COTILLEOS DEL PALACIO… DE LA MONCLOA General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

De fuentes bien informadas, como antes se decía, me entero de que en el Consejo de Ministros de la crisis se plantaron Calviño y Robles.

El comunista, en cuarentena, fue allí, por encima de todo, incluso del riesgo para sus compis, a sacar tajada. Dos ministras dijeron ¡basta!. Calviño vio la economía temblar y por un momento se le apareció Maduro sentado en el lugar de Sánchez. Robles vio al Ejército, en rojo, estrellado de rojas estrellas, repartiendo tiritas y con flores en los cañones, que de entrada quedaba muy bonito, pero pensó en aquello de ¡A mí la Legión! y le temblaron las canillas.

¡No. Hasta aquí hemos llegado!, Coletas, y no te arrimes tanto.

Sánchez confuso, miraba al ministro de Universidades que, como Unamuno y medio dormido, se entretenía en hacer pajaritas de papel, hasta que en una de esas gritó: ¡Viva la inteligencia! Soñaba un mal sueño. Se abrió la puerta y todos miraron hacia ella con cierto temor, por si acaso, pero no, era un ujier con una jofaina de agua para que el presidente se lavase las manos. Corría entre ministros el desinfectante.

Calviño amenazó con Europa. Voy y me chivo. Te vas a enterar, Coletas.

El Coletas miraba a Robles: Tú a mí no me tocas… mis soldados. Contestó iracunda la magistrada.

Ella a Sánchez: Mi jemad ya está preparado y me ha dicho que solo espera órdenes. Los soldados uniformados, sin armas claro, los aviones vuelan y los barcos navegan. De milagro, decía el anterior jemad, pero este me dice que no, que le sobran barcos, aviones y soldados. Para dietas no sabe si le va a llegar, pero con las de la instrucción y adiestramiento suspendido nos apañamos. Ya aprenderán y se adiestrarán más adelante. Si es necesario nos traemos a los del Líbano, Irak, Turquía, Letonia…

Sánchez respira. Robles no sabe que le han dicho lo que los soldados pueden hacer, pero nadie le ha informado de lo que no deben hacer. Ese es un problema. Siempre la confusión del poder con el deber.

El comunista veía que perdía y creía que la fiebre le subía. ¡Ía-ía-ía, Illa maravilla! Impertérrito el de Sanidad, consultaba los últimos datos del día, y todo subía y abajo se venía. Habla del INSALUD y alguien le dice que eso ya no existe. Claro él no es médico sino dialogador. ¡Anda! por eso ahora con lo de las Autonomías si a uno de Pamplona le da un jamacuco en Madrid y va a urgencias nadie conoce sus antecedentes clínicos, no hay cruce de datos.

Al comunista se le ocurrió otra vía: la Corona. Se la puso por montera y salió de la reunión muy enfadado, bueno, mejor dicho cabreado, estos no saben de enfados, sino de lo que implícito lleva lo otro. Pensaba entre moquetas: Tengo la sexta y la cuatro y hasta la cinco y la del 3, creo que la 1 y la 2; tengo, tengo, solo necesito dominar. Desde la Sierra Madrileña, nido de águilas, dominaré Madrid y sus palacios.

Lo intenta por otro camino y seguirá con su proyecto a través de las falsas noticias y medias verdades, táctica de agitación y propaganda de los bolcheviques. Le importa un bledo el virus ya que el comunismo es afecto a toda clase de virus.

No sé quién -¿el ocupador de salas VIP?-, preguntó: ¿Hasta cuándo aguantarán los españoles encerrados en sus casas¿ ¿Por qué los británicos no toman medidas? ¿Será esto imparable y no tengamos otra solución que esperar al calor de agosto? Nadie sabe nada.

Termina la reunión como el rosario de la aurora.

Saliendo el Coletas de la reunión entró Ivan, ya saben.

¿Tienes la solución? Preguntó el presidente Sánchez (a partir de ahora hay que poner el nombre porque, según veíamos ayer en el show televisivo, el de interior no dirige sino preside).

No, presidente. Llaman Pablo, Santi, Inés, que se ofrecen para un Gobierno de Concentración. ¿Y eso qué es? ¿Pero yo sigo aquí en mi colchón? ¿Y cuando esto pase sigo siendo el rey?

Pues eso tenéis que hablarlo.

Celaaaá que ha puesto el oído pregunta ¿Qué hay una concentración?

El de Interior, el que preside, mira a Robles: ¿Concentración? ¿Tú o yo? ¿Tuya o mía?

Presi, el colchón no hay quien te lo quite mientras yo esté a tu lado. Termina Iván tranquilizando a Sánchez, que con mal gesto y peor cara se dirige a los españoles, sus súbditos: ¡Españoles!: Solo mil palabras para deciros que nada. Nada y nada. Más nada que nada y hasta mañana nada, y después de mañana nada; y que nada, que esto lo vamos a ganar, porque nada, así que nada… Durante cerca de una hora. Pues nada: tranquinada.

El CNI, este y el otro, el del otro, no sé si el de Villarejo también, lo grabó todo.

Lo guardan porque aquí, tarde o temprano, todo se sabe.

Una recomendación: estén atentos, porque entre falsas noticias (fakes) se cuelan algunas verdades.

“En este mundo traidor nada hay verdad ni mentira; todo es según del color del cristal con que se mira” (Ramón de Campoamor y Campoosorio.1817-1901). A este Consejo de Ministros acudieron con gafas oscuras y el resultado es, como anunció el presidente, Sánchez, que nada, quédate en casa, que no hay nada que hacer. Nada es nada, como sí es sí y no es no. Sino todo lo contrario.

