TE VOMITARÉ DE MI BOCA. ELECCIONES. General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

En el Parlamento vasco

Tengo que volver a la cruda realidad. Tan evidente que nadie hace caso. Ni aunque resucite un muerto.

Las elecciones están infectadas por una derivada: los filoetarras y la variable independentista que va más allá de Cataluña. Por la querida tierra vasca también se esconden los traidores y lo hacen en instituciones del Estado.

Los filoetarras de Bildu han presentado una propuesta en el Parlamento Vasco para vetar la presencia en su territorio de los partidos de derecha, PP, C,s., y Vox. durante la campaña electoral. Podría aprobarse. Dominan la situación. Lo que no se entiende es que estos individuos estén en ese parlamento. Señalemos al PSOE y a Pascual Sala. Recordemos:

<<El Pleno  del Tribunal Constitucional (TC) ha estimado con el voto de 6 magistrados frente a 5 el recurso contencioso-administrativo presentado por Bildu contra la sentencia del Tribunal Supremo que anuló las 254 listas de la coalición para los comicios del próximo 22 de mayo, informaron fuentes del alto tribunal. El tribunal considera que el Tribunal Supremo vulneró el derecho a la participación política de la coalición integrada por EA, Alternativa e “independientes” de la izquierda abertzale, consagrado en el artículo 23 de la Constitución. A favor han votado Eugenio Gay, Elisa Pérez Vera, Pablo Pérez Tremps, Luis Ortega y Adela Asua y el presidente Pascual Sala, todos propuestos por el PSOE>> (El Confidencial. 5-05-2011).

Todo está dicho y hecho. Nadie denuncia y arroja la basura a su lugar de origen.

La Guardia Civil avisa: decenas de jóvenes están siendo citados por miembros históricos de la ETA para radicalizarlos. Estos encuentros se celebran en Navarra y Vizcaya.

Ya sabemos la postura del peneuve y la del partidosocialistadecataluña. Sabemos todo lo que piensan, dicen y hacen.

<<Pero como eres tibio y no frío ni caliente, te vomitaré de mi boca>>.

¿Hay contaminación electoral?

Solo falta añadir que se den una vuelta por TVE., por las autonómicas o por cualquiera de las/los que se definen como independientes de todo aquello que no sea el dinero, venga de donde venga, y ya vemos, hoy por hoy, de donde viene. Ustedes, la audiencia, mandan. Eso se creen.

Pues con esta palpable contaminación hay que votar. El voto queda claro, aunque disperso.

Iré a votar, espero; aunque puede que la náusea me lo impida.

A días, en la solana

echas a volar tus esperanzas

y no hacen sombra.

¿Serán vanas?

 (El Precio. José Jiménez Lozano).

Parecía que todo había cambiado. Engaño: las cañas siguen siendo lanzas.

De nuevo la esperanza del voto… siempre que no haga sombra.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

23 septiembre 2019