LA QUINTA HERIDA DE MILLÁN-ASTRAY FUNDADOR DE LA LEGIÓN. CAMINO DEL CENTENARIO General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Millán-Astray por Zuloaga

Sí. Ya sé que fueron cuatro.

Cuatro heridas graves, de guerra, frente al enemigo:

17 de septiembre de 1921. Barranco de Amadí, toma de las tetas de Nador. Herido en el pecho.

10 de enero de 1922. Combate de Draa el-Asef. Herido en una pierna.

26 de octubre de 1924. Fondak de Ain Yedida. Arengando a los soldados del Batallón “Burgos”. Herido en el brazo izquierdo que tuvo que ser apuntado.

4 de marzo de 1926. Loma Redonda. Revisando las fortificaciones de vanguardia. Herido en el ojo derecho. Desgarros en el maxilar y mejilla izquierda. Como consecuencia de la herida pierde el ojo derecho.

Pero hay más.

Eran sus auténticas condecoraciones. Un ángulo dorado bordado en la manga del uniforme por cada herida. Era un ejemplo, el estandarte de lo que era la Legión. Las palabras que les dirigía a sus legionarios no eran retórica vacía, ni teatral actitud. En la Legión no se miente, a nadie se le engaña.

Habéis venido aquí a morir”. Aquellas palabras las llevaba bordadas el fundador de la Legión no solo en el uniforme sino en su acribillado cuerpo como si fuese el mismísimo Tercio que se erguía entre las balas para escándalo de los mediocres.

En la Legión, las heridas siempre han sido la hoja de servicios de los valientes.

El joven oficial Ríos Capapé allá por el año 1926 cuando Millán-Astray recibe la cuarta herida de guerra le envió el siguiente telegrama:

<<Felicítole por cuarta, gloriosa herida Stop Espero impaciente la quinta>>.

El joven oficial Ríos Capapé enviaba un telegrama al héroe herido, sin pensar muy bien la redacción del texto, en el que venía a desearle otra nueva herida. Decía lo que no quería decir, expresando mal lo que quería decir, aunque todos interpretaban con meridiana claridad lo que quería expresar. Lucir las cicatrices en dorados ángulos era el preciado premio a los duros combates, era la gloria y la buena estrella ante el enemigo.

Lo que no sabía aquel joven oficial es que su metafórico deseo se iba a cumplir. El fundador de la Legión puede haber sido herido por quinta vez, una herida reciente que la cobardía ha esperado a la oscuridad del momento, a la mediocridad de algunos elementos y a la traición y deslealtad, incluso de algunos allegados, para disparar con su vulgar paqueo.

La Legión sigue siendo lo que fue. Lo que era su fundador y lo que quiso su fundador que fuese. Si alguien pretende separar al creador de su obra pierde el tiempo. Mejor será, si se atreve, que destruya la obra; renacerá antes de caer.

La quinta herida de Millán-Astray no está causada por quitar su nombre a una calle, ni por redactar panfletos injuriosos llenos de odio y envidia contra su labor y persona. No hiere quien quiere. Hay que ser inteligente, caballero y noble para enfrentarse a un soldado en combate. No es el caso.

La quinta herida recibida por el fundador de la Legión es, será, sería, podrá ser, ha sido -la bala puede estar haciendo ya su recorrido-…, que separen al fundador de su obra, que escondan el nombre del teniente coronel Millán-Astray cada vez que se hable de la Legión.

La Legión camina a su Centenario de la mano de su fundador. Si no es así no habrá Centenario de la Legión. Será otra cosa.

Camino del Centenario en nada ha cambiado la Legión. Solo hay una cosa que la distinga y la haya hecho grande en su centenaria historia: su espíritu. Adaptarse a los tiempos no es renunciar a otros tiempos. Es recordar y divulgar, es sentirse orgullosos de los hombres que quedaron en el camino. Es el recuerdo a todos los que humildemente sirvieron y todo lo dieron; con su camisa verde abierta a las balas, las de plomo y las que con insidia lanza la retaguardia. No abrocharemos el botón de nuestra camisa verde, a nadie le cerraremos el paso, pero el que se atreva que venga a cerrárnoslo.

El centenario de la Legión, para unos y para otros, para todos, debe estar unido a la figura de su fundador: teniente coronel José Millán-Astray.

