TRUJILLO CONCEDE LA MEDALLA DE ORO A LA LEGIÓN ESPAÑOLA (CAMINO DEL CENTENARIO) General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

El ayuntamiento de Trujillo en sesión plenaria y por unanimidad ha concedido la Medalla de Oro de la ciudad a la Legión española. Estas noticias no suelen tener la difusión que se merecen, pero en nuestro blog sabemos que será por todos compartida y difundida con alegría y hondo sentimiento. Ustedes saben lo que significa, desde la intimidad del deber y del honor, que una ciudad legendaria repleta de historia de España se acuerde de estos bravos y humildes legionarios. Ellos no buscan protagonismo, pero nosotros que amamos y admiramos su labor, queremos que en ocasiones, aunque sean mínimas, la Legión sea noticia, honda y feliz noticia, en reconocimiento a su labor.

Se lo merece. La Legión huele y sabe a pueblo llano y sencillo, a permanente sacrificio de escasez hasta en las palabras. Un Credo, unas normas sencillas, la herramienta, y al trabajo. Suave disciplina es el mando cuando se comparte la pasión de la misión. Un cabo, jefe más inmediato, es en la Legión mando supremo y ejemplo constante en la vida; y maestro de cómo morir. El mando en la Legión es como la vida, que exige fascinación, genialidad, y una estrecha vinculación para que todo responda como un solo hombre alcanzando así un poder tal, que con él sería capaz de conquistar el mundo entero. Conquistadores de almas. Es más fuerte el honroso cumplimiento del deber que el miedo. Es puro pueblo de España, con su instinto y personalidad. Siempre ha sido así en España. ¿Quién dijo miedo? La Legión es la unidad española más identificada con el sencillo pueblo del que surgen esas vocaciones de valientes cumplidores; quizá sean lo mismo… y que nunca deje de ser así. De esta manera pensando me parece que lo hago de Trujillo. ¿Será así?

Trujillo sabe lo que hace y elige a la Legión de escolta, confía en ella.

Trujillo historia legionaria, la misma: abrirse al mundo llevando el nombre de España. Pero una historia no exenta de sacrificio y entrega. Guerras y conflictos que la esquilmaron y la dejaron casi en el olvido.

Trujillo hoy reluce en su historia y belleza de tierra española valiente y abierta, dispuesta, como siempre,  a llevar su presencia más allá. Trujillo pertenece al mundo. Allí, en Trujillo, con la atracción y los vínculos de la historia queda sellada la Legión.

Gente tan fuerte como sencilla. Legionarios de la vida. Historia y tradición unidos, por derecho y con honor.

La Legión Medalla de Oro de Trujillo. Gracias Trujillo, gracias Ciudad Muy Noble, Muy Leal, Insigne y Muy Heroica.

Gracias valientes y nobles trujillanos.

General de División (R.) Rafael Dávila Álvarez

Blog generaldavila.com

12 marzo 2018

 

El REY DON JUAN CARLOS: “LA INMENSA SATISFACCIÓN DEL DEBER CUMPLIDO” Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

Los Reyes Don Juan Carlos y Doña Sofía en el homenaje de las Reales Academias

“El compromiso con España permanece vivo en mi corazón, con la satisfacción del deber cumplido”.

Homenaje de las Reales Academias a SM. El Rey Don Juan Carlos con motivo de su 80 cumpleaños. Con él, la Reina Doña Sofía que recibía ese afecto que le guarda España. Un acto sencillo, muy cariñoso, cargado de simbolismo y sensibilidad. No ha querido el Rey ser el protagonista y ha devuelto el homenaje a quien él siente como protagonista de su reinado: el pueblo español.

La historia se construye desde el desagradecimiento. También las frustradas ambiciones, cuando son innobles, dejan rencores escritos en almas débiles que buscan la traición en cuanto se les presenta la más mínima oportunidad. Larga lista de desagradecidos… Mejor pasar página.

El reconocimiento a la labor del Rey en el periodo más largo de paz y progreso de la historia de España empezó este año, el de su 80 cumpleaños, en la Pascua Militar, con sus soldados. Ha seguido en la Real Academia de la Historia, junto a todas las Reales Academias: “El reinado de Juan Carlos I fue un gran momento de la historia española”.

El Rey permanece intacto en su reinado por y para España. En las páginas de la historia está reluciente y diáfano.

