GUERRA EN ALSASUA. LA RECONQUISTA DE ESPAÑA Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

España. Alsasua. España

Se han encendido muchas alarmas.

En Alsasua. El odio allí visto es el mismo que provocó cerca de mil asesinatos: ETA. Allí estaba oteando a su enemigo el carnicero de Mondragón, como si nada, como si él tuviese algo que decir. Salen de sus madrigueras.

No hay paz en España. Lo que vemos es una modalidad de la guerra, un preludio, un estado de ánimo, un comienzo, pero guerra. No se pusieron los medios en su momento para acabar con el odio. Nunca. Se admitió la derrota y se dio libertad al enemigo: suya fue la victoria. Preséntense y gobiernen. Manejen todo: la educación, la economía, la administración, la seguridad suya garantizada, la Guardia Civil poco a poco la retiraremos; todo, todo, t-o-d-o, para ustedes. Lo permitió el alto, el máximo, tribunal.

Apoyan al actual presidente del Gobierno de España para que lo sea y el presidente… se deja apoyar. Todo, T-o-d-o, todo, está arreglado.

Ayer, en Alsasua: ¿En que lado estaba el presidente del Gobierno y el Gobierno/PSOE? ¿Esto es el PSOE o simplemente el doctor Sánchez? ¿Con los proetarras y los independentistas? ¿Qué significa eso? ¿En manos de quienes estamos?

La respuesta a cada una de las preguntas es una muestra de la villanía con la que nos gobiernan.

Pero…

De Alsasua hay que sacar dos importantes conclusiones:

1.- Hasta ahora el enemigo ocupaba el terreno, físico e ideológico, sin que nadie se atreviera a plantar cara. Avanzaban sin resistencia. Se ha terminado. A partir de ahora que sepan que puede empezar la <<reconquista>>. ¡Basta! Ni el tañer de las campanas nos va a detener. No perdamos el tiempo y recobremos la España perdida. Esconderse de nada sirve.

2.- La calle se mueve. La España unida se mueve y hace ver que está harta de engaños y traiciones. Porque ayer en Alsasua los cobardes hacían plañir las campanas sin que nadie les oyese ni apoyase. Han sido derrotados. Se acabó el miedo a los cobardes. España ayer en Alsasua decía ¡basta!

Conviene que tome nota este Gobierno de España y recuerde que está donde está gracias a los que hacían tañer las campanas, los que apoyan este engaño con el que se busca partir España.

España empieza a decir: ¡Basta!

<<La paz no es la ausencia de guerra. Es una virtud, un estado de ánimo, una disposición para la benevolencia, la confianza y la justicia>>. Y eso, hoy por hoy, no existe en España, pero los que se creían vencedores e impositores de su dictatorial ideología empiezan a replegarse ante la verdad; que recupera la calle y recuperará la España perdida.

Se impone recuperar la España perdida. La reconquista ha empezado.

Debe ser un comienzo. Hay que tomar la calle, cada semana, en cada sitio, en Cataluña y el País Vasco, por la unidad de España, por España.

Hay que perder el miedo desde dentro y desde fuera. Perder el miedo a la violencia y también a la venganza de las administraciones. Manifestemos nuestra españolidad, sin miedo; y nuestra unidad.

De una vez por todas.

Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

Blog: generaldavila.com

5 noviembre 2018

VISUS MILITIS 1 DE ENERO 2017 ESPEREMOS SIEMPRE, AUNQUE ESPEREMOS DESESPERADAMENTE

san_felipe_1

San Felipe. Siempre vigilantes y expectantes

El horizonte se abre ante la impenetrable mirada del soldado. Vigila el horizonte militar. Turbio y envuelto en nieblas que obligan a una mayor y expectante vigilancia.

Es momento de recordar las viejas, nunca antiguas, Reales Ordenanzas, código moral del comportamiento y sabiduría del soldado.

‹‹Los Ejércitos de España son herederos y depositarios de una gloriosa tradición militar. El homenaje a los héroes que la forjaron es una deber de gratitud y un motivo de estímulo para la continuación de su obra››.

La historia de España es rica en acontecimientos; no quedan fechas que rellenar en el calendario. Empezamos el año y el 1 de enero se conmemora la Batalla de los Castillejos (1860), donde el General Prim, al mando de los Voluntarios Catalanes, ganó la primera gran batalla de la guerra de África.

granada_1492_detail1

La toma de Granada.

Siguiendo el calendario el 2 de enero celebramos el fin de la Reconquista española (1492) con la toma de Granada.

Es el 6 de enero de 1782 se recupera Mahón entonces en poder de la Corona inglesa. El Rey dada la importancia de la costosa reconquista ordenó que, en la fiesta de la Epifanía, se reuniese a todas las guarniciones y en su nombre se trasladase a todos los soldados su felicitación. Es la Pascua Militar.

Siempre atentos a las palabras de SM. el Rey el soldado guarda en el fondo de su corazón el mensaje de su Jefe Supremo.

Durante años sus palabras se han centrado en apelar a la unidad de España y a la misión constitucional de los ejércitos. Hay ocasiones, como la actual, en las que este mensaje de unidad se espera desesperadamente.

Estos años  atrás hablaba el Rey y decía que para mantener la unidad de España, el respeto a sus símbolos y la observancia de la Constitución contaremos siempre todos, contará España, con el Rey, que se honra en estar al frente de los ejércitos.

El valor consiste en buscar la verdad y decirla y que la independencia permanente de la Jefatura del Estado es la que le permite  ejercer el arbitraje y la moderación, y también garantizar la unidad de la patria y la consolidación del sistema. Y decía el Rey, que los ejércitos constituyen el brazo armado de la soberanía nacional, no hay España sin libertad y no hay libertad sin ejércitos. Y dice ahora y dirá siempre, que como Rey, como Jefe del Estado y mando supremo de las Fuerzas Armadas se honra profundamente en compartir con nosotros y con la nación en su conjunto, una misión que atañe a garantizar la soberanía e independencia de España, a la defensa de su integridad territorial y del ordenamiento constitucional. Así ha hablado el Rey a sus soldados durante estos años, con palabra de Rey, apelando a la Unidad de España y su sentimiento de proximidad a los soldados de los que él es el primero de todos.

3435622

Pascua Militar. Habla SM. el Rey

Es día 1 de enero. Empieza un año de esperanza. El día 6 es la Pascua Militar. Dijo un 6 de enero el Rey Don Juan Carlos recordando las palabras de un pensador español: “Esperemos siempre, aunque esperemos desesperadamente”.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez