LOS PAPELES DE BONO Y EL TENIENTE GENERAL MENA General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

En el digital Vozpopuli y publicado por Gonzalo Araluce se están dando a conocer los llamados papeles de Bono. Deben ser importantes.

No dedicaré ni un minuto a mirar la papelera del personaje que seguro que algo busca, se busca en el espejo. Esa es la importancia.

Inexplicable papeleo y menudo papelón el del viejo Bono de nuestras entretelas. No es nuevo. Llevaba demasiado tiempo calladito.

El personaje don José Bono, ni el señor José ni don Bono, interesan en el mundo militar, en el civil lo dudo más allá de las hípicas provinciales. Ser el peor ministro de Defensa que se haya conocido en España es todo un título.

Lo lleva con orgullo gracias a que dejó bien colocado a un grupo importante de fieles escuderos que siguen sus andanzas, que ancha es su castilla y su mancha, ambas cosas en él contradictorias porque, sin saber nada, hizo de todo sin asesorarse de nada, que él todo lo sabe, pero no pudo ser lo que nunca fue, aunque cree haberlo sido. De todo hizo menos lo que debió hacer.

Abandonó al Ejército, lo inundó de sus caprichos, no respetó sus valores tradicionales, quiso imponer su moral y hasta modificar tradiciones sagradas propuso. Dejó en peligrosa tesitura a unas tropas que se jugaban la vida y expuso a grave riesgo a las tropas aliadas en una decisión precipitada y errónea, que supuso una de las mayores derrotas morales de nuestras tropas en el cumplimiento de una misión. Inolvidable personaje. Fomentó el enfrentamiento entre compañeros, desnombró para nombrar a sus afiliados.

No se fiaba. Vigiló desde soldados a generales, buscó debajo de las alfombras, habló a unos de una manera y a otros de la otra, a ver si alguno cantaba lo que él quería oír, lo que jamás se habló entre caballeros de uniforme.

Se hizo famoso por el cese y arresto del Teniente General don José Mena Aguado, enero de 2006, por las palabras que pronunció el general el día de la Pascua Militar siendo Jefe de la Fuerza Terrestre con sede en Sevilla. Provocó un intencionado vuelco de escalilla, como se dice en términos militares. El JEMAD era Félix Sanz Roldán, que luego fue Jefe del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) y ahora se sienta en el Consejo de Administración de Iberdrola. Le sustituyó como JEMAD José Julio Rodríguez Fernández, dirigente del partido político Podemos y mano izquierda de Pablo Iglesias. Eran aquellos tiempos…

Sí. Los tiempos del Estatuto catalán… de aquellos polvos.

Conviene repetir lo que ya escribí hace tiempo y que vuelven a remordernos las conciencias.

El general Mena en su discurso de la Pascua Militar se adelantó en el tiempo, proféticamente, a lo que con frivolidad otros menospreciaban: la ruptura de la unidad de España. No se escondió ante nadie ni ante nada y dio la cara por todos sus subordinados que le mostraban a diario su preocupación y desencanto. El general Mena era el Jefe de la Fuerza Terrestre, es decir el jefe de casi todas las unidades de combate del Ejército. El general Mena recordó, cuando todo empezaba, la relevante y honorable misión de las Fuerzas Armadas; repito, proféticamente. Lo hizo sin el menor atisbo de amenaza ni escándalo que no fuese el que los débiles, en su interpretación del deber y la responsabilidad que su cargo exigía, jugaban a la nación de naciones y frivolidades estatutarias sembrando la cizaña entre el trigo.

Hoy conviene recordar y traer a la memoria el injusto tratamiento dado a un hombre de honor que dijo lo que ahora todos dicen y se desdicen y siguen diciendo que dijeron. Ahora que el honor se cambia por cobardía y los ejemplos están perdidos en discursos insustanciales, conviene no olvidar a los hombres que su deber les llevó a cumplir con honor a pesar de los que quisieron deshonrarles. Su actitud entonces, a lo largo de estos años, hoy más que nunca, es un ejemplo.