Este lunes pasado el Rey Don Juan Carlos recibía el homenaje a su esfuerzo dedicación y buen hacer. Mucho hay que agradecer. Se le notaba alegre al Rey. Era el Rey que yo conozco, con su gesto de siempre, el del Rey que día a día he visto afanarse buscando lo mejor, lo justo, equitativo y saludable. Incansable, animoso, alegre, dispuesto y acertado. Enormemente justo y cariñoso, sin empalagos, sin afecciones, con fuerza, coraje y siempre en su lugar. El de Rey de España que fue.

El protagonista ha sido el pueblo español

El Rey inteligente y sensible ha sabido darle la vuelta a su merecido homenaje: “Fueron muchos los que contribuyeron al cambio histórico, pero el verdadero protagonista ha sido, en realidad, el pueblo español”. En sus palabras señala donde está la razón de su reinado, su labor y el porqué de su merecido homenaje. No hay otro que el pueblo español, su España querida; más allá de su labor, de su esfuerzo y de su cumpleaños. El pueblo español ha sido con quien ha reinado y quien le ha seguido en su reinado. Y digan lo que digan, escriban lo que escriban, desagradecidos y frustrados de aviesas intenciones…, el pueblo español quiere a su Rey y a su Reina, Don Juan Carlos y Doña Sofía.

Servir al honor de la Nación es el lema de las Reales Academias. El del Rey ha sido siempre único, un compromiso cumplido: España. Subordinar la honrada ambición a la íntima satisfacción del deber cumplido es su mayor recompensa, la de soldado y la de Rey.

Los Reyes presidieron este martes el concierto en homenaje a las Víctimas del terrorismo y el viernes el Rey viajará a Chile en representación de España en la investidura del presidente chileno, Sebastián Piñera, que tendrá lugar el próximo día 11 en la sede del Congreso en Santiago de Chile.

En buena forma y sirviendo a España. Como siempre.

¡Gracias Majestad!

Rafael Dávila Álvarez. General de División (R.)

8 marzo 2018

Blog generaldavila.com

 

 

 

¿Reforma de la Constitución? Melitón Cardona. Embajador de España

Últimamente se habla mucho de reforma constitucional sin que esté nada claro ni cuál sea su finalidad ni qué mecanismos legislativos podrían propiciarla.

Sin poner en duda la buena voluntad de los legisladores del 78, creo que diseñaron un marco constitucional muy contraproducente en un país centrífugo, con el resultado de que nunca antes en la historia de España se había llegado a tal grado de desigualdad entre ciudadanos y territorios españoles, no ya en los niveles de renta sino en los de servicios y derechos básicos. Sólo por eso, creo que sería muy conveniente una reforma de la Constitución española,aunque no en la dirección de acentuar las diferencias, como algunos pretenden, sino en la de eliminarlas de raíz. Por eso, si yo tuviera que proponer una reforma constitucional (lo que no es ni será el caso, claro está) insistiría en suprimir la capacidad normativa de las Comunidades autónomas respetando las de mera gestión, lo que nos permitiría suprimir diecisiete “parlamentos” autonómicos con el consiguiente ahorro para el Erario público y la consiguiente simplificación de nuestra legislación. Además, copiaría el artículo 21 de la Ley fundamental de Bonn (Grundgesetz) para excluir a los partidos políticos cuyo fin no fuera acorde con la finalidad básica democrática de la norma constitucional, lo que nos ahorraría alguna aventura separatista. También, ¿cómo no?, reformaría nuestra Ley electoral para que el voto de los españoles tuviera el mismo peso en todo el territorio nacional.

Suprimiría todo tipo de subvenciones, que son fuente inagotable de corrupción política y de distorsión de la actividad económica y social, algo que nos ahorraría, entre otros muchos males, esa proliferación de televisiones al servicio del partido político capaz de controlarlas y esa multiplicación de ONGs cuyos gestores las utilizan más para retribuirse generosamente que para cumplir sus fines aparentemente humanitarios sin estar sujetas a ningún mecanismo de control democrático.

En cuanto al sistema judicial, eliminaría el control político de la judicatura y reintroduciría una auténtica separación de poderes mediante el mecanismo de regular los ascensos en la carrera judicial por el sistema de cooptación, como ocurre en países de limpia trayectoria democrática. Suprimiría el Tribunal constitucional y atribuiría a una Sala del Tribunal Supremo sus actuales competencias. También reformaría de raíz nuestra anacrónica, ultragarantistay paralizante legislación procesal y la agilizaría atribuyendo a jueces y magistrados amplias facultades en orden a la ordenación del proceso, como es el caso en la tradición anglosajona.