Nota aclaratoria: Las Fuerzas Armadas poseen infinidad de capacidades, pero no son un “todo a cien“. Es delicado hacer un uso inadecuado de medios y capacidades. Por ejemplo usarlas, como veo y escucho, para anunciar por megafonía que nos quedemos en casa. Esto no es un toque de queda. Eso lo pueden y deben hacer otros. El mando militar debe asesorar y explicar la diferencia entre lo que se puede hacer y lo que se debe hacer. Sobre todo no engañar al personal para dar imagen y desperdiciar sus verdaderas capacidades. El mal o inadecuado empleo de los medios es preocupante. Luego se oye lo que se oye: Los militares toman las calles. Sí; de pregoneros.

Claro que aquí todo vale con tal de aparentar. Nada, pues, nada, nada que hacer.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog: generaldavila.com

16 marzo 2020

11 pensamientos en “COTILLEOS DEL PALACIO… DE LA MONCLOA General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

  1. Muy bien por tu comentario, mi General, pero no creo que a estas alturas te sorprenda para qué han ido quedando los Ejércitos . No se me olvida cuando yo, Tte. Coronel recién ascendido ,en un pasillo del C.G.E, le decía a mi Coronel entonces ,que me iba, que este no era mi Ejército , que no soportaba tanta ofensa, que ETA nos persiguiera y por ello yo tenía que dejar de vestirme mi uniforme en la calle y tenerlo en una taquilla como si fuera mi ropa de trabajo, o que era mejor decir que eras Funcionario en vez de Militar con lo bien y bonito que suena u oír al Sr. Guerra en una conversación que habían hecho mucho, entre otras cosas “sometido” al Ejército, cuando fuimos un modelo de disciplina (que si no otro gallo les hubiese cantado), etc.
    Hemos pasado ,sin rechistar, hasta por una retirada vergonzosa de Irak dejando a las demás Unidades de otros Ejércitos vendidas, lo más traidor a mi entender. Todo, mi querido General ,sin rechistar. Por tanto no me extraña la forma de utilizar el Ejrrcito (no me gusta lo de FFAAs que fue la puerta para lo que tenemos)
    Serafin Verdejo, Tte. Coronel (R)

    Le gusta a 1 persona

  2. Respetados y queridísimos Generales, y amigos:
    – En todos los sentidos, lo que has escrito es de mano maestra.
    – Que el Señor sea contigo, con tus seres queridos, y nos proteja a todos los españoles.

    ¡¡ POR DIOS Y POR ESPAÑA A MI REY SERVIR HASTA MORIR, VIVA LA LEGIÓN, VIVA ESPAÑA, VIVA EL REY !!

    Esperanza González de Fonseca Marco

    Le gusta a 3 personas

  3. Magnifico como siempre…como le he dicho …
    No hemos pasado a la accion..todo quedará en el terreno de los sueños. .aplicado a cualquier tema.

    Me gusta

  4. ESPAÑOLES LA PATRIA ESTÁ EN PELIGRO !!!!!!, les suena, pues eso, así estamos . Lo de estos días y el famoso“Consejo de Ministros ”, ha sido de traca. Alguna vez, nos enteraremos de lo que allí se dijo y de quién lo dijo.
    Deduzco que no fue de guante blanco, pero no me fío, de lo que se informó después tampoco.
    Me alegró ver en este, magnífico artículo, la mención o mejor la hipótesis, de la vuelta de las tropas, que se encuentran en misiones en el extranjero. Ya lo he comentado, alguna vez, en este Blog.
    Las unidades, no pueden convertirse en guardias de la porra, con todo mi respeto hacia estas. Cada uno tiene su cometido.
    Cuidado con La Corona, eso es sagrado.🇪🇸🇪🇸🇪🇸

    Le gusta a 1 persona

  5. Mi general, estamos a puntito de emular al de en Simancas “Tirar sobre nosotros que el enemigo está dentro” y hace el agosto al de fuera, que no es poco y ataca desde hace siglos (a la historia me remito).
    La muralla tiene grietas y ya amenazan la torre del homenaje. Es momento de defenderla a toda costa… estos británicos siempre alimentan traidores desde aquel sevillano que se cambió el apellido por Blanco, pero en inglés para más enjundia.

    Le gusta a 2 personas

  6. Buenas tardes a todos. Mi General lo expuesto por su pluma, es excelente. Estamos en un desbarajuste total, este desgobierno es letal y encima, hay una cantidad enorme que están con una psicosis de espanto. Eso es lo que han conseguido. En cuanto al coletas, es tanta su ambición, que no se puede aguantar. Solo nos queda pedir a Dios que se compadezca de nosotros. Gracias y saludos.

    Le gusta a 3 personas

  7. Estoy con la exposición del Tte Coronel ( R ) Serafín Verdejo, En la época de ETA era lógica la prudencia y ceder en algunos asuntos por la seguridad personal. Creo que si se hubiera actuado con mano dura y sin contemplaciones se habría terminado con el cáncer y no estaría dormido como lo esta. Me entristece que el militar no pueda lucir e ir orgulloso con su uniforme como antaño y me cabrea perdón por la expresión que cuatro políticos mindunguis del tres al cuarto puedan decidir que el ejercito no es bienvenido o no tenga representación en cualquier lugar de nuestra ESPAÑA . Ya está bien de tanta humillación y que nos mangoneen como les de la gana. POR ESPAÑA TODO.

    Me gusta

  8. Buenos días; excelente 1º capítulo de unas Deprimentes Chrónicas de Mncloa. Si a uno le aparece un dedo ajeno en el ojo, que no se preocupe; el dueño (del dedo) sólo hace como que gobierna. Nada personal; y encima, dice actuar por nuestro bien. .

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .