HIROSHIMA. SOL, SILENCIO, OLVIDO General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

A tanta luz sucedió la oscuridad absoluta; que permanece. Los que la vivieron no han querido que se sepa lo que les cegó, y su silencio es una incógnita que no se atiene a nuestra razón porque solo ha existido para ellos, lo oscuro, algo así como el infierno con el que de niño te asustaban, pero de verdad. Sucedió en Hiroshima.

Hiroshima. Sol, silencio, olvido.

Es el libro, estremecedor, de Ana Arias y Fernando Palmero.

Dijo Obama en su visita a aquel pasado: «Era una mañana clara y sin nubes, la muerte cayó del cielo y cambió el mundo».  Una pretensión: hacer poesía entre muertos sin caer en que aquello fue peor que la muerte.

No acertó ni una. Ni cayó del cielo ni el mundo ha cambiado. Era del corazón humano de donde salieron aquellas bombas y para nada cambió el mundo que prefirió olvidarlo. Hasta la próxima.

Lo que los escritores Ana Arias y Fernando Palmero plasman en su libro es un denso viaje por el más atroz momento que la historia del ser humano ha provocado en la Tierra.

El formato delicado de la editorial Confluencias cabe en una mano, pero no hay corazón que sea capaz de albergar tan escalofriantes palabras. Estremece, aunque seas de granito. Una obra que convendría leyesen los grandes y los pequeños, la ONU y los maestros de Escuela. En estos momentos de máxima incertidumbre bien vendría. Lo dice un soldado.

Aquello que describen Ana y Fernando no tiene parecido en ninguna guerra anterior, y marca un nuevo paso hacia el abismo; al que vamos derechos. Nada era antes, ahora menos nada. No es descriptible. De ahí el olvido.

Para ganar una guerra no todo vale. Diga lo contrario quien lo diga. Las guerras no parecen dejar huella en el recuerdo: 1914 y 1939 se han perdido. Dos guerras donde parecía que el ser humano había enloquecido, pero repetía locura. Y lo volverá a hacer porque no hemos entendido nada.

Fue entonces, a partir de ese momento, Hiroshima y Nagasaki, cuando quedó validado un nuevo terror. Más sabiduría, también para el mal.

Ahora los campos de batalla se han trasladado a las grandes urbes donde se ha sembrado una semilla que crece en los lugares más insospechados. La guerra silenciosa por ahora se oye muy lejos, latidos mediáticos, pero puede que de nuevo quedemos cegados.

Alguien tiene la mano en la guadaña.

No hay soldados de uniforme, ni reglas de juego en esta guerra que si estalla será la última.

Viene muy a tiempo el trabajo infinito de Ana y Fernando que es un aldabonazo a nuestra indiferencia hacia el pasado, a lo que pasó, a lo que pasará, si no es que ya estamos en ello.

El horror de un fogonazo blanco: la luz mortal. El final.

Ello ocurrió, y será de nuevo, por abonar y regar cada día la fatídica semilla cuyo nombre todos conocemos.

Hay que agradecer a Ana y Fernando que suban el telón nuclear, colgante  de un fino hilo, que burdas manos intercambian como si de una joya o moneda de cambio fuese: el terror.

Todos somos culpables. Estadistas y políticos asumen una responsabilidad muy grande. Nosotros también. Olvido.

La ética de la guerra se impone. Ante lo que parece inevitable. Más necesaria la de la paz, que en definitiva conduce a la guerra por ese fino hilo más débil que el de la tela de araña.

Tanto que fuimos capaces de esconder el terror en una efímera flor de almendro:

Grabado en la piedra hace mucho,

Perdido en la arena movediza,

En medio de un mundo que se derrumba,

La visión de una flor.

El libro Hiroshima. Sol, silencio, olvido es un brote de almendro que esperamos florezca antes de que llegue la oscuridad del resplandor.

Está dedicado al Premio Cervantes don José Jiménez Lozano, in memoriam. 

Llegó una esperanza,

como una golondrina adelantada,

antes de cesar el hielo,

Y era un prodigio.