Ha pasado el tiempo y ha estallado lo que nunca quisimos presenciar.

Porque el honor una vez perdido no se recobra jamás.

Pero, ¡qué bien llevan algunos!… haberlo perdido.

No solo el perdón sino la verdad. No tirar la piedra y esconder la mano. Ni esconder documentos de amenaza. Hechos y perdón.

El señor Bono quiso ser ministro sin querer queriendo,  y se fue como vino, con documentos, pero vacío. El alma de soldado no se modifica a capricho.

‹‹Inmolarse por Dios fue su destino;/ salvar a España, su pasión entera;/ servir al Rey, su vocación y sino./ No supieron querer otra bandera,/ no supieron andar otro camino;/ ¡no supieron morir de otra manera!».

Hasta eso quiso enmendar, lo que corrobora al personaje. No aprendió nada.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

24 enero 2022

 

 

 

 

PASCUA MILITAR. MISMO PROBLEMA IDÉNTICA SOLUCIÓN.

La historia de España es rica en acontecimientos militares; no quedan fechas que rellenar en el calendario. Empezamos el año y el 1 de enero se conmemora la Batalla de los Castillejos (1860), donde el General Prim, al mando de los Voluntarios Catalanes, ganó la primera gran batalla de la guerra de África. Ya he hablado de ella en artículos anteriores y de sus “Voluntarios Catalanes”, de los que ahora reniegan algunos indocumentados.

Siguiendo el calendario el 2 de enero celebramos el fin de la Reconquista española (1492) con la toma de Granada que por cierto ahora sirve para que se enzarcen en bizantinas discusiones y falsos enfrentamientos los políticos de turno que, algunos, saben de historia lo que leen en wikipedia.

Es el 6 de enero de 1782, durante el reinado de Carlos III, cuando se recupera Mahón entonces en poder de la Corona inglesa. El Rey dada la importancia de la costosa reconquista ordenó que, en la fiesta de la Epifanía, se reuniese a todas las guarniciones y en su nombre se trasladase a todos los soldados su felicitación.

La Pascua Militar nos trae el recuerdo histórico de aquella fecha y actualmente se ha convertido en un acto Castrense de enorme importancia con el que se inicia el año militar, se hace resumen del año anterior y se plasman las líneas a seguir en el que comienza.

Lleva presidiéndola el Rey desde 1976, primera Pascua Militar en democracia. No se celebró en 1983 ni en 1985 por estar el Rey convaleciente. En el año 2000 tampoco hubo Pascua Militar por el fallecimiento de la Condesa de Barcelona y se sustituyó por una Audiencia Militar. El año 2015 después de la abdicación de Don Juan Carlos, el Rey Don Felipe preside como Rey su primera Pascua Militar. Había siempre asistido con su padre desde la del año 1986 que lo hizo de Caballero Cadete de la Academia General Militar.

Las palabras de SM. El Rey siempre se esperan con especial interés y el mensaje dirigido a las Fuerzas Armadas en la Pascua Militar, antaño famoso por sus corrillos políticos, tiene una gran repercusión mediática y social. La clave de estos mensajes, al margen de las referencias a las virtudes militares, ha sido durante años apelar a la unidad de España y a la misión constitucional de la Fuerzas Armadas. Hay ocasiones, como la actual, en las que este mensaje de unidad se espera desesperadamente y no se oye con la fuerza que la espera y la situación requiere.

España tiene un gravísimo problema que destaca sobre el conjunto y que amenaza al mismo nombre y sentido de España: su Unidad. Son a las Fuerzas Armadas, todavía, a las que la Constitución en su artículo 8 asigna como misión garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional. Que nadie pretenda hacer un uso inadecuado de la lectura de este artículo, pero que tampoco nadie pretenda borrarlo como inexistente. Es la Ley. Las Fuerzas Armadas saben cumplir y como hacerlo, y en estos años han sido el mejor de los ejemplos democráticos en su actuación y entrega. Pero nunca olvidan que su primera misión es esa, para lo que deben estar preparadas y dispuestas. Hablar de ello no está de más.

