EL SEÑOR HOMERO. Rafael Dávila Álvarez

No les voy a descubrir a Azorín, aunque vaya usted a saber con lo poco que ahora se sabe de la Ilíada; y de dónde está Troya, que puede que ni estuviese. Azorín era algo así como Aquiles, pero en vez de espada usaba pluma y un paraguas rojo. Hoy sería youtuber o el número uno en tik tok. No me cabe la menor duda. El personal no es tan idiota como parece, solo los que tienen acta de Diputado alcanzan el lugar de los dioses y de la inmunidad.

Sí a ti te digo; tú también ¿te crees distinto?

Hay un corto pero inmenso cuento de Azorín, D. José Martínez Ruiz, que les recomiendo: Toscano o la conformidad. Forma parte de su libro: España. Hombres y paisajes.

Ustedes pensarán que escribir es una tarea pesada, difícil, y que hacerlo a diario una obligación que puede resultar más dura que picar. Les contesto que no, que escribir es un alivio ante el dolor o la alegría, un desahogo necesario y me atrevería a decir que una medicina, cual si el mundo estuviera con fiebre y debe tomarse algo. Paracetamol contra la fiebre que produce el talento de los que gobiernan una nación sí y la otra también.

En el mundo taurino nunca se juntó tanto desecho de tienta.

De lo escrito cada día saldrá un enorme libro único que, aunque tampoco lo sea, se le parece, como si el que escribe haya vuelto de Etiopía, «que es fama entre los etíopes que los monos deliberadamente no hablan para que no los obliguen a trabajar»; claro que no sabían que es mejor escribir que así parece que no hablas y además no es trabajo.

El gran libro lo escribió el señor Homero y luego los demás hemos ido copiando.

Conversaba D. Jacinto Benavente con el aldeano que le veía cavar la tierra

—¿¡Que Don Jacinto trabajando?!

—No hijo, descansando.

Cuando le veía escribir o leer.

—¿¡Que don Jacinto, descansando?!

—No hijo, trabajando.

«Después vi que es absurdo imaginar que hombres que no llegaron a la palabra lleguen a la escritura».

Todo parece ser que fue, pero que ya antes se había escrito.

Homero empezó todo y ya no hay nada más que escribir; es repetir lo mismo. El amor y el odio; el dolor, la traición, el valor y el verbo en sus terminaciones ar, er, ir. No hay más, aunque alguno nos empeñemos en repetir siempre lo mismo. Tomar el medicamento necesario en esta pandemia de inútiles que es tan contagioso.

Cervantes debió descansar mucho después de escribir, pero seguro que presumía más de haber perdido el brazo en Lepanto, si es que alguna vez hubo Lepanto, que debe ser que nos lo han contado tantas veces que ya dudas. Todo está bajo el poder de la luz, la imagen y el sonido.

De ahí que no sea difícil escribir. Dar luz, imaginar, escuchar las voces. Hoy te lo dan todo hecho y eso te causa una tristeza inmensa. Nada puedes. Hay una frase que circula en el cotidiano lenguaje (es horrorosa) y denota una incultura ofensiva: «Es lo que hay». ¿Cómo que es lo que hay? Es preferible vivir en las cuevas. ¿Lo que hay?

Nos hemos hechos inmortales: Creemos.

«Ser inmortal es baladí; menos el hombre, todas las criaturas lo son, pues ignoran la muerte; lo divino, lo terrible, lo incomprensible, es saberse inmortal» (Borges. El inmortal).

En definitiva ya no hay palabras; cualquier palabra es la palabra de otro y no hay palabra que otro no tape con la suya; y así a palabrotazos vamos de paso en esta estrechez del pensamiento que uno no sabe qué hacer, si escribir o no, Si total está escrito todo y la «conclusión es inadmisible».

«Cuando se acerca el fin, escribió Cartaphilus, ya no quedan imágenes del recuerdo; sólo quedan palabras. Palabras, palabras desplazadas y mutiladas, palabras de otros, fue la pobre limosna que le dejaron las horas y los siglos».

Después de sacar el paraguas rojo y no sé cuantas cosas más, todo fue inútil, y entonces el señor Toscano dijo en España. Hombres y paisajes:  «¿Dónde está el secreto de la paz espiritual, de la ecuanimidad, de la dicha? En la conformidad, en dejar que las cosas que no podemos remediar sigan su curso lento, inexorable y eterno».

Ya no queda nada. No hay España y el paisaje es yermo. Los hombres han desaparecido. Me resisto y escribo. Otra cosa no puedo.

Todos copiamos lo que dejó escrito el señor Homero que después repetía el señor Toscano.

¿A dónde nos llevará este curso lento, inexorable y eterno?

Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

27 enero 2022

13 pensamientos en “EL SEÑOR HOMERO. Rafael Dávila Álvarez

  1. Hoy un tanto pesimistón, pero tú sigue buscando, que detrás del nublado de hoy tiene que salir el sol, seguro. ________________________________

    Le gusta a 4 personas

  2. Mi respetado y muy querido GENERAL,
    Sobre «EL SEÑOR HOMERO» muy poco que añadir. Alguien lo decía :»Hacer cosas sin ganas es peor que picar» y la humanidad lo fue repitiendo desde el origen de la creación hasta el fial de nuestro Universo.
    El de los pies ligeros presumía de conocer CASTILLA. Los desechos de tienta siguen su binomio. DOLOR-AMOR. El triplete vinculante (LUZ, IMAGEN, SONIDO) reconcilia al hombre en ADMISIBLE CONCLUSIÓN : LA RESPUESTA a ¡A donde nos lleva este curso lento inexorable y eterno? :
    R/Cuando amanece, es inútil pretender que la aurora se detenga».
    Creo que Cayo Cornelio Tácito dijo: «SOLITUDINEM FECERUNT, PACEM APPELLARUNT» (Crearon un desierto, lo llamaron PAZ).
    ENHORABUENA .
    A la orden de V.E
    VIVA EL REY
    VIVA LA GUARDIA CIVIL
    VIVA Y ARRIBA ESPAÑA

    Le gusta a 4 personas

  3. Atentamente y con el debido respeto

    Sólo nos que da que ocurra el milagro que esperamos
    ————————————————————————-
    ¿A dónde nos llevará este curso
    lento, inexorable y eterno?
    Atendiendo a su discurso
    que con excelencia expuso,
    ¡a los mismísimos infiernos!.

    Si NO hay Patria, NI conciencia
    para salvar a la humanidad,
    cuando TODO es incongruencia;
    Y. La honradez se desprecia,
    ¿Qué PODRÍAMOS ESPERAR?.

    Contemplando los abismos
    que tenemos a nuestros pies
    llevados por los modernismos,
    la degeneración y el surrealismo
    de este aciago acontecer.

    Sólo nos queda que ocurra
    el milagro que se aparece
    contra las sombras que nublan
    los derechos que se curvan
    en la maldad que obedecen.

    Las corrientes criminales
    de las políticas fratricidas
    en los gobiernos regionales,
    nacionales e internacionales
    QUE ESTÁN NEGANDO LA VIDA.

    España día 27 de enero de 2022

    Ramón Lencero Nieto

    Le gusta a 6 personas

  4. Qué descanso los árboles, mi General. Siempre en su sitio y en lo suyo, como decía el poeta. Y las palabras, sí, están escritas en su tiempo y espacio: mas son nuevas en su hoy y su ahora. Son diferentes e importantes y son esencia misma si quien las dice, como es de ver, en su misma nobleza las alcanza.

    A las órdenes de V.E.

    Le gusta a 7 personas

  5. Buenos días, nuestro sabio y noble general. Que voy a decir: Buenísima crónica y criterio. Sabemos que los ineptos que nos golpean con el «es lo que hay» imponen con su cinismo el conformismo frente a la mediocridad que conduce a la decadencia. Pero los coetáneos somos muchos y variados, rica simiente, no muerta aún.

    Cierto que toda historia, especie, elemento o idea tras su acción y reacción -a través del tiempo- llegan a la disolución, que se saturan ,merman, también mueren. Pero se transforman en electicidad, gases… como la energía misma.

    Si, es indudable que percibimos que estamos en el poso de nuestra historia. Quizás como en todas las catarsis pero pienso y siento que mientras vivamos y tengamos descendencia siempre habrá un renacimiento, como esas semillas que surjen inéditas en los devastadores volcanes o esas edelweiss que nacen en lo más alto de las montañas, desafiándolas, alegres, felices e innovadoras…

    Yo creo en el renacimiento de la vida siempre que queden semillas y le sigo a usía porque su excepticismo fundado demuestra la rebeldía que siembra el camino para hoy o para mañana.

    Ánimo y pongámonos el cinturón que vienen curvas, pero agarremos el volante que aún nos queda la determinación.
    Viva España, con nuestras semillas y anhelos a buen recaudo…
    Y viva el Rey que quien sabe si le toca el mando, para honrarnos.