Mas sólo voló un instante,

cual un relámpago en la nieve,

y cayó muerta. ¿Cómo entierro

yo, ahora, una esperanza,

tan pequeña y con corbata roja?

La grulla de origami hecha por Sadako, una niña que murió de leucemia diez años después del destello, es uno de los símbolos de aquel instante.

Ni siquiera una esperanza.

«Bandada de grullas celestiales

ampara a mi hija bajo tus alas»

Tengamos el valor de afrontar el pasado con vistas al futuro.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Entrevista a Fernando Palmero en el diario El Mundo

5 diciembre 2021

 

8 pensamientos en “HIROSHIMA. SOL, SILENCIO, OLVIDO General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

  1. Mi respetado y muy querido GENERAL,
    El titulo del sintético y brillante artículo conlleva a las respuestas de la entrevista que PALMERO da al periodista del «MUNDO».
    La humanidad y la deshumanizada humanidad son la misma moneda con doble cara. Valorar contiendas del pasado con criterios del presente induce a que las «grullas celestiales pudieran amparar bajo sus alas a la niña de la corbata roja » que SADAKO describe.
    La era radioactiva casi ha pasado.
    Primero era ABQ, luego NBQ, ahora NBQRN y seguirá la ULTRASÓNICA-SISMO-METEREOLÓGICA, incluso TELERQUICA ASOCIADA etc.
    EL MODELO DE DAVIDSON-RICHARDSON-INTRILIGATOR en ambiente determinista fue superado. Han pasado 25 años, y los coeficientes de pérdida y ganancia del modelo citado se ocultaban. Actualmente también se han superado. En el Yemen los neutrones no daban resplandor . el silencio tampoco se escuchaba y el olvido ha sido total.
    Ahora, la legionella y los TRIDENTs también se han olvidado, surge OMICROM y el «Mundo gira y gira» . El poder retardatorio de la marea canta por las calles «es el 8M y tenemos que callar». Después pase lo que pase.
    HIROSIMA , NAGASAKI nadie pone nombre. Se machacó hasta limites insospechado con lo de Adolfo y el éxodo. LAS GUERRAS son GUERRAS y unas veces aplican lo último que tienen a mano sin importar el futuro. La media vital aumenta pero en un instante toda la Tierra se oscurece y la sombra del infierno brota de WUHAN con plena conciencia y autorización de los del TIBET donde el PODER MUNDIAL sigue con SOL, SILENCIO y OLVIDO.
    Enhorabuena y ¡GRACIAS! mi GENERAL..
    TIBULO intento comprender la aniquilación humana: «IN SOLIS TU MIHIS TURBA LOCIS» (En medio del desierto, tú eres para mi una multitud).
    A l orden de V.E
    VIVA EL REY
    VIVA EL EJÉRCITO
    VIVA Y ARRIBA ESPAÑA

    Le gusta a 5 personas

  2. A las órdenes de V. E., mi General.

    Triste «honor» haber sido el primero en experimentar los efectos del invento recién salido del horno sobre seres humanos de carne y hueso. Evidentemente un servidor no estudió para estratega, pero pretender justificar semejante decisión con el agumento de ahorrar vidas con un artefacto que en segundos mató a cientos de miles y posteriormente sus secuelas siguieron durante años matando a más, parece un ejercicio de ingenuidad, o de cinismo, imposible de entender.

    Y eso que aquellas «bombitas» de sólo veinte kilotones de potencia hoy parecerían petardos de juguete para niños al lado de algunas que yo ví hace más de cincuenta años, y que ya entonces tenían ochenta megatones cada una. Ignoro por dónde irá ahora la carga de las modernas. A la vista de lo que ocurrió en Japón, no quiero imaginar cuáles habrían sido las consecuencias de la explosión de una sola de éstas, y no digamos si lo hubieran hecho, por simpatía, las cuatro, extremo que habría entrado en lo posible. Prefiero no jugar a adivino,pero no es difícil intuirlo.