Siempre el Rey dice que para mantener la unidad de España, el respeto a sus símbolos y la observancia de la Constitución contaremos siempre todos, contará España, con el Rey, que se honra en estar al frente de los ejércitos. Que el valor consiste en buscar la verdad y decirla y que la independencia permanente de la Jefatura del Estado es la que le permite  ejercer el arbitraje y la moderación, y también garantizar la unidad de la patria y la consolidación del sistema. Y ha seguido diciendo el Rey, que los ejércitos constituyen el brazo armado de la soberanía nacional, no hay España sin libertad y no hay libertad sin ejércitos. Como Rey, como Jefe del Estado y mando supremo de las Fuerzas Armadas se honra profundamente en compartir con nosotros y con la nación en su conjunto, una misión que atañe a garantizar la soberanía e independencia de España, a la defensa de su integridad territorial y del ordenamiento constitucional. Así ha hablado siempre el Rey a sus soldados durante estos años, con palabra de Rey, apelando a la Unidad de España y su sentimiento de proximidad a los soldados de los que él es el primero de todos.

Este es el problema de España: Su Unidad. Su integridad territorial. El respeto y cumplimiento de su Constitución. Mientras más cerca está el problema menos se habla de él.

Los problemas concretos de las Fuerzas Armadas son muchos.

-Una Ley de financiación y sostenibilidad de las Fuerzas Armadas.

-El futuro laboral para la escala de tropa y marinería más allá de los 45 años.

Equiparación salarial de los militares con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Siempre igual. Mismo problema, idéntica solución. Nada.

No sé si mañana tendré algo nuevo que contarles.

Feliz Pascua Militar

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

6 enero 2022

PASCUA MILITAR

Voy a ser muy breve. Hoy es el día de la Pascua Militar: 6 de enero 2021.Felicidades a los Ejércitos de España.

¿Las Fuerzas Armadas no se van a acordar del Rey D. Juan Carlos de Borbón que ha sido nuestro Mando Supremo durante cerca de 45 años?

¿No va  a haber una felicitación institucional?

La ingratitud y el olvido son característicos de aquellas personas de las que mejor no fiarse.

Felicidades Majestad por Vuestro cumpleaños y por estos años bajo Vuestro Mando en los que España y sus Fuerzas Armadas brillaron en el mundo.

Gracias Majestad. Feliz Pascua Militar.

¡Viva España! ¡Viva el Rey! ¡Viva las Fuerzas Armadas!

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

6 enero 2021

Blog: generaldavila.com

«TRADICIÓN» General de División (R.) Vicente Díaz de Villegas y Herrería

Recuperación de Menorca. Castillo de San Felipe

En 1708, aprovechando una de esas debilidades tan españolas, sus guerras civiles, en este caso la internacionalizada guerra de Sucesión al reino de España entre Austrias y Borbones, los británicos conquistaban la isla de Menorca.

En esa época, los británicos también se apoderaron de Gibraltar y ahí siguen. Conviene leer un poco de historia, porque sí, todo tiene consecuencias incluso en esta época de “política fast food, o de tente mientras cobro” de elección en elección.

En 1713 por el tratado de Utrecht pasaban a dominio británico Menorca y Gibraltar. Los británicos en 1782 se rendían con armas banderas y estandartes a una fuerza hispano francesa.

En 1798, Menorca era invadida de nuevo por los británicos y por el tratado de Amiens en 1802 se recuperó de nuevo Menorca, que volvió a España definitivamente.

Iniciaba este año 2018 el General Dávila con una gran cronología y valoración de la ceremonia del compromiso, Jura o Promesa, ante la Bandera y ante una Fuerza Armada, en la que los Soldados de España se comprometen a derramar hasta la última gota de su sangre.

Los titulares del Ministerio de Defensa -“Capitán mande firmes”- que SI, dan órdenes y juzgan y aplican el código de justicia militar/ leyes penales militares a los demás. ¿Están sometidos al código de justicia militar? ¿Es su responsabilidad sólo política?