    Le gusta a 6 personas

  6. Con algo de suerte, no nos llevará a ninguna parte, el Curso Lento, INEXORABLE, y Eterno; como buen cronista, Homero era buen fabulador y también fatalista, mejor NO seguir esta corriente,que aunque parezca que va despacio, acaba con todo muy deprisa. Buenos días, mi General, y todos.

    Le gusta a 5 personas

  7. Saludando respetuosamente a Ustedes,
    El Curso del rio de la vida, lento en los jóvenes años, más rápido en la mayor edad, INEXORABLE y luego ETERNO -la vida es que nos pasan cosas y también las hacemos y así nos entretenemos- nos lleva a…¡Dios!…yo no creo en lo que sugiere el verso de don José Hierro que nos espeta «Nada, después de todo, fue nada…»…yo, en lo más profundo de mi inteligencia estoy seguro que después de todo estará Todo…significa que veré la Luz, si Dios quiere…cuando el destino me alcance seré juzgado y su Gran Misericordia me llevará a la Luz…ojalá lo merezca con mis actos, porque al Misterio Insondable sólo se llega por los actos, las acciones y no meras razones de oportunidad…bueno, bueno, mañana será otro día en el que leeremos, comprenderemos, nos ilustraremos y nos edificaremos un poquito más…¡todo eso, y mucho más, haremos…
    ¡Viva España, bendita tierra, y todos los españoles de bien!

    Le gusta a 4 personas

  8. A continuación escribamos una «maniobra de distracción» que pudiendo parecer una «sopa de letras» por mor de lo números, hoy muy de actualidad, cuanto menos, levantará los ánimos.
    No todos copiamos lo que dejó escrito el señor Homero y luego repitió, el señor Toscano, así que dejo una respuesta con una pregunta:
    ¿Que demonios es esto?
    266 315 374 264
    Y también dejó una pista:
    ¡Que en el año 2011 ya ocurrió!

    Me gusta

  9. Mi General : Hoy me parece especial tu exposición. Recomiendo su lectura, leerla y meditar y volver a leer.
    El escribir es fácil, un mono puede hacerlo, pero trasmitir ideas y hacerlo a diario, un día sí y otro también, no es tan fácil. Pocos pueden hacerlo, y si encima crea un Blog, es una persona muy válida y con un don especial. Las cosas son así, el que vale, vale. 🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 6 personas

  10. ¿Debemos conformarnos en dejar que las cosas que no podemos remediar sigan su curso lento, inexorable y eterno? No me parece que el conformismo sea el secreto de la paz espiritual, de la ecuanimidad, ni de la dicha; más bien lo veo como una actitud de absoluta sumisión, de ciega aceptación de todo aquello que nos quieran imponer unos personajes carentes de ética, que prostituyen las leyes para satisfacer sus intereses sectarios. No nos podemos permitir claudicar ante los caprichos de tanto desecho de tienta. Precisamente la lectura de sus artículos son un estímulo para resistir, para tener confianza de que todavía existe una posibilidad de cambio y de progreso; así lo veo y más de seis millones ya de seguidores se asoman a esta ventana, que es su blog, buscando esa confianza, esa esperanza de cambio.
    Siga escribiendo, Mi General, España existirá mientras haya hombres como usted que la amen y la defiendan con tanto tesón.

    Le gusta a 5 personas

  11. Buenas tardes mi General;

    Me parece tan magnífico su artículo de hoy, y todos los comentarios que he ido leyendo, que mejor no añado nada. Estoy totalmente de acuerdo con todos y cada uno de ellos, especialmente la apostilla de D. Pedro Dalmau Plazas. «Siga escribiendo, mi General. España existirá mientras haya hombres como usted que la amen y la defiendan con tanto tesón». Yo añadiría también con profundo amor.

    Un afectuoso saludo a todos

    Le gusta a 6 personas

  12. A las órdenes de V. E., mi General.

    «Dicunt Homerum fuise caecum».

    Creo que solamente entran en la eternidad, incluso antes de abandonar este mundo, los hombres capaces de relizar milagros imposibles, como Homero, que siendo ciego, fue capaz de escribir la Ilíada, dejándonos el inmenso legado de la historia antigua Y Beethoven, que cuando ya estaba completamente sordo, compuso, con los oídos del alma, la novena sinfonía con ese supremo himno a la alegría, sirigiendo personalmente la orquesta el día del estreno.

    Para mí, cuando un político demuestre la imaginación necesaria para algo así, como sería rescatar a España de esta caída en barrena, entonces lo seguiré.

    ¡¡¡Viva España!!!

    Le gusta a 5 personas

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s