El combate está en marcha. El paqueo suena ya muy cerca.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog generaldavila.com

04 mayo 2018

 

28 pensamientos en “LA QUINTA HERIDA DE MILLÁN-ASTRAY FUNDADOR DE LA LEGIÓN. CAMINO DEL CENTENARIO General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

  1. A lo largo del día -llevaba 24 horas en la cama por mi estado físico, y sólo me he podido levantar a las cuatro de la mañana- intentaré explicar lo más interesante de mi convivencia con los oficiales de la Legión, por la sugerencia de la entrada de hoy. Mas, por si se me olvida, me parece oportuno compartir una cuestión. Cuando estuve ayer en Madrid cayó en mis manos un libro interesante: “La Puerta de la Victoria”. Está novelado, y por el breve ojeo que hice, me reafirmo con una opinión compartida aquí: el sur de la Península no está adecuadamente defendido. La libertad de España no es un punto de interés para los dirigentes políticos, pues sin que se garantice la seguridad de las personas hablar de libertad entra en el campo de lo abstracto. Y ¿Si no hay seguridad en la zona sur? ¿Cómo sabemos que en las demás si? ¿Acaso basta con decir estamos en la OTAN, sigamos con lo nuestro? Es decir: pólvora del Rey y ubres del Estado. Está bien adecuar nuestra defensa desde una perspectiva global, mas sino garantiza nuestra seguridad, entiendo que -sin abandonar ninguna alianza- tenemos que barrer nuestro patio nosotros mismos, máxime cuando, por lo que yo he entendido de los tratados con la NATO, no se entiende con claridad ningún auxilio para la defensa sur. Y es evidente que sin la actuación de los EEUU, hoy el Sahara Occidental Español no pertenecería a Marruecos. Y, a día de hoy, a mi entender ni EEUU ni Francia ni Inglaterra u Holanda hayan modificado un ápice su aptitud.

    Me gusta

  2. … Recto cauce que previno, aquel invicto guerrero
    llamado MILLAN ASTRAY, que entre sus infantes ebrio,
    supo desafiar la muerte jineteando desprecios,
    sobre el indomable potro, de su valor y su ejemplo.

    Y pues la Parca no quiso, desposarlo por completo,
    aceptando de su vida la ofrenda que hacia ciego,
    señalando su pertenencia, por arras tomo en su cuerpo,
    la clara y diestra pupila y además su brazo izquierdo…

    Cierto, mi querido General, muy cierto… en La Legión, las heridas siempre han sido la hoja de servicios de los valientes; por eso La Legión camina a su Centenario de la mano de su fundador por su ejemplo, porque para unos y para otros, para todos, ese Centenario debe estar unido a la figura de su fundador: teniente coronel José Millán-Astray.

    ¡¡¡ VIVA ESPAÑA !!! y ¡¡¡ VIVA LA LEGIÖN !!!
    Un fuerte abrazo legionario.
    Pedro Motas

    Le gusta a 1 persona

  3. El camino empieza mal. Han editado un vídeo oficial sobre el camino la Centenario de la Legión y ni se nombra al fundador Tcol. Millán-Astray. Esa parece la tónica a seguir. Al menos perfil bajo