En esta línea también sería necesario incluir, después de jurar/prometer su cargo como también lo juran/prometen los militares, el Juramento o Promesa ante la Bandera de entregar hasta la ultima gota de su sangre.

En esta querida España nuestra, la democracia de partidos ha cobijado a agencias de empleo de  traidores y corruptos que no creen en ella ni en que el ciudadano es adulto – “es que la gente es tonta” Tip y Coll- , y en definitiva tampoco creen en España.

Desde la “droga” que supone el poder para unos y el empleo de la “post-verdad” para otros, se ha construido una mentira histórica que cubra el fracaso de una política que llevó a España, golpe a golpe, a la última guerra civil. Guerra civil en la que se regaron de sangre española nuestros campos, y se mostró la suciedad política sembrada que llevó, fuera de los campos de batalla, a los asesinatos de inocentes.

Se ha ignorado que desde el desastre del 1898, España pobre, triste, agitada y enfrentada solo se levantó a partir del 1939 con el esfuerzo de todos los españoles preocupados de trabajar y progresar unidos protegiendo a los obreros y construyendo una clase media aglutinadora.

¿Para cuándo, sin silencios ni gritos, recuperaremos la verdad que nos hace libres y dejaremos los rencores que solo dividen y enconan?

El 6 será la Pascua Militar en la que el Rey, primer Soldado de España y sus Soldados se reúnen y el Rey les agradece sus servicios. Es una ceremonia que se instaura por el rey Carlos III a raíz de la toma y recuperación de Menorca en 1782.

Se ha tomado por costumbre sustituir al jefe de los militares, el JEMAD, por el administrador político olvidando la tradición de la Pascua Militar. Ni los militares ni el Rey pertenecen a partidos políticos solo sirven a España y a sus gentes.

Apartar a los militares de puestos para los que están muy capacitados dentro del área de Defensa e incluso no trasvasarlos a otros Ministerios indica una ignorancia, una desconfianza o un desprecio de sus capacidades. Lo militar ha sido desterrado y solo ha sido apreciado cuando desde fuera de España se ha alabado su profesionalidad.

El Rey en la Pascua Militar

Su Majestad nos dio una alegría con su defensa de la unidad de España en 2017 y sin necesidad de interpretadores ni astrólogos de la política, el pueblo Español lo entendió, a pesar de estar continuamente bombardeado para “venderle” o “imponerle” alguna genialidad. ¡Gracias otra vez Majestad!!

Pero los sufridores no son solo los Soldados de España  pues llegan otros Reyes, los Magos de Oriente, llenos de una ilusión con la que el 6 de enero se iluminarán las caras de muchos de los niños. Historia y tradición de más de 2.000 años que los mequetrefes dictadores pretenden liquidar. En lugar de invadir los hogares e infectar la infancia con falsas ideologías y políticas  amorales y los telediarios con discusiones estériles sería más acertado dedicarse a legislar adelgazando las administraciones y mirando cada céntimo, pues cada día aumenta la deuda pública que hipoteca esa infancia y aumentan nuestros impuestos.

General de División (R.) Vicente Díaz de Villegas y Herrería

Blog: generaldavila.com

4 enero 2018

 

EFEMÉRIDE SEMANA DEL 2 AL 8 DE ENERO (1782 PASCUA MILITAR)

pascua3

SM. el Rey pasa revista a las tropas el día de la Pascua Militar

Los disparos de 111 cañones y 36 morteros de las tropas españolas al mando del duque de Crillón, atronaron Menorca dando comienzo la conquista del último reducto de la isla en manos inglesas, el Fuerte de San Felipe, cuya guarnición “… Se entregó prisionera de guerra al valor del Ejército del Rey nuestro señor…” El 4 de febrero de aquel año. Para celebrar esta brillante acción, por la que se recuperaba la isla de Menorca en poder de las tropas inglesas desde el Tratado de Utrech, el Rey Carlos III promulgó un Real Decreto en el que “…queriendo dar al Ejército de España y sus indias una muestra de su real aprecio…”, ordenó a Virreyes, Capitanes Generales, Gobernadores y Comandantes Militares que, en lo sucesivo, el día de la adoración de los Santos Reyes Magos “…reuniesen a las guarniciones y presidios y notificasen en su nombre a los jefes y oficiales de los Ejércitos, para que estos lo hiciesen llegar a las tropas, su regia felicitación con ocasión de la fiesta que debería celebrarse todos los años en tal fecha y llamarse en lo sucesivo Pascua Militar…”.

