EN TIEMPOS DE TRIBULACIONES Visusmilitis19 de junio de 2018 Adolfo Coloma GB (R) del ET

El soldado veteranp

Sabe el soldado que su puesto nunca es del todo suyo. Ya en la escuadra ya en la división, él forma parte de un equipo con el que hace “camada” (de ahí el vocablo camarada), se cohesiona entre sus miembros para integrarse en la unidad superior. Hoy está aquí y mañana allá. Lo único que permanece es la vocación y el espíritu de servir.

Sucede a veces que cambian los aires. Unas de forma suave,otras en forma de vendaval o torbellino que todo lo arroya y no deja de producir tribulaciones que, como las olas del mar, agitan y se extienden hasta más allá del horizonte.

Y si una cosa funciona ¿para qué cambiarla? Es un principio que dicta la prudencia. Y así ha sucedido con el conjunto de la institución puramente militar, unida por el denominador común del juramento a la Bandera y que tiene la bien definida misión que le marca el artículo 8 de la Constitución. Los que están al frente de la denominada cúpula militar, permanecen en su puesto. Claro mensaje de que las cosas se venían haciendo bien, pero además transmite una sensación de prudencia, sensatez y moderación. ¿Para qué cambiar lo que funciona?

La alta información del Estado retorna a sus cuarteles de invierno, desde donde mejor coordinación se podrá establecer con la que manejan los de uniforme para hacer frente con mayor eficacia al abanico de riesgos que se presentan en la actualidad, que hacen extremadamente difícil meter el bisturí y discernir entre los riesgos externos y los militares. Todos afectan  a la seguridad.

Así es que, en su barbeta, el soldado se da un respiro. Parece que han leído a San Ignacio de Loyola. “En tiempos de tribulaciones no hagas mudanzas”. ¡Cómo se agradecería en esta hora algún gesto que corrobore que el objetivo no ha variado: la soberanía, la unidad, la igualdad entre todos los españoles y su seguridad! Solo entonces, el soldado se quitará las botas y se las pondrá por almohada para descansar un tanto.

Adolfo Coloma GB (R)del ET

Blog: generaldavila.com

17 junio 2018

11 pensamientos en “EN TIEMPOS DE TRIBULACIONES Visusmilitis19 de junio de 2018 Adolfo Coloma GB (R) del ET

  1. A las órdenes de V.E., mi General.

    Después de toda una vida de paz y felicidad, sin zozobras y siempre haciendo Patria a manos llenas, resulta muy difícil entender lo que ahora está ocurriendo y por qué España está siendo acosada y atacada más desde dentro que desde fuera, aunque también y no poco. Uno ya no sabe cuál de los dos frentes es el más peligroso y letal, pues parece que actúan en perfecta coordinación o que el interno sirve a los intereses del externo y pone la alfombra roja al invasor.

    O lo que sería todavía peor, que internamente hubiera los suficientes tontos y lo suficientemente útiles a esos fines perversos, en cuyo caso sería para echarse a temblar por lo complejo de hacerle frente.

    En fin, como todo no puede ser malo y descorazonador, estas situaciones de tribulación consiguen cohesionar a las personas de bien y crear una dependencia mutua y como consecuencia, unos lazos de sangre tan fuertes, que nadie, ni con toda la artillería, puede romper.

    Esa es la clave de la victoria final, pues simultáneamente los enemigos se dedicarán a eliminarse entre ellos. Es una máxima histórica. No todo está perdido.

    ¡¡¡VIVA ESPAÑA!!!

    Me gusta

  2. Mi General,
    Con la reanudación del proceso Secesionista liderado por el Sr. Torras, me temo que no podemos “bajar la guardia”.
    Las palabras ambiguas de la ministra Batet, no ayudan precisamente a contemplar el panorama con optimismo.
    A estas alturas, servidor anda un poco harto de observar a nuestra clase dirigente, jugando a “la puta y la ramoneta”, con la Unidad de España en Juego.
    Fuerte abrazo al equipo de redacción y a todos los seguidores!! y VIVA ESPAÑA!!

    Me gusta

  3. Mi General, me preocupa el sufrimiento de los españoles arratrados a tribulaciones por unos políticos irresponsables y ambiciosos que utilizan España como moneda de cambio. No me preocupa la unidad de España porque sus enemigos no pasarán el filtro final, es decir, el Ejército y el pueblo.

    Los gobernantes podrán disponer a su antojo y regalar España pero sólo sobre el papel porque ningún español que se vista por los pies, sea de caqui o de vaqueros, se lo va a consentir.

    Eso sí, las consecuencias de las canalladas políticas las sufriremos los ciudadanos, con o sin enfrentamientos, pero que ningún trozo de España se marchará porque así lo quieren unos pocos delincuentes está fuera de dudas.

    El resúmen de lo que está sucediendo no es más que un intercambio de favores que no conducen a nada. Sólo a que gobernantes y sediciosos se mantengan en sus cortijos.

    Por lo demás, Cataluña seguirá siendo España. Es el deseo de la mayoría de los catalanes y de los demás españoles.

    Detrás de ellos está la Constitución y los encargados de hacerla cumplir.

    No tenemos miedo, sólo indignación y desprecio.

    Me gusta

  4. Buenos dias, General D. Adolfo Coloma:

    Como siempre, comparto su breve e inteligente escrito.

    Como no soy muy buena en explicaciones, y veo que, las aportaciones de hoy, como siempre, son y es lo que realmente pienso, las comparto totalmente todas..por muy acertadas.. y verdad..

    Las de D. Rafael Hervias, D.Andres Galan, y D. Jose Morales, yo no sabría decirlo mejor, cada uno en su matiz distinto, complementario y unidad de contenido, Lo asumo totalmente,
    Gracias a todos ellos y con un saludo a gradecido..
    .
    Gracias General Coloma, afectuosos saludos .

    !!VIVA ESPAÑA !! !! VIVA EL REY !! !! VIVA LAS FUERZAS ARMADAS Y LA LEGIÓN !!

    Josefa Lopez del Moral Beltran

    Me gusta

  5. Así es, don Rafael. Aporta Vd muy interesantes y actuales reflexiones ante el momento que nos ocupa.
    El frente interno está claro: el secesionismo y sus compañeros de viaje. En cuanto al frente externo que Vd bien señala, sólo habría que preguntarse ¿A quién beneficia una España debilitada?
    Y frente a los dos, como Vd. aounta: cohesión, motivación, unidad, motivación y movilización.
    Gracias por su aportación.
    Adolfo Coloma

    Me gusta

  6. Gracias General Coloma, ante el anucio de su artículo yo pensé lo mismo: “No hacer mudanza”. La genialidad de ese español de Guipuzcoa, se siente como brisa suave mas penetrante al hacer los ejercicios ignacianos. Estos ejercicios son como una partitura de piano: no se lee se toca; al igual los ejercicios de San Ignacio de Loyola, no se leen se ejercitan. Así el tercer día es de la misericordía, etc…Llevando ésto al plano de la situación de nuestra Patria, implica unidad, cálculo y disposición. Y, efectivamente, no seguir derroteros que no sabemos adónde nos conducen. Mas seguir sembrando, en la mutua comprensión, en espera de una cosecha que, tarde o temprano, llegará. Cuando amaine la zozobra y halla cierta quietud, el cornetín -o la trompeta- nos dirán cómo actuar.
    Afectuosamente, Carlos Manuel.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.