    Me gusta

  4. Hay un asunto que, a lo largo de la mañana, a pesar de haber estado rezando, no he podido evitar que me viniera a la cabeza una y otra vez; inducido, sin duda por la lectura de los acontecimientos narrados por el General Dávila y dirigidos a la figura del actual monarca, en la confianza de su cercanía y cariño hacia él, como se desprende del escrito leído.
    En mi opinión la Jefatura del Estado está cortocircuitada. Con lo cual malamente puede cumplir sus compromisos constitucionales, y si ésta queda relegada a un mero simbolismo, su utilidad ante circunstancias graves como son las actuales, deja a la monarquía al albur de lo que dicten personajes cuyas caras ni siquiera conocemos con claridad.
    Esto no lo tengo madurado, pues son hechos que no han pasado, sino que siguen pasando; o lo que es lo mismo: es materia más de un periodista -aunque esté bien formado y sea honesto- que de un historiador. Por ésto solo puedo narrar sucintamente algunos hechos cronológicamente, y esperar las informaciones que aporten otras personas con mayo bagaje informativo.
    -A finales de mayo o principios de junio de 1973, antes de salir en la prensa, se empieza a anunciar que Franco abandona la Jefatura del Estado. Era un hecho necesario ante la evidencia de sus años, mas Franco sabía perfectamente -y justificaba- la maniobra del Almirante Carrero Blanco: crear los jueves por la tarde un Consejo de Subsecretarios, para coordinar posibles temas de interés común entre los distintos ministerios, a la cual pudieran acudir los ministros que entendiesen oportuna su asistencia. Es decir: todos; así se hacía una especie de pre-Consejo de Ministros donde los temas que no precisaran la necesaria aprobación de Franco quedasen solventados, y al día siguiente por la mañana en el Salón del
    Consejo de Ministros en el Paseo de la Castellana, sólo se tratasen las cuestiones de lógica aprobación por Franco.
    -El 20 de diciembre de ese año el Almirante, después de asistir a Misa, según su costumbre, en San Francisco de Borja, frente a la embajada de los Estados Unidos, es asesinado salvajemente por ETA (favorecidos por la acción, o inacción, de cinco dedos de distinta mano cada uno).
    -Para la elección de sucesor, Franco, ante la imposibilidad de poner a quien él quería -éste adujo su condición en el Consejo del Reino, y la incompatibilidad consecuente de su nombramiento (recuerden la cuestión estética-, y entendiendo que no era ocasión de quemar a su “as de oros”, claudicó en Arias Navarro (todo hay que decirlo: pesando en ello el hecho de la amistad de su mujer Mariluz con Carmen Polo).
    -Con posterioridad, estando el Jefe del Estado descansando en los jardines del Pardo, se presentó Arias, inquieto porque le había pasado, a través del Ministerio de la Gobernación, una nota en la que constaba una lista de unas veinte personas influyentes en el mundo político, o políticos directamente, pertenecientes a la masonería. Franco cogió la hoja, la leyó y se devolvió a Arias, con el siguiente comentario: “Ni son todos los que están, ni están todos los que son”, o viceversa, no me acuerdo. En mi opinión Arias no supo entender en plenitud lo que le estaban diciendo.
    -Es dificil de demostrar, pero conociendo el historial de Franco, es evidente que él se sintiera obligado a seguir informado de los entresijos más importantes de la situación interior y exterior que afectasen a España, a pesar de ser consciente de su declive físico (el hecho de necesitar una silla de caballería para su aparición en el Palco de la Plaza de Oriente, pero asistir, ante el acoso exterior por poner coto al terrorismo, da fe de lo que digo). Y también de lo que a continuación expongo.
    -¿No se hace sugerente la posibilidad de dos fuentes de inteligencia -el punto en que divergieran de ser plausible mi hipótesis, yo no lo sé a día de hoy-, una encaminada a la Jefatura del Estado y la otra a la Presidencia del Gobierno? Lo suficientemente dispersas para no entrar dentro de la lógica intercomunicación de los servicios de inteligencia. Puede ser tan sólo un cálculo mío que, aún bienintencionado, no pase de una conjetura más sobre los porqués de nuestra historia reciente. Pero el hecho es que, de ser cierta, cuestiones cómo la desaparición del expediente sobre el asesinato del Almirante, la no aclarada muerte de Herrero, la desconcertante cesión de carnaza a los que embestían con la bestia de ETA sin contrapartidas sinceras de paz, las neblinas que aún obscurecen los sucesos del 23 de febrero de febrero de 1981…y el encabezamiento -aún sin expresar así- de este artículo: la soledad de un monarca, a pesar de tener amigos y simpatizantes; gente que le quiere y espera de él; gente que ve en la Monarquía un pilar de estabilidad; gente que va más allá de la euforia y la sensiblería epidérmica sin acendramiento, ante hechos puntuales; gentes que recuerdan las palabras de Ortega y Gasset: “No era ésto, no era ésto”, cuando ya no había remedio.
    -De tener visos de realidad, o al menos algo de razón, lo que apresuradamente he expuesto, también aclararía en parte la impunidad y descaro conque ciertas personas -demasiadas- actúan en nuestro día a día; bien enriqueciéndose, bien contemplando el descuartizamiento de España de “brazos cruzados”, bien poniendo a la Magistratura a los pies de los caballos… bien haciendo “lo que les da la real gana”. Me viene a la cabeza el juego de palabras que hizo un caballero en este foro sobre la granada; yo le apoyo: hoy es un fruto, y mañana -si no lo evitamos- un discernimiento sobre si es moledora o de metralla.