En lo que respecta a la fiscalidad, propondría establecer un tope del 20% a la tributación de las personas físicas y jurídicas y eliminaría los numerosos supuestos hoy vigentes de doble imposición como son los de los impuestos de sucesiones y de patrimonio; además, excluiría de tributación las pensiones y suprimiría ese tope de las máximas que hace que, en mi caso concreto, yo haya cotizado para tener una de 3.400 que se ha visto limitada a 2.500 antes de IRPF en virtud de dicho tope.

Soy consciente de que ninguna de mis propuestas resultaría aceptable para una clase política que vive de la corrupción que propicia un diseño constitucional tan alambicado como imperfecto que me atrevería a calificar de auténticamente prostitucional por antidemocrático y generador de desigualdades.

Melitón Cardona. Embajador de España

Blog: generaldavila.com

30 noviembre 2017

COMENTARIO DEL DÍA PROFANACIÓN DE LA TUMBA DE LOS CAÍDOS DE LA DIVISIÓN AZUL General de División (R.) Juan Chicharro Ortega

Profanada la tumba de los Caídos de la División Azul

El 13 de julio de 1941 miles de jóvenes españoles partieron al frente oriental, en la II GM,  para luchar contra el comunismo soviético, nunca contra Rusia.

Miles cayeron allí y otros tantos quedaron heridos de por vida. Cayeron en defensa de sus ideales y lo hicieron gozosos porque sabían que luchaban por una España mejor y contra el comunismo totalitario que ya había destrozado la Rusia cristiana y pretendía igualmente hacer lo mismo con Europa.

cementerio de la Almudena

Los restos de muchos divisionarios españoles reposan en el cementerio de Pankowska allá en la lejana Rusia, otros están desaparecidos desde entonces en tierra ignota y algunos reposan en el mausoleo que la Hermandad de la División Azul tiene en el cementerio de la Almudena  en Madrid.

Es obvio que se podrá estar de acuerdo o no con lo que aquellos soldados españoles representaban pero ya forman parte de la historia de España, en la que entraron con grandes honores, porque en las frías tierras rusas y siempre ante un enemigo muy superior demostraron  la  nobleza, valentía y coraje que siempre caracterizó al soldado español en circunstancias adversas.

Ayer unos miserables y cobardes han profanado el mausoleo de la División Azul con alevosía y premeditación; lo que nunca hubieran sido capaces de hacer frente a frente con los que allí reposan lo hacen al amparo de la nocturnidad  e impunidad.

Estoy seguro que desde el cielo los divisionarios que allí reposan tendrán lástima de estos cobardes y pobres hombres, que es lo que son: unos pobres hombres incapaces  siquiera de respetar a los muertos. Son escoria, deshechos de la sociedad y no sé qué es lo que buscan con estas acciones.

Sería fácil ahora en reciprocidad hacer lo mismo con otras tumbas de otros españoles caídos en defensa de otros ideales pero nosotros respetamos a quienes defendiendo otras ideas cayeron noblemente en combate. Nosotros no somos iguales a ellos, somos mucho mejores y mucho más nobles. Respetamos a los muertos pues sólo a Dios corresponde el juzgarles.

Ahora bien, exigimos con firmeza a quien corresponda que localice y castigue a los culpables, que restituya el mausoleo y honre los restos de unos hombres que cayeron por su Patria.

Estamos entrando en una espiral de violencia gratuita en la que no queremos entrar pero sepan bien que si nos buscan nos encontrarán y les aseguro que correrán. A las autoridades les corresponde el evitar acciones como esta que no se sabe cómo comienzan y que suelen acabar mal.

Si los malnacidos que han ocasionado esto piensan que con esta acción deshonran a los caídos de la División Azul ya les digo que se engañan a sí mismos. Los divisionarios caídos por Dios y por España ya están en el cielo donde se hallan los soldados valientes y desde allí velarán por esta España nuestra que se rompe a pedazos por la nefasta gestión de unos políticos inefables que con su torticera actuación están propiciando que se den estos hechos execrables.

HONOR A LOS CAÍDOS DE LA DIVISIÓN AZUL

PRESENTES

VIVA ESPAÑA

JUAN CHICHARRO ORTEGA

GENERAL DE DIVISIÓN DE INFANTERÍA DE MARINA (R.)

Blog generaldavila.com

25 agosto 2017