    Si no queremos recordar Hiroshima y Nagasaki, ni las consecuencias de la explosión interna en la Santabárbara del Maine en el puerto de La Habana, que algunos «historiadores» aficionados todavía creen que fue causada por una mina española, es que no entendemos nada. No en vano Randolf Hearst había ordenado a su reportero enviado, que le objetó que en Cuba no había ninguna guerra, aquello de «Vd. vaya y ponga las fotos, que yo me encargo de poner la guerra».

    En aquella época Japón ya tenía más que perdida la guerra ante la superioridad de Estados Unidos, y nada justificada semejante barbaridad. Pero quizás Japón sólo fue el pretexto para el aviso a navegantes y la disuasión de «otros», a la sazón aliados de conveniencia frente a otro monstruo y enemigo común.

    ¡¡¡Viva España!!!

    Le gusta a 5 personas

  3. Magnífica su reflexion Mi General. Me he quedado sin palabras. Admiro su coherencia, y solo pido a Dios que siga así, egoistamente, por todos que les seguimos en su admirable blog. Muchas gracias y saludos para todos.

    Le gusta a 4 personas

  4. Atentamente y con el debido respeto

    Al conjunto de políticos que atentan contra lo humano
    —————————————————————————————
    El enemigo más grande del humano
    es la propia inhumanidad
    que muestran los mandatarios
    de la política internacional.

    Los jueces, y los fiscales
    que se hacen delincuentes
    juntos con los funcionarios
    llevados por las corrientes.

    Militares de altos puestos
    que se rinden a los pies
    del mariposón de turno
    o la más necia mujer.

    Y otros muchos servidores
    que les rinden pleitesías
    a las clases de basuras
    que apagan la LUZ del día.

    Las manadas de borregos
    que aplaudiendo a un criminal
    se dejan llevar por ellos
    sin saber ni a dónde VAN.

    Y. Aquí No se salva NADIE,
    porque NADIE es especial.
    Y. si vamos a la destrucción,
    NO PIENSO QUE SEA TOTAL.

    Quedarán los más canallas,
    casi siempre pasó igual
    pagando los más inocentes
    las culpas de los demás.

    Deberíamos levantarnos
    contra tantos hijos de ….
    que ejerciendo de malditos
    haciendo daño disfrutan.

    España día 5 de diciembre de 2021

    Ramón Lencero Nieto

    Le gusta a 6 personas

  5. Mi General : Hoy nos hace recapacitar, sobre lo poco que valemos y lo poco que podemos esperar de este mundo.
    Somos marionetas enjauladas, y algunos se creen importantes. Los importantes son los políticos y la “ Política “. Son una pena.
    Desde Adan y Eva, el mundo ha evolucionado a peor,
    La guerra Atómica, Biológica y Química, nos aplasta y nos hace pensar, si merece la pena vivir.. “SI MERECE LA PENA “, ,somos creyentes y debemos luchar y cambiar la maldad . Todo está en mano de DIOS, tengamos FE, en él y adelante. ¡¡¡ TODO PO LA PATRIA !!! 🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 7 personas

  6. Impresionante, lo de hoy, mi General.
    Con gran verdad y coherencia, de la realidad y situación. Como se ha comentado.
    Y si, somos creyentes, y debemos luchar, y cambiar la maldad, por el bien, como comenta D. Luis Martin-Pinillos. Todo esta en las Manos de Dios. Tengamos Fe en El, y adelante,
    !! todo por España !!
    Muy buenos todos los comentarios. Gracias.

    Saludos con afecto y agradecimiento, General Dávila.

    Josefa del P.S. López del Moral Beltrán

    Le gusta a 4 personas

  7. Buenos y tardíos días, mi General, y todos; ando algo chungo de salud, por eso la tardanza. Luz brillante de mil Soles, luego, Calor de las Estrellas, luego la Onda con fuerza de mil martillos. Y la radioactividad venenosa, que mata más despacio, cuestión de hora, días o años. Coincido en que no todo vale, mi General, ni siquiera en la Guerra.

    Le gusta a 2 personas

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s