    Carlos manuel.

    Me gusta

  5. A las órdenes de V.E., mi General.

    El General Millán-Astray (hasta ese apellido compuesto y de noble cuna suena a canto épico) es, como todos los héroes, una figura excepcional que se ganó a pulso y dejando jirones de su cuerpo, y de su vida, por los campos de batalla no buscando fortuna o aventura personal, sino en servicio y beneficio de la Patria y de sus compatriotas. Es una figura mitológica pero real y constatada en la historia.

    La Legión existe por él, porque él la fundó y dirigió el primero infundiéndole su espíritu y su valor y desprendimiento. La Legión no puede existir ni llamarse tal sin él presente en todos sus actos. Fue el típico Caballero andante, como el Cid Campeador, terror y admiración a la vez de sus enemigos, y vencedor en batallas incluso después de muerto físicamente.

    Podrán seguir hiriéndole, que es también una forma de recordarlo y hacer que le conozcan quienes por su edad no lo conocieron, pues sin proponérselo, sino todo lo contrario, este odio irracional, sin conocimiento de causa y gratuíto, es en cierto modo una forma de homenaje y de perpetuar su memoria. Quizás sea sintomático que quienes más odio y resentimiento heredados tienen a los próceres de toda nuestra historia hasta el extremo de confundir los papeles que desempeñaron y en qué fechas o hechos, y en particular a los de esa época concreta, la de los últimos que defendieron con sus vidas el honor de España en los últimos reductos de su imperio, a continuación en el Norte de Africa, y como colofón de gloria, a toda España para arrancarla de las garras y las fauces de sus peores enemigos en la guerra, salvándola de desaparecer engullida por el imperio del terror, sean los que no pueden vivir sin recordarlos a todas horas. ¿Será que todavía les temen, o los admiran y envidian?.

    Está muy bien que escritos y opiniones, como el artículo de lujo de V.E. hoy, y las opiniones que lo acompañan, aparezcan y se renueven de vez en cuando para que sirvan como “rabillos de pasas” por si hay por ahí algún olvidadizo, o ya víctima incipiente del Alzheimer.

    Lo dicho, no puede haber Legión sin que la siga presidiendo in aeternum el General Millán-Astray. Pues no quiero pensar que exista alguien tan presuntuoso como para pensar que apropiándose de su pensamiento y su figura más que legendaria, le puede disputar su puesto en la historia. Sería sencillamente ridículo.

    Pero no deja de ser triste que cada vez que intentan herirle otra vez, y ya van, que yo sepa, dos, la retirada con nocturnidad y alevosía, como vulgares ladrones de tumbas, de su estatua en su ciudad, La Coruña, y ahora lo de esta vieja miliciana dinamitera regresada del mismísimo infierno, que ante su frustración porque jamás podría medirse con él ni vencerlo en el campo del honor (qué sabrá ella lo que significa esa palabra), ni siquiera utilizando ritos satánicos ni artes de brujería,, va y retira su nombre de una calle que le fue concedida, cuando él no puede defenderse ni parece que a nivel oficial y gubernativo nadie haya oído, pues seguramente en ambas ocasiones él lo habrá gritado, su “A mí la Legión”, y el único testimonio en su defensa sólo lo hayan hecho in situ en el segundo caso, unas cuantas personas realmente nobles, y hoy V.E. con este broche de oro.

    ¡¡¡VIVA ESPAÑA, GENERAL MILLÁN-ASTRAY, PRESENTE, Y VIVA LA LEGION!!!