Desde 1976 ha sido presidida por SM. el Rey Don Juan Carlos. No se celebró en 1983 ni en 1985 por estar el Rey convaleciente. El año 2000 tampoco se celebró por el fallecimiento de la Condesa de Barcelona.

El Rey Don Felipe presidirá la Pascua Militar 2017.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

VISUS MILITIS 1 DE ENERO 2017 ESPEREMOS SIEMPRE, AUNQUE ESPEREMOS DESESPERADAMENTE

san_felipe_1

San Felipe. Siempre vigilantes y expectantes

El horizonte se abre ante la impenetrable mirada del soldado. Vigila el horizonte militar. Turbio y envuelto en nieblas que obligan a una mayor y expectante vigilancia.

Es momento de recordar las viejas, nunca antiguas, Reales Ordenanzas, código moral del comportamiento y sabiduría del soldado.

‹‹Los Ejércitos de España son herederos y depositarios de una gloriosa tradición militar. El homenaje a los héroes que la forjaron es una deber de gratitud y un motivo de estímulo para la continuación de su obra››.

La historia de España es rica en acontecimientos; no quedan fechas que rellenar en el calendario. Empezamos el año y el 1 de enero se conmemora la Batalla de los Castillejos (1860), donde el General Prim, al mando de los Voluntarios Catalanes, ganó la primera gran batalla de la guerra de África.

granada_1492_detail1

La toma de Granada.

Siguiendo el calendario el 2 de enero celebramos el fin de la Reconquista española (1492) con la toma de Granada.

Es el 6 de enero de 1782 se recupera Mahón entonces en poder de la Corona inglesa. El Rey dada la importancia de la costosa reconquista ordenó que, en la fiesta de la Epifanía, se reuniese a todas las guarniciones y en su nombre se trasladase a todos los soldados su felicitación. Es la Pascua Militar.

Siempre atentos a las palabras de SM. el Rey el soldado guarda en el fondo de su corazón el mensaje de su Jefe Supremo.

Durante años sus palabras se han centrado en apelar a la unidad de España y a la misión constitucional de los ejércitos. Hay ocasiones, como la actual, en las que este mensaje de unidad se espera desesperadamente.

Estos años  atrás hablaba el Rey y decía que para mantener la unidad de España, el respeto a sus símbolos y la observancia de la Constitución contaremos siempre todos, contará España, con el Rey, que se honra en estar al frente de los ejércitos.

El valor consiste en buscar la verdad y decirla y que la independencia permanente de la Jefatura del Estado es la que le permite  ejercer el arbitraje y la moderación, y también garantizar la unidad de la patria y la consolidación del sistema. Y decía el Rey, que los ejércitos constituyen el brazo armado de la soberanía nacional, no hay España sin libertad y no hay libertad sin ejércitos. Y dice ahora y dirá siempre, que como Rey, como Jefe del Estado y mando supremo de las Fuerzas Armadas se honra profundamente en compartir con nosotros y con la nación en su conjunto, una misión que atañe a garantizar la soberanía e independencia de España, a la defensa de su integridad territorial y del ordenamiento constitucional. Así ha hablado el Rey a sus soldados durante estos años, con palabra de Rey, apelando a la Unidad de España y su sentimiento de proximidad a los soldados de los que él es el primero de todos.

3435622

Pascua Militar. Habla SM. el Rey

Es día 1 de enero. Empieza un año de esperanza. El día 6 es la Pascua Militar. Dijo un 6 de enero el Rey Don Juan Carlos recordando las palabras de un pensador español: “Esperemos siempre, aunque esperemos desesperadamente”.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez