cariñoso saludo para todos, los participantes del magnifico blog, con agradecimiento.

    Y un afectuoso saludo, general D. Rafael Davila, por permitirme estar.

    !! VIVA ESPAÑA !!
    !! VIVA EL REY !!
    !! VIVA EL GLORIOSO EJERCITO Y LA LEGIÓN !!

    Josefa Lopez del Moral Beltran

    Me gusta

  4. Toda la razón en su escrito Mi General, algo hemos tenido que hacer muy mal desde la transición, para que los Españoles, votemos a estos partidos políticos, que nos demuestran día a día que no estan en la política nada mas que para sus intereses.(nada que ver con el “a España servir hasta morir”).

    Todos sabemos, el dicho de: “Cada uno tiene lo que merece”, y en este caso, creo que tenemos los políticos que nos merecemos.

    Un saludo

    Me gusta

  5. Me había prometido a mi misma no volver a molestar con mis comentarios en el blog, pero me ha llegado al alma el ejemplo de esos tres militares en su actitud, porque no hace demasiado tiempo un entrañable amigo, marido de una antigua y querida amiga, sufrió un infarto a la salida de las escaleras del metro en la Plaza de Salamanca….y fué un policía de paisano, o sea, fuera de servicio, quién evitó que cayera en medio de la calle al perder el sentido, quién llamó al Samur, y le atendió hasta que llegaron con una ambulancia para llevarlo a urgencias. Sólo sabemos que era un militar porque no han querido (o no ha querido él mismo) que conociéramos el nombre de esa persona que posiblemente halla salvado la vida de éste amigo. Uno más que añadir a la lista de personas decentes que dentro y fuera de las Fuerzas Armadas todavía quedan, gracias a Dios, en nuestro país

    Me gusta

  6. Cuando he leído el mensaje para ver si estaba correcto me ha hecho daño ese “halla” que debería haber sido “haya”…un lapsus imperdonable, pido disculpas

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.