    Me gusta

  6. Queridísimo Rafa y amigos:
    Dios me hizo el inmenso regalo de nacerme siendo la hija de un infante que cumplió su sueño de ir destinado voluntario a La Legión, primero al Sáhara en el año 68 del siglo pasado (yo tenía entonces 14 años), y luego daría con sus huesos, junto a su Tercio, en Fuerteventura de donde salió al ascender e incorporarse al que sería su penúltimo destino en la Academia de Infantería de Toledo.
    Cuento esto, que muchos sabéis, para que entendáis que soy consciente de que yo solo soy una mujer, una persona, que tuvo el HONOR, LA INMENSA DICHA, de haber crecido viendo entre bastidores a la esencia de LA MILICIA, QUE ES LA LEGIÓN, a la que por todo lo anterior llevo en el ADN, en mi corazón, en mi alma, y en mi espiritu, al igual que hacéis tantas personas que podáis leer estas líneas.
    Dicho esto, mi opinión sobre lo que planteas RAFA, es que a La Legión, y a Millán Astray, se le tienen “ganas” porque los descerebrados de siempre se empeñan en identificarla con una determinada manera de hacer política por parte del fundador de la I BANDERA que más tarde sería, como todos sabéis, Jefe del Estado.
    Cuando La Legión fue tal, con Alfonso XIII, la II Republica, Franco, Juan Carlos I, y ahora Felipe VI.
    La Legión ha sido, es y será LA LEGIÓN mientras hoy como ayer, continúe ajena a las oscilaciones políticas y de partido, ESO ES LO QUE PERMITE A LA LEGIÓN SEGUIR SIENDO HOY EN VIATOR, RONDA, CEUTA Y MELILLA, LA MEJOR ESCUELA DE OFICIALES DE TODO EL EJÉRCITO ESPAÑOL, AL IGUAL QUE FUE SIEMPRE.
    En mi humilde opinión, LA LEGIÓN SON LOS LEGIONARIOS, LA RAZÓN DE SER DE LA LEGIÓN ES LA PATRIA Y LOS LEGIONARIOS Y LA PATRIA SON MILLÁN ASTRAY, O SEA LA LEGIÓN EN ESENCIA.
    Pretender ignorar esta sencilla regla es desconocer lo que son los Tercios y LA LEGIÓN EN SI MISMA.
    La Legión fue tal, gracias a héroes de leyenda como fueron sus fundadores, a los que, pese a quien pese, la realidad es que se les ha llamado de todo pero hay un calificativo que jamás ninguno de sus peores enemigos, se atrevió a llamarles: COBARDES.
    CON INICIATIVAS COMO LA TUYA RAFA, DEMUESTRAS QUE CUANDO TU LLEGAS A LA LEGION YA LLEVAS EN TU ADN, LA VALENTIA PARA INCORPORARTE A ELLA, HOY COMO AYER SIGUES PELEANDO Y CONTIGO TODOS LOS QUE TE LEEMOS PARA QUE NO SE IDENTIFIQUE A MILLÁN ASTRAY CON UNA SOLA OPCIÓN POLÍTICA (QUE TAMBIÉN, Y A MUCHA HONRA, NO IBA A SER REPUBLICANO) PORQUE MILLÁN ASTRAY DEMOSTRÓ SER UN PATRIOTA, UN VALIENTE, UN SOLDADO QUE SE BATIO EL COBRE POR ESPAÑA A LO LARGO DE TODA SU CARRERA.
    NO VOY A SER “POLITICAMENTE CORRECTA” (ME “TOCA LA NARIZ” SERLO, CON PERDON, DIGO LO QUE SIENTO) Y QUIERO RECORDAR LA ECUACION INICIAL DE LEGION = LEGIONARIOS, = MILLAN ASTRAY, Y DESDE ESTAS LÍNEAS, ME ATREVO A SUPLICAR DE MUJER A MUJER, A LA MINISTRA COSPEDAL QUE ME CONSTA ESTÁ ACREDITANDO DESDE SU MINISTERIO, LAS AGALLAS QUE A MUCHOS HOMBRES DE SU PARTIDO LES FALTAN, (Y LO DIGO SIN ÁNIMO DE OFENDERLA) QUE IGUAL QUE ESTOY SEGURA, NO SOSPECHABA EL BAGAJE DE ABNEGACIÓN, VALENTÍA Y SACRIFICIO QUE IBA A ENCONTRARSE EN LOS SOLDADOS QUE DIRIGE CUANDO ACCEDIÓ A SU MINISTERIO, NO NINGUNEE LA FIGURA DE UN HÉROE COMO FUE MILLÁN ASTRAY, SIN EL QUE NO EXISTIRÍA LA LEGIÓN, NO EXISTIRÍA ESPAÑA.
    CON EL AMOR A MI PATRIA DE SIEMPRE
    ¡¡¡A ESPAÑA Y A MI REY, SERVIR HASTA MORIR!!!
    ¡¡¡¡VIVA LA LEGIÓN!!!
    Esperanza González de Fonseca Marco

    Me gusta

  7. Buenas tardes General D. Rafael Davila :

    Leido la magnifica y admirable historia del Fundador de la Legión del teniente Coronel Millan-Astray , no cabe en ninguna cabeza sensata, apartarle de ese mérito, cuando la Legión lleva , sus enseñanzas, su espiritu y valentia para defender a España.. y es su razón de ser y existencia.. No se puede ni se debe separar.. a un heroico militar fundador, de lo fundado..cuando es lo mejor formado y mas valiente que hoy entre otras fuerzas, POSEE ESPAÑA..
    Estoy segura, que, nuestra ministra de defensa, Sra. Maria Dolores de Cospedal, inteligente , donde las haya, muy inteligente, diría yo, y sabedora, y llevando el ministerio de defensa, con esa altura, profesional, ella, tenga intención , o permita, separar al fundador, de la Legión, de la propia Legión , por él fundada y creada, sobre todo, en los actos de los 100 años de su creación, ni nunca.

    La Legíón, cuerpo de Élite en España. nunca se debe separar de su fundador. gran legionario, el primer legionario por excelencia y Héroe a imitar, por su valentía y amor a España. Es mi humilde opinión ..

    Y si las cosas no funcionan así, con esa rectitud y verdad.. muy mal, estamos todos en España en la actualidad.. También es mi humilde opinión.

    He leido las aportaciones, a cual mejor.. gracias por lo mucho que aprendo.. un saludo para todos..

    Un afectuoso saludo, General D. Rafael Davila..

    !! VIVA ESPAÑA !!
    !! VIVA EL REY !!
    !! VIVA LA LEGIÓN !!
    !! MILLAN- ASTRAY.. !! !! PRESENTE !!

    Josefa Lopez del Moral Beltran

    Me gusta

  8. España tenía planteado un grave problema en el Rif a principios del siglo XX y Millán-Astray fundó un Cuerpo, la Legión, que contribuyó decisivamente a solucionarlo. Esto es una prueba evidente de la brillantez de este gran militar, por mucho que ahora intenten tergiversar la historia.

    Si van a intentar ocultar a Millán-Astray, miedo da pensar lo que harán con su lugarteniente y primer jefe de la 1ª Bandera…

    Me gusta

  9. ¡¡Viva España!! Y ¡¡Viva la Legión!!

    Siempre presente su fundador Millán-Astray, por mucho que quieran unos, los verdaderos españoles siempre admiraremos su figura y su legado.

    Me gusta

  10. El miedo es libre. Pero en la legión no cabe el miedo. No importa nada. Millan -Astray esta muy por encima de hombres y mujeres. Porque el general entre los generales está en el Olimpo de los dioses. De los bravos hombres de la España de hoy y de siempre. No importa que salgan ratas y cucarachas a prenderle, No pueden ni podrán.. . La legión es Él, y el es la legión. El resto no importa, ya no, porque en ese Olimpo sólo están los más grandes. España y los españoles lo saben. Dios bendiga al gran héroe de África. Y el gran Hacedor castigue a sus enemigos. Viva la legión!! Viva el general Millan- Astray. Viva España!

    Me gusta

  11. Por cierto la legión mal que les pese fue tambien: Francisco Franco Bahamonde… Generalísimo, caudillo de España… por sí hay algún despistado….. Viva Franco!

    Me gusta

  12. Siempre a su ordenes mi General. Yó ante tan brillantes alagos a la LEGIÓN solo me queda reafirmarme como Español y legionario siempre dispuesto a ofrecer mi vida si hiciera falta por mi Patria.¡¡¡VIVA ESPAÑA,VIVA EL REY Y VIVA LA LEGION!!!.(MILLAN -ASTRAY PRESENTE).

    Me gusta

  13. Siempre a sus ordenes mi General.Me complacería enormemente conocerle personalmente si V:E. asistiera a los actos del día de las Fuerzas Armadas en Logroño, pues desde Vitoria pensamos asistir como Hermandad de Veteranos,de corazón me gustaría con el saludo reglamentario estrechar la mano de una gran persona. ¡¡¡VIVA ESPAÑA!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s